Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vii, 7 de Junio de 2019, expediente CNT 058045/2016/CA001

Fecha de Resolución 7 de Junio de 2019
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vii

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA VII 58.045/2016 SENTENCIA DEFINITIVA Nº: 54087 CAUSA Nº 58.045/2016 - SALA

VII- JUZGADO Nº 6 En la ciudad de Buenos Aires, a los 7 días del mes de junio de 2019, para dictar sentencia en estos autos caratulados: “Rigido, N.B. c/ Rubinsztein, M.B. s/

Despido”, se procede a votar en el siguiente orden:

EL DOCTOR N.M.R.B. DIJO:

  1. Se presenta la actora y entabla demanda, en procura del cobro de indemnización por despido y deudas salariales; afirma haber prestado servicio para la demandada realizando tareas de cajera, vendedora y repositora en un local de venta de indumentaria, pero denuncia un deficiente registro.

Indica que a pesar de sus intimaciones la demandada se negó a regularizar su situación laboral. y que el 25, 26 y 27 de febrero al intentar reicorporarse de sus vacaciones, su empleadora le negó el acceso al local.

Por su parte la demandada niega todos y cada uno de los hechos y aduce que la actora ha incurrido en abandono de trabajo y que fue por ello que se decidió su desvinculación.

La sentencia de fs. 94/95 que hace lugar a la demanda es apelada por la demanda a fs. 96/99.

II- Cuestiona la agraviada el análisis de las probanzas arrimadas a la causa y aduce que la actora habría incurrido en abandono de trabajo ya que fue intimada el dia 24/2/2016 a retomar tareas, y al no hacerlo es que se decidió la ruptura del contrato de trabajo.

Adelanto que su pretensión de que sea modificada su decisión no ha de tener favorable acogida.

Ello es de este modo ya que, surge palmario que la trabajadora no ha incurrido en abandono de trabajo. Veamos:

En primer lugar, cabe señalar que el contrato de trabajo culminó por voluntad de la demandada, quien alegó como causa “abandono de trabajo” en el que habría incurrido la Sra. Rigido. De este modo, la carga de la prueba queda en cabeza de la empleadora y de no ser así cae la justificación de rescisión del vínculo más allá de la existencia o no de actividad probatoria de la actora. Ello es así, en los términos del art. 377 del Código Procesal y del art.

499 del Código Civil.

Es función del jurista reconstruir el pasado para ver quien tiene razón en el presente y según se haya distribuido la carga de la prueba, será la actividad que deba desarrollar cada uno.

Esa carga determina lo que cada parte tiene interés en probar para obtener el éxito en el proceso y debe apuntar al objeto de la prueba, es decir los hechos no admitidos y no notorios que a la vez de controvertidos, sean conducentes a la...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba