Poder y enseñanza

Autor:María Marta Neuman y Jorge Bergman

Si los que tenemos oportunidad de encontrarnos frente al aula y dar las materias nos damos cuenta la falencia que podemos tener en ese camino al imponer contenidos muchas veces no comprendidos o no desarrollados y así ver como un fracaso cuando llegan a una edad más avanzada, ya sea en el secundario y /o en el nivel Universitario, en que no comprendieron y uno no los motivó o falló en el intento.

Y de tanto pensar y observar el comportamiento sobre todo el de los funcionarios, esos los hombres que alguna vez pasaron por la enseñanza y veo dónde radica la falla.

Es un punto espinoso, porque sondear en el fondo para poder lograr algo positivo es duro y este pensador sólo quiere exponer una idea motivadora que interrumpa años de caos dando lugar a una nueva enseñanza.

Todos sostenemos con cierto tinte de orgullo que vivimos en Democracia que significa que el pueblo gobierna a través de sus representantes y estos representantes son los personeros que nos gobiernan, siendo que algunos ejercen funciones en la administración pública o en la privada y al parecer no comprendieron o no lograron sus maestros incentivarlos en la comprensión de lo que emiten en sus comentarios y sus contenidos.

Decir que la enseñanza es contenido sería una respuesta muy trivial, es más que contenido.

Las imágenes que vamos irradiando a los niños que pasan por nuestras aulas dejan recuerdos imborrables que nutren la esencia de sus vidas y muchas veces resultan inmodificables porque quedan grabadas en su interior.

¿Qué podríamos hacer entonces? todos entendemos qué es la democracia, todos queremos vivir en ella y al vivir en ella comprender sus fundamentos

Todos queremos un gobierno compenetrado en el bien del pueblo porque decimos que los que nos gobiernan recibieron la instrucción de los maestros durante sus años de estudios.

Pero vemos que muchos maestros fallaron y lo vemos en que muchos de esos funcionarios son corruptos, no trabajan para el bienestar del pueblo. Muchos se preguntarán qué culpa tenemos nosotros los profesores que estamos solos frente al aula.

Siempre digo que nosotros no somos profesores o maestros sino tutores que llevamos a los chicos a comprender y a amar los contenidos que consensuamos con los alumnos en un sentir democrático, sin un tinte inquisidor sino siempre consensuando con los alumnos para que ellos desarrollen los contenidos de la materia que debemos abordar.

Claro se me dirá que tenemos que cumplir los...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba