La Rioja: el Macondo donde siempre se vuelve a debatir la re-reelección

LA RIOJA.- Es, junto con otras, una de las provincias que el peronismo gobierna desde el retorno de la democracia. Tuvo reelección ilimitada hasta hace poco más de una década y .Con una particularidad: los resultados de esta noche están, de antemano, sujetos a dos interpretaciones que hacen que el sí y el no puedan ganar a la vez. O perder. También a la vez."La Rioja es Macondo". La sentencia parece fruto de una mirada reduccionista y "porteñocéntrica", pero cobra vida cuando sale de boca de riojanos. De riojanos de a pie y de dirigentes. De funcionarios en actividad y retirados (nunca del todo). De los pasillos de la política local.El poder provincial fue cambiando de manos, pero siempre entre peronistas: Carlos Menem, Luis Beder Herrera, Ángel Maza, destituido por la Legislatura y reemplazado por su vice, Beder Herrera en 2007 y Sergio Casas, vice de Beder Herrera, se sucedieron en la gobernación sin mayores sobresaltos, salvo por la destitución de Maza, sin que el radicalismo, o cualquier otra fuerza, viera siquiera de lejos la posibilidad de acceder al poder."En La Rioja sí existe la alternancia. El problema es que solo existe entre peronistas", bromea un peronista, claro. Pero ¿por qué es así? ¿Por simple aptitud de los peronistas e impericia de los radicales? Las explicaciones son varias, pero difieren según quién las dé y van más allá de esa primera conclusión apurada.Una explicación apunta a lo difícil que es ganarle una elección al partido de gobierno, que, como en otros lados, hace campaña con todos los resortes de la administración y con los recursos del Estado. Esa constante se verificó, siempre según denuncias de la oposición, en la campaña para la consulta popular de hoy.En los últimos días, los celulares de radicales, macristas y varios peronistas fueron propaladoras de fotos y videos de camionetas de distintos municipios de la provincia cargando colchones, comida y electrodomésticos supuestamente dirigidos a seducir a futuros votantes del sí a la enmienda constitucional. "Esa es solo la punta del iceberg", dice un dirigente opositor a LA NACION mientras busca un video entre sus contactos en WhatsApp. "En La Rioja, como en cualquier otra provincia, las elecciones se ganan con plata, pero acá, la diferencia entre lo que gasta el gobierno y lo que gastamos nosotros es abismal", describe resignado.Otro opositor habla del fenómeno de la "cancha inclinada" y enumera elementos más vinculados al diseño institucional de la provincia...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba