Sentencia de TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 8 DE LA CAPITAL FEDERAL, 13 de Septiembre de 2018, expediente CCC 074647/2014/TO01

Fecha de Resolución13 de Septiembre de 2018
EmisorTRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 8 DE LA CAPITAL FEDERAL

Poder Judicial de la Nación TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 8 DE LA CAPITAL FEDERAL CCC 74647/2014/TO1 Buenos Aires, 13 de septiembre de 2018.

Y VISTOS:

Para redactar los fundamentos de la sentencia dictada el 6 de septiembre de 2018 en la causa N° 5417 de este Tribunal Oral en lo Criminal y Correccional N° 8, integrado en la ocasión por el juez F.L., como presidente, y los vocales A.S. y J.A., con la asistencia del S.S.M.G.. El proceso fue elevado a juicio por los delitos de abuso sexual con acceso carnal agravado en concurso ideal con corrupción de menores agravada, respecto de J.O.N., sin apodos, argentino, D.N.

  1. N° 29.913.664, nacido el 20 de junio de 1983 en Árraga, provincia de S. delE., hijo de L.A.N. y Elba Leticia Cortes, de estado civil soltero, domiciliado en Pinzón 220, piso 1°, habitación 9, de esta ciudad.

    Intervinieron en el debate como representante del Ministerio Público Fiscal, la F. General M.L.C., y a cargo de la defensa del imputado, el Defensor Oficial Lucas Tassara.

    Y CONSIDERANDO:

    I.R. de elevación a juicio.

    Que al inicio del debate el señor juez advirtió al imputado que estuviera atento a lo que iban a escuchar, ordenando a continuación la lectura del requerimiento fiscal de elevación a juicio, obrante a fs. 234/239.

    Allí, se le imputó a J.O.N. un hecho que fue calificado como constitutivo del delito de abuso sexual simple reiterado y agravado por su comisión mediante acceso carnal y por haber sido cometido contra una menor de dieciocho años, aprovechando la situación de convivencia preexistente, en concurso ideal con el delito de corrupción de menores agravado por la edad de la víctima y el vínculo, en calidad de autor (arts. 45, 119, párrafos primero y tercero, inciso f, y 125, párrafos segundo y tercero, del Código Penal de la Nación).

    Fecha de firma: 13/09/2018 Firmado por: A.A.S., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.L., Juez de Cámara Firmado por: J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: S.M.G., SECRETARIO #30448250#216214752#20180913134311258

  2. Declaración del imputado.

    Una vez que fue leído el requerimiento fiscal de elevación a juicio y no habiéndose planteado cuestiones preliminares, se brindó

    oportunidad al encausado para que formulara su descargo, oportunidad en la que refirió que no iba a declarar, motivo por el cual se dio lectura al descargo efectuado en la etapa anterior (cfr. Fs. 212/213 y 214/215).

    Declaró en esa oportunidad que “…estoy en pareja con A.F. desde hace nueve años a la fecha. Tenemos dos hijas, de 9 y 6 años. Al cabo de un año y medio de comenzar mi relación con A. empezamos a convivir en el domicilio de la calle P. 220 del barro de La Boca. También en ese momento vivía Brisa, que tenía 10 años de edad. En esa época, alrededor del año 2009, yo trabajaba en una pizzería del barrio de L., cumpliendo horarios desde las 9 de la mañana hasta el cierre.

    Trabajaba de lunes a lunes sin franco, a excepción de los domingos que ingresaba a las 16 hs. Luego volvía a mi casa alrededor de las 2 de la madrugada, me acostaba hasta que me levantaba a las 7 para irme a trabajar nuevamente. En dicho comercio trabajé durante nueve años aproximadamente. Luego junto con A. compramos un fondo de comercio para inaugurar una pizzería. Al cabo de tres años, y dada la baja rentabilidad del negocio, decidimos cerrarla. Actualmente trabajo en otro local gastronómico, mi jornada laboral a las 16 hs hasta las 2 de la madrugada.

    Quiero mencionar que mi rutina laboral la cumplía diariamente, y casi no tenía contacto con Brisa. Mi esposa se encargaba del cuidado de la menor y además ya estaba embarazada de mi primera hija. Cuando yo me iba a trabajar, B. estaba durmiendo y cuando retornaba a mi domicilio –a la madrugada- luego de cumplir con mi jornada laboral, también. Quiero aclarar Sr. Juez que en el domicilio de P., vive la familia de A., con quien no tengo mucho trato. Ellos viven en la planta baja y nosotros en el primer piso. En relación a Brisa, puedo decir que mi trato no era muy fluido, ya que al no ser hija mía, y toda vez que la familia de A. no quería que yo Fecha de firma: 13/09/2018 Firmado por: A.A.S., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.L., Juez de Cámara Firmado por: J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: S.M.G., SECRETARIO #30448250#216214752#20180913134311258 Poder Judicial de la Nación TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 8 DE LA CAPITAL FEDERAL CCC 74647/2014/TO1 me encargara de su educación, ni le gustaba que le diera órdenes, evitaba cualquier tipo de contacto, más allá del saludo y compartir esporádicamente un domingo un almuerzo por cuestiones lógicas de convivencia. Por otra parte, niego que Brisa haya ido a la pizzería. Ahí trabajaba un primo de A. –EnriqueF.- y mi hermana –R.N.-. Brisa no concurría a la pizzería porque estaba en el colegio, o porque luego estaba en su casa haciendo tarea, o alguna actividad, como ser concurrir al predio de Boca Juniors a realizar distintos deportes o talleres. Sí puedo mencionar que A. tuvo varios problemas con Brisa cuando tenía 13 o 14 años porque empezó a juntarse con gente del barrio, que no tenía buenas costumbres y era una mala influencia para su corta edad. Tenía problemas de conducta, se escapaba del domicilio, en alguna oportunidad mi mujer tuvo que acudir al Hospital Penna porque estaba internada por intoxicación alcohólica. Por todo lo que expuse, sinceramente estoy sumamente sorprendido con el tenor de la denuncia, como dije no tenía demasiado trato con ella, y la verdad es que mi jornada laboral era muy extensa. En relación a la imputación que me formulan, quiero decir que jamás toqué a Brisa, ni cometí ninguno de los actos que ella menciona en su denuncia. No soy capaz de hacer algo así, la conozco desde hace mucho tiempo y a pesar de no ser el padre siempre quise lo mejor para ella. Si bien nunca tuve demasiado trato con Brisa por los motivos laborales previamente mencionados, actualmente vive con su hija en mi domicilio, y mi relación es cordial y de respeto. A. colabora con el cuidado de su beba para que Brisa pueda terminar sus estudios secundarios.

    En virtud de las consideraciones expuestas, niego terminantemente haber cometido los delitos que se me imputan…”.

  3. Prueba.

    Luego de ello, se ordenó rendir la prueba oportunamente aceptada.

    Así, se comenzó a incorporar la prueba testimonial oportunamente ofrecida y, en primer lugar, se convocó a prestar declaración a Fecha de firma: 13/09/2018 Firmado por: A.A.S., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.L., Juez de Cámara Firmado por: J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: S.M.G., SECRETARIO #30448250#216214752#20180913134311258 B.A.F., quien relató que N. es la pareja de su mamá, que vive con ellos, ella tiene una hija, E., de 2 años, la hija de ella también vive con ellos, porque el papá de la bebé no se hizo cargo, no lo vieron más, ella no trabaja, se mantiene con la asignación que le dan por su hija, y su mamá la ayuda, estudia, está en secundario, le faltan dos años. A preguntas de la Fiscal para que diga si recuerda haberse ido de su casa un tiempo atrás, declara que “sí, me fui, me peleé con mi mamá y porque quería salir, y además me fui con mi novio”. Preguntada cómo era la convivencia con su mamá, declara “estaba por cumplir 16 años, nos llevábamos más o menos porque no me dejaba salir, nos peleábamos demasiado, con mi padrastro me peleaba porque no me dejaba salir, yo los entendía porque se preocupaban por mí. Cuando desaparecí, mi mamá se puso mal”. Preguntada si recuerda alguna acusación contra alguien en esa oportunidad, declara “sí, contra J., por un supuesto abuso sexual pero lo que había hecho no recuerdo por qué lo hice o lo dije, porque no pasó tal cosa, el abuso sexual no pasó, jamás me faltó el respeto, me ayuda ahora con la bebé, siempre me cuidó, nunca me cayó bien pero siempre me cuidó, lo hice por bronca porque no me dejaba salir, pero no pasó tal cosa”. Preguntada si en algún momento dejó de vivir con ellos, declara que “sí, estuve en una Casa-Hogar dos meses, después me fui con mi padrino, hermano de mamá, y me quedé ahí un tiempo, y volví con mi mamá porque la extrañaba. Mi familia lo tomó mal, ni siquiera me habla ahora, por la mentira que dije cuando era más joven”. Preguntada si eso se lo dijo a alguien más, declara que “la primera fue a mi tía E., después a nadie más. Mi tía se enojó y habló con mis abuelos. Yo, cuando se lo dije, al otro día me escapé, me fui a la casa de mi novio”. Preguntada si se lo contó a alguien más, declara que no. En la escuela, tampoco, porque con la única que tenía confianza y contacto como de madre a hija, era con su tía, más que con su mamá. Preguntada para que diga por qué no con su mamá, dice que “mi mamá nunca me dejó hacer lo que quería, tenía que hacerle caso”. Preguntada si su mamá la mandaba a la pizzería, declara que “no, si ella no iba, yo no iba”. Preguntada si pasaban momentos de estar a solas con Fecha de firma: 13/09/2018 Firmado por: A.A.S., JUEZ DE CAMARA Firmado por: F.L., Juez de Cámara Firmado por: J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: S.M.G., SECRETARIO #30448250#216214752#20180913134311258 Poder Judicial de la Nación TRIBUNAL ORAL EN LO CRIMINAL Y CORRECCIONAL NRO. 8 DE LA CAPITAL FEDERAL CCC 74647/2014/TO1N., dice que “sí, pero nunca sola, me quedaba con mi hermano menor, el que viene después de mí, G.”. Que G. no tuvo ningún problema en el trato con su mamá ni mencionó en la escuela ningún problema en su casa. Que N. solía tomar, no mucho, pero ya dejó de tomar.

    Cuando ella tenía 15 años, él tomaba, ahora no, trabaja. En la época que dijo eso, tomaba poco y nada, los días de semana, por alguna ocasión especial, o con amigos o con la familia. Ahora se lleva bien con la familia de su mamá.

    Preguntada si ella repitió de grado, dice que sí, en primaria, terminó séptimo grado recién a los 15, no le iba bien en las materias, no entendía algunas cosas, por eso repitió de grado. Repitió 4° y 5° grado, no se acuerda en qué

    años, sabe que repitió esos...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba