La orden de Cristina fue no dejar solo a Freiler

 
EXTRACTO GRATUITO

El caso del juez Eduardo Freiler mostró el grado de descaro del kirchnerismo frente a hechos claros de corrupción y, sobre todo, cuando se trata de defender a uno de los suyos. En una reunión con seis dirigentes de La Cámpora, Cristina Kirchner fue elocuente en sus instrucciones: "No dejen solo a Freiler. Nos ayudó mucho. Hay que salvarlo", les ordenó. La impunidad del juez en funciones con peor imagen hunde a la Justicia en fases más profundas aún de descrédito social. Desde ya que existen jueces y fiscales de otros fueros que trabajan con honestidad y esmero, pero el fuero federal, al que pertenece Freiler (que resuelve sobre la corrupción de los políticos y los casos de narcotráfico), es precisamente el principal escaparate de la política. La gente común juzga a la Justicia por ese fuero más que por cualquier otro.

El recurso al que echó mano el kirchnerismo fue dar vuelta el voto del miembro del Consejo de la Magistratura Jorge Candis, representante de los académicos. A él lo eligieron los rectores de las universidades nacionales cuando ya el cristinismo había copado gran parte de los claustros universitarios, sobre todo en las casas de estudios de reciente creación en la provincia de Buenos Aires. Candis es un hombre voluble y superficial, que pasa de la lealtad sin fisuras al ex viceministro de Justicia cristinista Julián Álvarez ("a él le debo todo, no le puedo fallar", repite) a la argumentación legal de su posición ("hay presunción, no hay certeza sobre Freiler", dice). En efecto, fue Álvarez quien recorrió las universidades en su momento para reclamar el voto de los rectores a favor de Candis. Incluso se asegura ahora que Álvarez le contó a Candis que si éste desertaba habría "carpetazos" no contra Candis, sino contra el propio Álvarez. Pero ¿es la lealtad a Álvarez la única razón que hizo de Candis una veleta en el caso actual más escandaloso sobre la corrupción de un juez? ¿Acaso Candis no repite ahora los argumentos del cristinismo sobre la existencia de una logia perversa que agrupa al gobierno de Macri, los medios más importantes y parte del Poder Judicial para perseguir a Freiler? Eso ya no se hace sólo por lealtad.

Sea como fuere, Candis modificó en 48 horas su voto. Les había asegurado al ministro de Justicia, Germán Garavano, y al representante del Gobierno en el Consejo, Juan Bautista Mahiques, que votaría mañana por la suspensión de Freiler como juez. Dos días después, y luego de una fuerte presión del kirchnerismo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA