Radiografía de la escena comercial: nubarrones en la calle Corrientes

 
EXTRACTO GRATUITO

Aadet es la Asociación Argentina de Empresarios Teatrales. De ella forman parte la gran mayoría de las salas del circuito comercial (25 en total en un abanico que va desde el Maipo al Paseo La Plaza pasando por el Multiteatro y otras tantas salas de grandes marquesinas de la avenida Corrientes y sus alrededores).

Aadet maneja cifras que dan cuenta del movimiento de la actividad (cifras no disponibles en el circuito alternativo). Esos números dicen, con la contundencia que tienen los números, lo siguiente: comparando agosto del año pasado y el de este año, hubo una caída del 32 por ciento en cantidad de espectadores. Entre septiembre de un año y el del otro, esa disminución fue del 22 por ciento. En lo que hace a funciones, tomando esos dos meses, la comparación interanual determina una caída del 16 por ciento. En términos de recaudación, de agosto del año pasado al de este año, la venta disminuyó el 12 por ciento. En septiembre, el 8 por ciento.

Sebastián Blutrach es el presidente de Aadet. "Diría que es un clima mínimamente preocupante", reconoce con extrema cautela desde su oficina en El Picadero. Sigue: "Los indicadores económicos dan cuentan de una retracción del consumo en general, nuestra actividad es hipersensible a esa variable. Cuando la gente tiene menos plata en el bolsillo limita la cultura, el ocio y el entretenimiento, y privilegia el supermercado, la salud y la educación. Tuvimos un primer trimestre bueno y, a partir de ahí, comenzó la caída. Sumado a eso, no pudimos aumentar el costo de las entradas. La recaudación en agosto fue un 12 por ciento menor que la de agosto del año pasado. Si a eso le sumás el 40 a 42 por ciento de inflación interanual, nominalmente bajamos un 50 por ciento la recaudación".

En otro encuentro con Carlos Rottemberg, el dueño de más salas teatrales del país, agrega: "El teatro siempre acompaña los movimientos económicos, sociales y políticos del país. Este año se habló mucho del aumento de tarifas en los servicios. En lo personal, me interesa más ver cómo impacta ese aumento en el posible espectador que el impacto que pueda tener en el edificio teatral. Acá aumentaron las tarifas y bajó la demanda. El resultante se verá el año próximo con un indicador claro: la baja de la producción en la escena comercial. Y, como ya quedó demostrado, esa baja no se recupera de una temporada a otra".

Entonces, el "señor de los teatros", se refugia en los números de la actividad escénica comercial y en sus propias...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA