La reforma jubilatoria se muda de la calle a los tribunales

 
EXTRACTO GRATUITO

La disputa por la reforma previsional abandonó la calle e ingresó en los tribunales. El nuevo campo de batalla exige nuevas estrategias. Quienes se oponen al cambio en la forma de actualizar las jubilaciones están obligados a reemplazar la capacidad de movilización y, según sea el caso, de depredación, por la destreza procesal. El Gobierno y los adversarios de su iniciativa siguen trenzados en su duelo. Ahora es una disputa cifrada. Pero, desde el punto de vista político, crucial. Porque no sólo están en juego los ingresos de los jubilados. También se discute la posibilidad de que, con el ahorro que permite el nuevo cálculo, María Eugenia Vidal cuente con $ 65.000 millones para volcar en el deteriorado conurbano bonaerense. Es la geografía hacia la que se ha replegado el kirchnerismo. Su última frontera. Es lógico que la controversia sea despiadada.

Para Mauricio Macri y sus colaboradores ese fondo es crucial desde el punto de vista político. Pero también fiscal. El ahorro que deriva de la reforma jubilatoria permitiría despejar intranquilidades sobre el frente fiscal. Es un objetivo principal del Gobierno, como debería advertirse esta mañana, durante la conferencia de prensa que ofrecerán Marcos Peña, Nicolás Dujovne, Federico Sturzenegger y Luis Caputo. Anoche había un hermetismo cerrado sobre ese mensaje, más allá de una autocelebración del cumplimiento de las pautas fiscales. Pero podrían conjeturarse algunas orientaciones, a partir de las discusiones monetarias y financieras que dominaron al gabinete en los últimos meses. Se podría anunciar alguna forma de coordinación de la política monetaria del Banco Central con el Poder Ejecutivo, lo que incluye sincerar las metas de inflación respecto de expectativas razonables. Un dato clave para ordenar las paritarias. El Central comenzaría a reducir su financiamiento al Tesoro. Y Caputo a emitir Letes en pesos, bajando su exposición al mercado internacional. Si se verificaran estas novedades, habría que volver a apostar a la capacidad predictiva de Elisa Carrió, quien el domingo le dijo a Jorge Liotti, en este diario, que esperaba un cambio de la estrategia de Sturzenegger. Anoche se le sumó Miguel Pichetto: “Se creen que están en el Bundesbank”, ironizó.

Al mismo tiempo, Peña y los ministros adelantarían mañana el próximo paquete de reformas: reavivar el proyecto laboral, un programa de compre nacional y la demorada ley de mercado de capitales.

La reforma jubilatoria forma parte de este...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA