Sentencia de Cámara Federal de Casación Penal - CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA 1, 9 de Octubre de 2017, expediente FBB 031000477/2006/TO01/CFC001

Fecha de Resolución 9 de Octubre de 2017
EmisorCAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA 1

CFCP - Sala I FBB 31000477/2006/TO1/CFC1 Cámara Federal de Casación Penal REGISTRO N° 1357/17 la Ciudad de Buenos Aires, a los 9 días del mes de octubre del año dos mil diecisiete, reunidos los integrantes de la Sala Primera de la Cámara Federal de Casación Penal, doctores, E.R.R., A.M.F. y L.E.C., bajo la presidencia del primero de los nombrados, asistidos por el Secretario de Cámara, doctor W.D.M., con el objeto de dictar sentencia en la causa nº FBB 31000477/2006/TO1/CFC1 caratulada “ALCALA, N.R. y otro s/recurso de casación”. Representa al Ministerio Público el señor F. General ante esta Cámara, doctor J.A. De Luca, la Sra. Defensora Pública Oficial ante esta Cámara Federal, ejerce la defensa de N.R.A. y el Dr. M.A., la de J.L.S..

Efectuado el sorteo para que los señores Jueces emitan su voto, resultó el siguiente orden: D.. C., R., F..

VISTOS

Y CONSIDERANDO:

La señora Juez doctora L.E.C., dijo:

PRIMERO

Llegan las presentes actuaciones conocimiento de esta Cámara a raíz del recurso de casación interpuesto a fs.

1228/1234 por el F. General de Cámara, contra la sentencia dictada por el Tribunal Oral en lo Criminal Federal de Santa Rosa, La Pampa, que hizo lugar al pedido de prescripción de la acción promovida contra N.F. de firma: 09/10/2017 1 Alta en sistema: 10/10/2017 Firmado por: E.R.R., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: A.M.F., JUEZA DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: L.E.C., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado(ante mi) por: W.D.M., SECRETARIO DE CAMARA #28527626#190285253#20171009124722980 R.A. y J.L.S., en los términos de los artículos 59 inc. 3º, 62 inc. 2º, 172 y 174 inc. 5º del Código Penal; y en consecuencia los absolvió por el hecho investigado en las presentes actuaciones, calificado como defraudación agravada por haberse cometido en perjuicio de la administración pública, acaecido entre marzo de 2005 y agosto de 2006.

El recurso fue concedido a fs. 1235/1236 y mantenido a fs. 1244.

Puestos los autos en Secretaría por diez días, el Sr.

Fiscal General solicitó a fs. 1247/1250 que se haga lugar a la impugnación y las defensas su rechazo, a fs. 1252/1256 y 1261/1266.

Celebrada la audiencia prevista por el artículo 468 del Código Procesal Penal de la Nación, la causa quedó en condiciones de ser resuelta.

SEGUNDO
  1. El Sr. Fiscal invocó las causales previstas en el artículo 456 del ordenamiento instrumental, por falta de fundamentación y arbitrariedad del pronunciamiento.

    De la reseña de las constancias del expediente efectuada por el impugnante, se desprende, en prieta síntesis, que el Representante del Ministerio Público Fiscal requirió la elevación de la causa a juicio en dos oportunidades: una, con fecha 7 de diciembre de 2011, pieza corriente a fs. 864/878, y otra, de fecha 14 de agosto de 2015, glosada a fs. 1033/1047 vta.. Esta última requisitoria, tuvo lugar a consecuencia de lo decidido a fs. 958/961 y 1028/1029 vta., por la Cámara Federal de Bahía Blanca.

    En ese contexto, cuestionó la decisión del tribunal de grado, de acoger los planteos introducidos por las defensas en sus respectivos alegatos y declarar la extinción de la 2 Fecha de firma: 09/10/2017 Alta en sistema: 10/10/2017 Firmado por: E.R.R., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: A.M.F., JUEZA DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: L.E.C., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado(ante mi) por: W.D.M., SECRETARIO DE CAMARA #28527626#190285253#20171009124722980 CFCP - Sala I FBB 31000477/2006/TO1/CFC1 Cámara Federal de Casación Penal acción penal por prescripción, por considerar que desde el 20 de julio de 2006 y del 10 de diciembre de 2007, en que J.L.S. y N.A. cesaron, respectivamente en sus cargos como Secretario de Obras y Servicios Públicos e Intendente de la ciudad de Santa Rosa, hasta el 14 de agosto de 2015 en que el fiscal requirió la elevación a juicio en los términos del artículo 346 del Código Procesal Penal de la Nación, había transcurrido el máximo previsto por la escala penal del delito atribuido, en los términos del artículo 174 inc. 5º, en función del 172 del Código Penal.

    Recordó que el órgano sentenciante entendió que la requisitoria del 7 de diciembre de 2011 no debía computarse como acto interruptivo de la acción penal porque, como lo había señalado la Cámara Federal de Apelaciones, la instrucción no se había agotado y pendían pruebas para producir; que la obrante a fs. 1033/1047 vta., es la única que debe tenerse en cuenta porque es la que las partes consideraron para trazar sus defensas y porque los requerimientos de elevación a juicio no pueden tomarse como la ampliación de otro, pues de lo contrario ello afectaría el derecho de defensa en juicio.

    En ese contexto, el recurrente puso de relieve que la promoción de la excepción de prescripción había precluído y que quedó sellada con la resolución de la Cámara Federal de Apelaciones que decidió, que ante la ausencia de nulidad, el primer requerimiento (del año 2011) conserva sus efectos y es apto para interrumpir el curso de la prescripción, confirmando de ese modo el rechazo de la extinción de la acción penal que oportunamente habían promovido las Fecha de firma: 09/10/2017 3 Alta en sistema: 10/10/2017 Firmado por: E.R.R., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: A.M.F., JUEZA DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: L.E.C., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado(ante mi) por: W.D.M., SECRETARIO DE CAMARA #28527626#190285253#20171009124722980 defensas.

    Agregó que el tribunal no brindó una explicación suficiente de por qué no valoró la requisitoria de fecha 7 de diciembre de 2011, cuando entre una y otra pieza sólo se produjo un peritaje contable que no aportó nada nuevo.

    De acuerdo a ello, solicitó que se haga lugar a la impugnación y se case la resolución cuestionada.

  2. Durante el término de oficina el Representante del Ministerio Público Fiscal ante esta sede, por análogos fundamentos a los de su colega de la anterior instancia, insistió en que se haga lugar al recurso de casación interpuesto.

    En ese orden de ideas, enfatizó que el requerimiento de elevación a juicio del 7 de diciembre de 2011 fue expresamente avalado por la Alzada a fs. 1066/1067 al rechazar la apelación contra el rechazo del pedido de extinción de la acción penal, decisión que a su vez, fue confirmada por esta Sala con diversa integración (conf.

    reg. nº 1301/16).

    Es así que, sostuvo, “...la cuestión relativa a la validez y efectos que produce el requerimiento de elevación a juicio de fecha 7/12/11 ha quedado precluída por lo que el nuevo examen por parte del Tribunal de juicio, sin que haya habido variación de las circunstancias fácticas o jurídicas valoradas por la Cámara de Apelaciones, en tanto no se agregó ningún elemento novedoso o distinto de debate...”.

    Agregó que el segundo requerimiento de elevación a juicio debe ser considerado como una ampliación del primero, que cumple con los requisitos previstos en el artículo 347 del código adjetivo y produce todos los efectos previstos legalmente, incluída la interrupción de la prescripción de la acción penal.

    Fecha de firma: 09/10/2017 Alta en sistema: 10/10/2017 Firmado por: E.R.R., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: A.M.F., JUEZA DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: L.E.C., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado(ante mi) por: W.D.M., SECRETARIO DE CAMARA #28527626#190285253#20171009124722980 CFCP - Sala I FBB 31000477/2006/TO1/CFC1 Cámara Federal de Casación Penal C) La defensa pública, por su parte, partió por recordar que el instituto de la prescripción encuentra su fundamento en las normas constitucionales.

    Sostuvo que el pedido de elevación a juicio supone que la instrucción ha finalizado, quedando concluida la existencia del hecho y definida la atribución de responsabilidad. Sin embargo, al momento del primero, la prueba no había sido agotada, pues quedaban diligencias pendientes y por ende, sus conclusiones podían modificarse y carecía de idoneidad para posibilitar el avance a la siguiente etapa del proceso.

    Expresó que sólo el segundo requerimiento de elevación a juicio puede considerarse apto para la apertura de la etapa plenaria, aunque no exista sobre el primero una declaración de nulidad, en razón que fue el único instrumento que evaluó la totalidad de la prueba producida.

    En ese marco, alegó la defensa pública, teniendo en cuenta que ente el llamado a indagatoria (3 de octubre de 2006) y el segundo pedido de elevación a juicio, transcurrió holgadamente el tiempo estipulado como pena máxima del delito enrostrado, que es de 6 años, razón por la cual la acción penal ha fenecido, tal como lo resolvió

    el tribunal de juicio.

    Sin perjuicio de lo dicho, la defensa puso de relieve que el trámite de la causa se ha prolongado por más de once año, verificándose una clara transgresión a la garantía de la duración razonable del proceso y la resolución del tribunal oral es la única que le confiere plena operatividad.

    A su luz, solicitó que se rechace el recurso del Fecha de firma: 09/10/2017 5 Alta en sistema: 10/10/2017 Firmado por: E.R.R., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: A.M.F., JUEZA DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado por: L.E.C., JUEZ DE CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL Firmado(ante mi) por: W.D.M., SECRETARIO DE CAMARA #28527626#190285253#20171009124722980 F. General y se confirme la sentencia absolutoria dictada respecto de N.R.A..

  3. La defensa técnica de J.L.S., por su parte, remarcó liminarmente que la impugnación no supera los límites previstos en el artículo 458 inc. 1º del Código Procesal Penal de la Nación, pues requirió la condena a las penas de dos años de prisión en suspenso con imposición de las reglas de conducta previstas en el artículo 27 bis inc.

    8º del Código Penal.

    Asimismo, consideró que la presentación es además inadmisible, porque la copia digital del recurso de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR