Sentencia de Cámara Federal de Casación Penal, 16 de Marzo de 2010, expediente 11.991

Fecha de Resolución16 de Marzo de 2010

Cámara Nacional de Casación Penal °

Causa n° 11.

P., Ra s/rec. de casa 2010- Año del Bicentenario Sala III CNC

Regis n la Ciudad de Buenos Aires, a los 17 días del mes de marzo del año dos diez, se reunieron los integrantes de la Sala Tercera de la Cámara Nacional de Casación Penal, D.. A.E.L., L.E.C. y E.R.R., bajo la presidencia de la primera de los nombrados, asistidos por la Prosecretaria de Cámara, Dra. M. de la Mercedes López Alduncin, con el °

objeto de dictar sentencia en la causa n° 11.991 caratulada “P., R.R.L. s/rec. de casación”, con la intervención del representante del Ministerio Público ante esta Cámara, Dr. P.C.N. y del señor Defensor Público Oficial, Dr. G.L., por la asistencia del imputado.

Efectuado el sorteo para que los Señores Jueces emitan su voto,

resultó que debía observarse el orden siguiente: Catucci, R., L..

VISTOS

Y CONSIDERANDO:

La señora Juez Dra. L.E.C. dijo:

PRIMERO:

Las presentes actuaciones llegan a conocimiento de esta Alzada en virtud del recurso de casación interpuesto a fs. 57/65vta. por el señor Defensor Público Oficial Ad-Hoc, Dr. M.B.R., contra el pronunciamiento dictado por la Cámara Federal de Apelaciones de Salta, que confirmó la denegatoria de excarcelación de R.R.P. (fs. 51/55vta.).

El recurso interpuesto fue concedido por el a quo a fs. 67/68vta.

Finalmente, radicadas las actuaciones en esta instancia y cumplida la audiencia prevista por el artículo 465 bis del Código Procesal Penal de la Nación en función del 454 y 455 ibídem (texto según ley 26.374), el expediente −1−

quedó en condiciones de ser resuelto.

SEGUNDO:

La defensa del imputado centra sus agravios en los dos motivos contenidos en el art. 456 del C.P.P.N.

Por una parte manifestó que el tribunal a quo efectuó una errónea aplicación de la ley sustantiva, en concreto los derechos y garantías consagrados constitucionalmente, así como los principios rectores establecidos en los artículos 2, 280, 316, 317 y 319 del ordenamiento ritual, toda vez que para denegar la excarcelación tuvo en cuenta como pauta indefectible para justificar la existencia de riesgo procesal, la amenaza o conminación de la pena.

Asimismo considera que la resolución puesta en crisis resulta arbitraria por carecer de la debida fundamentación en los términos de los artículos 123 y 404 inciso 2° del mismo ordenamiento normativo. Sostiene que los únicos elementos valorados por el a quo para denegar la solicitud de libertad lo constituye la escala penal de los delitos involucrados, la particular naturaleza de los hechos endilgados y la participación que presuntamente le cupiera a su asistido, así como el contexto histórico en que se desarrollaron.

Afirma que los argumentos que se esgrimen en relación a la concreta posibilidad o intención de que P. intente sustraerse a la acción de la justicia y la forma que evidencia la posibilidad de entorpecer la investigación vulnera el derecho de defensa por una doble vía, en lo formal por ser infundada, y en lo sustancial, por afectar la presunción de inocencia.

En particular, la asistencia técnica hace hincapié en que más allá de que en la causa principal se investigue la presunta violación a los derechos humanos- considerados de lesa humanidad- y la escala penal con que se conmina a estos delitos, lo cierto es que de las constancias de instrucción resulta evidente a juicio de la defensa que no existe riesgo procesal de elusión por parte −2−

Cámara Nacional de Casación Penal °

Causa n° 11.

P., Ra s/rec. de casa 2010- Año del Bicentenario Sala III CNC

de su defendido, ya que cuenta con domicilio y arraigo familiar en la ciudad de Metán; tiene buen concepto vecinal; trabajaba, hasta su detención, en una empresa privada de seguridad “Conta” y no registra antecedentes penales computables del acuerdo al informe del Registro Nacional de Reincidencia.

Además destacó el recurrente que en la causa n° 277/09 a la que se alude en la resolución atacada como otro fundamento para denegar la excarcelación, el imputado si bien tiene un procesamiento como coautor responsable del delito de privación ilegítima de la libertad en perjuicio de H.A.V., no se encuentra cumpliendo prisión preventiva. Finalmente,

observa la asistencia técnica que en autos se ha invertido la carga de la prueba soslayándose el principio constitucional de inocencia de su defendido.

Por lo expuesto, solicita que en el caso se aplique la doctrina fijada por la Camara Nacional de Casación Penal en el Plenario n° 13 “D.B.” -el cual considera de aplicación obligatoria en los términos del artículo 10 de la ley 24.050-, se haga lugar al recurso de casación, y en consecuencia se conceda la excarcelación de R.R.P., bajo caución juratoria.

A todo evento, efectúa la reserva del caso federal en los términos del artículo 14 de la ley 48.

TERCERO:

Se analizará el tema en estudio a tenor de la doctrina sentada por esta Cámara Nacional de Casación Penal, in re: “D.B., R.G. s/

recurso de inaplicabilidad de ley

, P. n° 13, Acuerdo 1/2008, del 30 de octubre de 2008, dejando a salvo mi opinión disidente. En el plenario se estableció que: "no basta en materia de excarcelación o eximición de prisión para su denegación la imposibilidad de futura condena de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR