Prat-Gay: 'No hacer un pacto social implica menos actividad y más inflación'

 
EXTRACTO GRATUITO

Siempre parece imposible hasta que está resuelto." La frase de Nelson Mandela en su versión en inglés está enmarcada en la biblioteca que se ubica detrás del escritorio del ministro de Hacienda y Finanzas Públicas, .

También asoman tres tomos del economista argentino Raúl Prebisch, cuatro mensajes presidenciales de Arturo Frondizi; El análisis de la historia económica, de Schumpeter y El fin de la pobreza, de Jeffrey Sachs, además de gran parte de la bibliografía de Keynes.

En el quinto piso de Yrigoyen 250 los muebles se mantienen intactos desde cuando Axel Kicillof habitaba la oficina con vista directa a la Casa Rosada. También quedaron las seis pantallas encendidas con las principales variables económicas aunque ahora como parte del mobiliario y no como ocurría antes, miradas para detectar alarmas de "movimientos especulativos".

A Alfonso Prat-Gay se lo ve tranquilo. Como si el debate que se instaló a partir de sus declaraciones sobre la inflación no le importara. Tampoco las versiones sobre idas y venidas entre los distintos miembros del gabinete ni los comentarios sobre supuestos reproches entre unos y otros del compartimentado equipo económico. En las respuestas mantiene el tono cordial, pero es terminante. Se enoja y no lo disimula o se divierte cuando aplica la más aguda ironía. En una entrevista exclusiva con la nacion responde todo: pobreza, blanqueo, inflación, recesión, empleo, y advierte que "no hacer un pacto social implica menos actividad económica y más inflación".

-¿Cuándo arranca la economía?

-Ya vemos que algunos sectores empiezan a tener dinamismo, fundamentalmente todo lo vinculado con el campo. El chacarero siembra y el peso que le sobra, lo invierte. En el interior hay una sensación térmica diferente a la que vivimos aquí. En números concretos, vemos más venta de sembradoras, de tractores. Hoy es difícil pronosticar, porque es una etapa de transición, con sectores que viven el yunque del régimen anterior. LA NA

-Pero la economía está en una clara recesión...

-La recesión que estamos viviendo no es nuestra, sino que la heredamos. En los últimos 12 meses, la caída de la actividad económica ocurrió en una primera mitad durante el año pasado y la segunda mitad durante nuestra gestión. Nosotros logramos ordenar una cantidad de variables sin afectar el ritmo de caída. Normalmente, estos procesos terminan en una crisis muy fuerte, que afecta a los que menos tienen, o -cuando no es tan compleja la situación- para desactivar la bomba, hay que tener un período en el que cae el ritmo de crecimiento. Nosotros hemos mantenido la misma tendencia a pesar de Brasil, que jugó mucho peor en la segunda mitad del período.

- Pero ¿cuándo volverá el crecimiento?

-Hay que ver cuándo son más los sectores que ya arrancaron y menos los que vienen cayendo como producto del régimen anterior. Eso se va a dar seguramente hacia el final de este año o el principio del año que viene. Siempre hablamos de dos semestres y no es porque nos encanta medir el tiempo, sino porque vimos que en la primera mitad íbamos a tener medidas que iban a tener impacto, incluso no deseado. El resultado más concreto es la caída de la inflación. Hoy, en el círculo de tus colegas, expositores y formadores de opinión, dejó de ser un tema de discusión, y dejó de serlo porque tuvimos razón. No es noticia si tenemos razón.

-¿Sigue pensando...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA