El pedido que inquietó a Tomada

 
EXTRACTO GRATUITO

El reclamo de Hugo Moyano en una sala apiñada de dirigentes gremiales incomodó al ministro de Trabajo, Carlos Tomada. El líder de la CGT le demandó ayer en la cara del funcionario una importante suba salarial y reabrir la negociación para modificar el mínimo no imponible del impuesto a las ganancias.Cuando Tomada describía su satisfacción de ser parte de un acto sindical, una fugitiva broma de alguien que estaba perdido entre el público lo interrumpió. Sobre un improvisado escenario, al ministro se le atragantaron las palabras, pero salió del brete con una sonrisa y un pedido: "Muchachos, no nos saquemos ahora los trapitos al sol".Desde el público, alguien le había recordado al funcionario que no había asistido a los dos últimos actos del gremio de los camioneros y también hizo mención a la abrupta salida del dirigente Julio Piumato de las listas de candidatos porteños.Tomada continuó con su discurso en referencia a la inauguración de una sede de los trabajadores marítimos y portuarios, y le dejó un mensaje conciliador a Moyano: "El movimiento obrero volvió a ser protagonista y la CGT tiene un líder indiscutido, que es Moyano. Este gobierno siempre apostó a que recuperen el protagonismo".A su turno, Moyano tomó la palabra y volvió a incomodar con una fina ironía al ministro Tomada. "Sé que va a todos los actos sindicales, pero faltó a los dos últimos de nuestro gremio. Pero está disculpado", dijo en tono de broma el referente de los camioneros. El funcionario...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA