El peronismo logró aprobar en Diputados una 'condena al golpe'

 
EXTRACTO GRATUITO

En un debate intenso, el oficialismo y la oposición expusieron ayer sus posturas sobre la crisis institucional en Bolivia, pero sin acordar una declaración común. Al final se impuso, por mayoría, el peronismo y su postura de que en el vecino país se perpetró un golpe de Estado contra el gobierno de Evo Morales; en minoría, Cambiemos sostuvo que, en rigor, hubo un "golpe a la democracia" enmarcado en un proceso electoral fraudulento.La discusión dejó heridas abiertas entre los socios de Cambiemos. En un principio creyeron haberlas saldado con un texto común en el que combinaron la palabra "golpe" con "fraude electoral", una fórmula urdida para no desautorizar al presidente Mauricio Macri y a la Cancillería, que se resisten a calificar lo sucedido en Bolivia como un golpe de Estado. Pero con el calor del debate, diputados del radicalismo se desmarcaron de la línea acordada para advertir, a viva voz, que lo sucedido en el vecino país fue "un golpe de Estado".Quienes lo plantearon con todas las letras fueron los diputados de Evolución, un sector de la UCR crítico del gobierno de Macri que lidera Martín Lousteau, muy cercano al presidente del partido, Alfredo Cornejo. En un proyecto propio, expresan sin tapujos su "repudio ante el golpe de Estado perpetrado en Bolivia" aunque, a diferencia del peronismo, cuestionaron "cualquier práctica inconstitucional cometida por los gobiernos electos para alterar las reglas democráticas y los resultados electorales"."No hay que tener temor de nombrar lo que se nombra, ni caer en la tautología. Esto es un golpe de Estado", enfatizó Carla Carrizo, lugarteniente de Lousteau, ausente por viaje. Previamente, el diputado Facundo Suárez Lastra, de la UCR, había marcado la postura de su partido. "Me resisto a la discusión semiótica. Si queremos llamarle golpe, llamémosle golpe. Creo que es un golpe. Pero también llamamos a las cosas por su nombre. El peronismo habla de ‘errores’ en el proceso electoral. Eso se llama fraude y es un robo a la soberanía del pueblo", sentenció.Más allá de sus diferencias internas, Cambiemos se encolumnó detrás de la abstención a la hora de votar. La única excepción fue el diputado Daniel Lipovetzky (Pro) -cada vez más lejos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA