Raúl Moneta presentó un amparo contra el Estado en el caso Ciccone

 
EXTRACTO GRATUITO

Y un día, ocho meses después http://www.lanacion.com.ar/el-caso-de-la-ex-imprenta-ciccone-t47923el ex banquero Raúl Juan Pedro http://www.lanacion.com.ar/1571680-di-lello-dijo-que-los-aportes-a-ciccone-pueden-ser-de-moneta-y-no-ser-fondos-de-origen-legalde la resurrección de la imprenta. Lo hizo a través de un amparo que presentó ante la Justicia para rechazar que el Gobierno compense la estatización de la empresa con sus deudas tributarias y no les pague a los dueños, los que a la vez deberían pagarle a él fianzas y garantías por $ 35,5 millones.El amparo de Moneta dio así otro giro al "caso Ciccone", donde ya el Gobierno, el síndico del concurso, la familia Ciccone y la unidad fiscal antilavado (antes del desplazamiento de su entonces titular y reformulación de la unidad) desconocieron ante la Justicia la existencia de esas supuestas garantías, las consideraron nulas o al menos expresaron serias dudas sobre la fecha real en que se firmaron, según consta en los escritos judiciales que presentó cada uno de ellos y cuyas copias obtuvo LA NACION.El fiscal federal que investiga el "caso Ciccone", Jorge Di Lello, aportó más dudas sobre el rol de uno de los banqueros más polémicos de los años 90. Dijo que los aportes "pueden ser de Moneta", pero también aclaró que "pueden no ser fondos de origen legal", según explicó por radio Vorterix.Moneta se presentó sobre el filo del plazo que tenía para impugnar el decreto 252/2013, que firmó la presidenta Cristina Fernández de Kirchner para habilitar la compensación de las deudas, opción que antes repudió también Alejandro Vandenbroele, como presidente de la enigmática The Old Fund, ante la justicia comercial.La presentación de Moneta -no como dueño de la ex Ciccone, sino como emisor de esas garantías, es decir, como su supuesto financista, tal como LA NACION anticipó en julio del año pasado- recaló por sorteo en el Juzgado en lo Contencioso Administrativo Federal N° 5, a cargo de la jueza subrogante María Alejandra Biotti. Lo inició contra el Estado nacional y contra la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), que por medio de ese mismo decreto 252/2013 quedó como sujeto expropiante de la imprenta.Moneta se basó en las supuestas garantías millonarias que, a través de la firma panameña Mayer Business Corporation, habría otorgado a The Old Fund y a la nueva Ciccone, con prenda de las acciones, cuando ambas eran presididas por Vandenbroele. Esas fianzas establecen que si Moneta no recobra sus millones para...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA