Presión gremial: amenazó la Presidenta con no postularse

 
EXTRACTO GRATUITO

La presidenta Cristina Kirchner amenazó ayer con no presentar su candidatura a la reelección si se mantiene la presión sindical sobre su gobierno. Inmediatamente, la jefa del Estado acusó al gremialismo de actuar de manera "corporativa" y extorsiva con los reiterados paros y bloqueos, y advirtió que a ella no la van a asustar con "extorsiones".Las duras palabras presidenciales fueron dichas durante un acto en la localidad bonaerense de José C. Paz, junto al intendente Mario Ishii, a quien la Presidenta felicitó por su lealtad, y sostuvo que era un valor "escaso" en estos tiempos."Yo no estoy muerta por volver a ser presidenta, muchachos", dijo Cristina Kirchner a los gremialistas. Y pasó directamente a la advertencia: "Ya di todo lo que tenía que dar, a mí no me van a correr"."Nadie se suicida y menos la jefa", le contestó la CGT de Hugo Moyano a través del líder del gremio de los judiciales, Julio Piumato. El sindicalista interpretó así que la Presidenta no estaba dispuesta a romper con Moyano, más allá de las advertencias. De esa manera se tensó aún más la relación entre el Gobierno y el titular de la central obrera, en un conflicto que parece no tener fin.Un ministro definió anoche ante La Nacion el humor de la Presidenta. "Moyano le colmó la paciencia." Al parecer, lo que terminó de enojar a Cristina fue el abierto desafío de uno de los gremios aeronáuticos que responden a Moyano, que en una solicitada publicada ayer anunció por los diarios que seguirá tomando medidas de fuerza.A eso se sumó una sucesión previa de cruces. La Presidenta pidió la semana pasada a la cúpula de la CGT "moderación" y "racionalidad", y apenas a dos días de aquella exhortación, el gremio de camioneros, que conduce Pablo Moyano, amenazó con un paro total en la distribución de combustibles.Según coincidía la mayoría de los funcionarios nacionales, a eso se sumó la nueva advertencia de la Presidenta el martes, cuando reclamó que antes de apoyar su reelección evitaran usar duras metodologías de protesta y que apenas 24 horas después sus palabras fueron respondidas con un paro en Aerolíneas Argentinas."Estoy haciendo un inmenso esfuerzo personal y hasta físico para seguir adelante. Si hay algunos que creen que puede ser mejor otro modelo o creen que tienen tanto poder para torcer voluntades, para que este modelo sea desprestigiado, quiero decirles que conmigo no van a contar", anunció la jefa del Estado ayer, junto con Ishii y el gobernador bonaerense, Daniel Scioli.Anoche, el...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA