Resolución Nro. 116 - EX-2019-01175712-GDEMZA-INSPE#MGTYJ, CARATULADO 'ACTA C 4041 ... BANCO MACRO S.A. INFRACCIÓN'

EmisorDIRECCIÓN DE DEFENSA DEL CONSUMIDOR
Fecha de la disposición30 de Julio de 2019

MENDOZA, 30 DE JULIO DE 2019

VISTO:

El expediente Nº EX-2019-01175712-GDEMZA-INSPE#MGTYJ, caratulado "Acta C 4041 REF TICKET 159990. BANCO MACRO SOCIEDAD ANONIMA. INFRACCIÓN", en el cual obran las actuaciones sumariales contra la firma BANCO MACRO SOCIEDAD ANONIMA, CUIT Nº 30-50001008-4, sita en calle Azcuénaga Nº 594, Villa Nueva, Guaymallén, Mendoza, y;

CONSIDERANDO:

Que se inician las actuaciones con motivo del Acta de Infracción serie C Nº 4041, labrada el 12 de marzo de 2019, contra la firma BANCO MACRO SOCIEDAD ANONIMA, CUIT Nº 30-50001008-4, por la inexistencia del Libro de Quejas rubricado por la Dirección de Defensa del Consumidor (Resolución Nº 05/2019 D.D.C.).

Que la firma infraccionada no presenta descargo alguno ante la imputación efectuada.

Que la Resolución Nº 13/2014 dictada por esta Dirección de Defensa del Consumidor se encuentra vigente desde el 15/10/2014 hasta el 11/01/2019. El art. 5º de la Resolución Nº 13/2014 consagra que “Los obligados, comprendidos en el Artículo I, deberán habilitar un "Libro de Quejas. Defensa del Consumidor" en donde consumidores y usuarios podrán asentar sus reclamos...”. Por su parte, el art. 7º de la Resolución mencionada dispone que “El Libro de Quejas deberá ser habilitado anualmente por esta Autoridad de Aplicación, mediante la verificación de la foliatura de sus hojas y la rúbrica del Director de esta Autoridad de Aplicación, en la primera y última hoja del mismo con indicación de la fecha, todo, previo pago del canon correspondiente fijado por la Ley Impositiva del año en curso...”.

Que también es importante remarcar la obligación de exhibición que impone el art. 8º de la Resolución referida al disponer que “El ´Libro de Quejas Defensa del Consumidor´ deberá encontrarse siempre en lugar visible para el público en general en el sector de Atención al Cliente, en caso de ausencia por espacio del sector específico, siempre sobre el mostrador de atención y debidamente señalizado dentro del local comercial.”

Que de la consulta practicada en la Base de Datos de esta Dirección (www.dconsumidor.mendoza.gov.ar), surge que la firma Banco Macro S.A. no tramita el Libro de Quejas correspondiente.

Que debe tenerse presente que el artículo 3º de la Ley Nº 24.240, incorporado por Ley Nº 26.361, señala en su último párrafo “las relaciones de consumo se rigen por el régimen establecido en esta ley y sus reglamentaciones sin perjuicio de que el proveedor, por la actividad que desarrolle, esté alcanzado asimismo por otra normativa específica.” El vínculo jurídico existente entre el usuario de servicios financieros y un Banco, que es un prestador de servicios financieros, es una típica relación de consumo. El prestador, consecuentemente, posee el carácter de proveedor en los términos del art. 2º de la Ley Nº 24.240.

Que la doctrina señala que teniendo en cuenta el origen, la génesis de la singular defensa que en el mundo moderno se brinda al consumidor, como también el propósito de esa protección, se debe concluir en que lo especial es, precisamente, la relación de consumo y las circunstancias que la provocan y rodean en lo que damos en llamar la sociedad de consumo. Son antiguos los servicios bancarios, de seguros, turísticos, de telefonía, de atención de la salud o de administración de planes de ahorro para fines determinados, por citar sólo unos pocos; antigua es también la provisión de alimentos, o de medicamentos. Cada una de estas actividades, como otras, tiene desde antaño su propia regulación y, en muchos casos, una autoridad administrativa para aplicarla, conformando así una suerte de superintendencia integral de cada una de ellas. Así, se organiza el sistema, garantizando con normas y autoridades su funcionamiento. En ocasiones, junto a muchas otras que apuntan a diversos objetivos sistémicos, esas normas que estructuran un determinado sector de actividad protegen al consumidor respecto de alguna cuestión puntual. Entretanto, se desarrolla el consumo moderno, con las particularidades que lo caracterizan: masividad, anonimato, expansión del crédito, vigor publicitario, sofisticación, dinámica renovación productiva y compleja comercialización, entre otras.

Que en este nuevo escenario, con la sanción de la Ley Nº 24.240, de Defensa del Consumidor, el legislador argentino, al igual que el de la mayoría de los países desarrollados, establece una doble protección: protege al consumidor individual afectado en sus derechos subjetivos, y protege el orden público comercial, más precisamente el consumo público, al que la sociedad le otorga un status especial como parte del bien común, pues se siente vulnerada, herida en su conjunto por la falta cometida contra alguno de sus miembros. Estos son los bienes jurídicos protegidos por la Ley Nº 24.240, de Defensa del Consumidor, mediante los tipos penales que crea y...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR