Sentencia Interlocutoria de SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA, 26 de Octubre de 2010, expediente Rl 112536

PresidentePettigiani-Genoud-Kogan-de Lazzari-Soria
Fecha de Resolución26 de Octubre de 2010
EmisorSUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA PROVINCIA

L. 112.536“O.C., R.E. contra O., R. y Otro/A. Despido”.

//Plata, 26 de Octubre de 2010.

AUTOS Y VISTO:

El señor Juez doctor P. dijo:

I. El Tribunal del Trabajo n° 5 de S.M., en lo que interesa destacar, rechazó la demanda incoada por R.E.O.C. contra R.R.O. y A.E.C., por la que perseguía el cobro de las indemnizaciones derivadas del despido y de la suma equivalente a las horas extraordinarias adeudadas (fs. 115/123 vta.).

Para así decidir, consideró que los servicios prestados por el actor por un lapso de dos meses a favor de los accionados, se efectuaron bajo la modalidad de trabajo a domicilio, conforme las pautas de la ley 12.713.

II. Frente a lo así resuelto, la legitimada activa dedujo recurso extraordinario de inaplicabilidad de ley (fs. 141/144), el que fue concedido a fs. 146/147 vta.

En sustancia, invoca la configuración de absurdo y de excesivo rigor formal en la interpretación de las constancias de la causa. Asimismo, cita violados los arts. 39 de la Constitución de la Provincia; 9, 10, 11, 23 de la ley 20.744; 39 de la ley 11.653 y 330, 354, 375 y cctes. del Código Procesal Civil y Comercial.

III. Arribada la causa a esta instancia, entiendo que resulta excluyente a cualquier otra consideración advertir que al haberse omitido tanto en el veredicto como en la sentencia la firma de uno de los magistrados integrantes del tribunal (v. fs. 117 y 123 vta.), estamos ante un acto jurídico procesal inexistente (conf. voto propio causas L. 108.317, "Merele", resol. del 21-X-2009; L. 87.861, "S.", sent. del 11-VI-2008; L. 87.474, "Luna", sent. del 7-V-2008; L. 70.604, "M.", sent. del 29-IX-1998, entre otras), ya que carece de los presupuestos necesarios para incoar una relación de derecho adjetivo, por lo que en todo caso, dicho acto, no podría ser convalidado ni verse beneficiado con los efectos de la preclusión.

Ello, a pesar de que el art. 44 inc. "f" de la ley 11.653 imponga pena de nulidad al acto celebrado en transgresión a sus disposiciones, por cuanto en principio no puede anularse lo que nunca existió en el mundo jurídico y, en segundo término, atento que la propia Constitución provincial consagra la categoría de la inexistencia jurídica, al expresar en su texto que "Para que exista sentencia debe concurrir mayoría de opiniones acerca de cada una de ellas" (art. 168, que reproduce el 156 de la Constitución de 1934, párrafo 2º,in fine).

Enseña el maestro L., rescatando la "feliz expresión de M." que la inexistencia de los actos...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR