Las primeras damas, otra cara de las tramas de corrupción en América Latina

 
EXTRACTO GRATUITO

La primera dama no es un cargo electo. No tiene funciones de poder y menos aún un salario. Sin embargo, lejos del rol protocolar que las atañe, algunas esposas de jefes de Estado son mujeres extremadamente influyentes y poderosas. En América Latina, muchas primeras damas actuales o pasadas distan de quedar opacadas por las sombra de sus maridos, aunque no siempre resaltan de manera positiva. Acusadas de lavado de activos, fraude, apropiación ilícita, abuso de derechos humanos, entre otros cargos, varias esposas de mandatarios de la región se han visto comprometidas por grandes casos de corrupción."Si consideramos a la corrupción y sus diversas manifestaciones como entramados de acciones, cometidas en la mayoría de ocasiones por redes o estructuras, la familia representa el núcleo duro o primer círculo, donde los factores cercanía, confianza, confidencialidad son los agluinadores. En ese sentido, las primeras damas, que anteriormente estaban refugiadas tras sus esposos y asumían funciones netamente simbólicas y de tercer plano, se han convertido en muchas ocasiones en cómpllices de sus parejas", dijo a LA NACION el analista político guatemalteco Renzo Rosal, experto en transparencia.Por años, la política en Guatemala ha estado empañada por años por grandes entramados de corrupción. De hecho, el expresidente Otto Pérez Molina fue desaforado por el Congreso estando en funciones y enviado a prisión preventiva por su supuesta implicación en la red de defraudación aduanera La Línea, con el apoyo Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig).Aunque las primeras damas guatemaltecas no han sido implicadas en ningún proceso formal, según Rosal no escapan totalmente a las redes de la corrupción. "Rosa María Leal [la esposa de Pérez Molina], ha sido señalada de estar involucrada en hechos de corrupción, aunque no ha sido parte formal de ese caso. En la actualidad, la esposa de Jimmy Morales, Patricia Marroquín, ha sido señalada, pero no denunciada formalmente, de casos de financiamiento electoral ilícito y lavado de activos, ya que aparentemente recursos no registrados en la campaña electoral 2015 están bajo su nombre en EE.UU. Incluso por ese asunto se ha considerado que Morales priorizó tener "buenas" relaciones con funcionarios de ese gobierno para "evitar" que estos probables casos avancen, agregó Rosal.Honduras: Rosa Elena Bonilla de LoboEl último escándalo implicó a la exprimera dama de Honduras, Rosa Elena Bonilla de Lobo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA