Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala I, 13 de Abril de 2022, expediente CNT 009026/2015/CA001

Fecha de Resolución13 de Abril de 2022
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala I

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL

TRABAJO - SALA I

SENTENCIA DEFINITIVA CAUSA NRO. 9026/2015/CA1

AUTOS: “PUENTES, CAROLINA MACARENA C/ FALABELLA S.A. Y OTRO

S/ DESPIDO”.

JUZGADO NRO. 35 SALA I

En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, en la fecha de registro que figura en el Sistema Lex 100, la Sala Primera de la Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo, procede a dictar sentencia en la causa del epígrafe,

y de acuerdo al correspondiente sorteo, se procede a votar en el siguiente orden:

La D.G.A.V. dijo:

  1. El Sr. Juez a quo rechazó íntegramente la demanda orientada a la satisfacción de indemnizaciones por despido y otros créditos de naturaleza laboral (v. pronunciamiento de fs. 235/237vta., 6.03.2020). Para así resolver,

    concluyó que la actora no logró acreditar ninguna de las causales invocadas como injurias para colocarse en situación de despido indirecto, lo que -a su vez- lo condujo a entender que la disolución del vínculo careció de justa causa.

    Tal decisión suscita la queja de la trabajadora, con arreglo a la exposición vertida en el memorial de agravios incorporado vía informática el 30.07.2020, que mereció réplica de la codemandada FALABELLA S.A. (en adelante FALABELLA) a través de la presentación ingresada digitalmente el 3.08.2020.

    Fecha de firma: 13/04/2022

    Firmado por: M.V.M.C., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.A.V., JUEZ DE CAMARA

    A su turno, el perito contador interviniente critica la retribución fijada a su favor por estimarla insuficiente frente a la labor desplegada (v. pieza de fs.

    238, 12.03.2020).

  2. Recuerdo que en la demanda la Sra. PUENTES sostuvo que hacia el 11.02.2014 comenzó a desempeñarse bajo la dependencia de FALABELLA, a favor de la cual desempeñó funciones inherentes a la posición de “cajera” en el establecimiento situado hacia el interior del centro comercial “Shopping Unicenter” (partido de San Isidro, Provincia de Buenos Aires), durante una jornada de trabajo que se extendía por seis días a la semana y a través de horarios rotativos que podían comprender desde las 15hs. hasta las 23hs. o desde las 9:45hs. hasta las 18hs. Sostuvo que, no obstante haber brindado labores en beneficio de tal firma, cumpliendo tareas propias de su giro comercial habitual, inserta en su estructura productiva y a merced de su arbitrio técnico-jurídico, dicha sociedad se valió de la intermediación fraudulenta de SOLUCIÓN EVENTUAL S.A. (desde aquí

    SESA) con el propósito de encubrir su rol de genuina empleadora,

    plataforma que -conforme entiende- hallaría enmarque en las previsiones del artículo 29 de la ley de contrato de trabajo.

    Expuso que, amén de la irregularidad formal apuntada, de todos modos la relación transitó por los andariveles de la más ordinaria normalidad hasta que, hacia principios del mes de septiembre de 2014, su dadora de trabajo sorpresivamente le deniega el ingreso al establecimiento comercial donde cumplía tareas, negativa que dio lugar a que emplazara a ambas demandadas a fin que satisficieran su deber de brindarle ocupación efectiva y, a su vez, para que enmendasen las anomalías registrales que caracterizaban al vínculo, todo ello bajo apercibimiento de considerarse en situación de despido indirecto. Dijo que sin embargo, tales misivas fueron vanas en torno al propósito pretendido, porque sus destinatarias mantuvieron una actitud de silencio, implícitamente refractaria a los requerimientos formulados, circunstancia que -según refiere- la dejó sin otra alternativa que hacer efectiva su advertencia y, en consecuencia, denunciar el contrato de Fecha de firma: 13/04/2022

    Firmado por: M.V.M.C., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.A.V., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL

    TRABAJO - SALA I

    trabajo habido, decisión que materializó a instancias de la pieza cartular expedida el 20.09.2014.

    En oportunidad de repeler la pretensión entablada (v. fs. 47/58) y luego de verter las negativas de rigor procesal, SESA reconoció

    expresamente que la actora ingresó a su órbita empresarial el 11.02.2014,

    como asimismo que, desde el propio inicio de la relación, fue destinada al establecimiento emplazado en el centro comercial “Shopping Unicenter”,

    propiedad de la sociedad litisconsorte. Desde otra vertiente argumental expuso además que -a diferencia de lo sostenido en la demanda- la antesala de la desvinculación de la Sra. PUENTES revistió características disímiles a las descriptas, haciendo hincapié en que hacia el 24.08.2014 se le comunicó

    verbalmente la suspensión de sus labores “con arreglo a lo normado en el art. 5to., inc. a, del dto. 1649/06” y que dicha parte en momento alguno guardó silencio frente a la interpelación cursada por aquélla. Por el contrario,

    conforme narra, mediante comunicación remitida el 17.09.2014 repelió

    tajantemente la requisitoria en cuestión, reiterándole por tal medio que se había decidido suspenderla en forma transitoria, de conformidad con las pautas antedichas.

    Por su parte, FALABELLA estructuró un relato alineado con la defensa esgrimida por su litisconsorte y añadió, conforme aquí amerita especial señalamiento, que oportunamente recurrió a los servicios de aquélla a efectos de “suplantar la cantidad de empleados que se encontraban de licencia médica, y/o por accidente, y/o por maternidad”, además de afrontar la necesidad de llevar a cabo “promociones específicas”, exigencia a la que califica como “un pico extraordinario de trabajo” (v. fs. 58/68vta.).

    Ahora bien, conforme adelanté, el juez de origen determinó que la trabajadora no acreditó el silencio imputado ni tampoco que haya habido una intermediación fraudulenta de SESA entre los reales titulares del vínculo,

    inconductas invocadas como injurias fundantes de la denuncia del contrato de trabajo. Con puntal en esas valoraciones, avanzó sin más en la desestimación íntegra de los resarcimientos requeridos en la pieza inicial.

    Fecha de firma: 13/04/2022

    Firmado por: M.V.M.C., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: M.C.H., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.A.V., JUEZ DE CAMARA

  3. La apelante critica la decisión aludida, y entiendo que su crítica está sobradamente justificada.

    Hago esta afirmación, ante todo, recordando que el artículo 29 de la LCT estipula, como principio general, que los trabajadores contratados “por terceros con vista a proporcionarlos a las empresas, serán considerados empleados directos de quien utilice su prestación”, regla que contempla una única excepción en los casos en que se trate de dependientes reclutados por “empresas eventuales habilitadas por autoridad competente” y en la medida que su desempeño se ajuste a los estándares establecidos por “los artículos 99 de la presente y 77 a 88 de la Ley Nacional de Empleo”; es decir, que resulte afectado a la realización de ocupaciones de carácter eventual.

    De los dispositivos referidos surge, a su vez, que las empresas dedicadas a la provisión de servicios eventuales únicamente gozan de habilitación para proveer “mano de obra” a terceras personas bajo la condición de que la finalidad de dicha contratación resida, o en satisfacer temporalmente funciones determinadas con anticipación, o en cubrir requerimientos de carácter extraordinarios y transitorios que deba...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR