Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala B, 6 de Diciembre de 2017, expediente CIV 017965/2000

Fecha de Resolución 6 de Diciembre de 2017
EmisorCamara Civil - Sala B

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los días del mes de diciembre de dos mil diecisiete, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces de la Excma. Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, S. “B”, para conocer en los recursos interpuestos en los autos caratulados: “Obra Social del Personal Auxiliar de Casas Particulares c/Ponce de León, M. y otros s/ Daños y Perjuicios” respecto de la sentencia de fs. 1030/1037, el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿Es ajustada a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía efectuarse en el siguiente orden Señores Jueces Doctores: M.L.M. -C.R.F..- R.P. –

A la cuestión planteada el Dr. M., dijo:

  1. Antecedentes La sentencia de primera instancia, obrante a fs. 1030/1037, resolvió rechazar –con costas– la acción promovida por Obra Social del Personal Auxiliar de Casas Particulares.

    Destáquese que la presente litis tuvo su origen en la demanda que luce agregada a fs. 37/46, promovida el 22 de marzo de 2000. En esa oportunidad, la letrada apoderada de la actora relató que su mandante, mediante la solicitud que le efectuara la Sra. T.M.M. de F. (empleadora), procedió a cubrir la atención médica de P.A.V..

    Contó que el 27 de marzo de 1998, aproximadamente entre las 16.30 hs y las 17hs, P.V. –en ese entonces menor de edad–

    circulaba a bordo de una moto conducida por el Sr. C.M., por la ruta N.. 8 en dirección al interior de país. Que en tales circunstancias, en forma imprevista, a exceso de velocidad y sin tomar las precauciones reglamentarias, sale a la ruta– a la altura de la calle Tucumán– el camión dominio RHQ 990 conducido por el demandado (Sr. R.M.P. de León), embistiendo violentamente a la Srta. V. que viajaba en la parte trasera de la moto (ver fs. 39). Señala que tal suceso dañoso ocasionó que la Obra Social incurriera en gastos correspondientes a la atención médica brindada y que son los que conforman la pretensión indemnizatoria.

    Destacó que su legitimación encuentra fundamento en la Fecha de firma: 06/12/2017 Alta en sistema: 07/12/2017 Firmado por: TRIBUNAL , JUECES DE CÁMARA #13851148#192900349#20171206115125779 subrogación legal contemplada en el art. 768 del Código Civil (aplicable al caso pero hoy derogado).

  2. Los agravios Contra el referido pronunciamiento se alzó la actora (ver fs.

    1071/1074). Las quejas del apelante se dirigen a cuestionar el rechazo de la demanda dado que sostiene que el juez de grado sustentó su decisorio en la orfandad probatoria tendiente a acreditar la ocurrencia del hecho denunciado como que tuvo lugar el 27/03/1998; y que originara las erogaciones cuyo recupero aquí pretende, sin ponderar debidamente el estado de rebeldía en el que se hallaban los demandados.

    Señaló que la situación procesal de los emplazados, y el dictado de medidas cautelares en su contra, se debe a que se tuvo por cierta la existencia del hecho y su participación en aquel. Agregó que tal circunstancia no solo autorizaba al sentenciante a tener por ciertas las erogaciones en que incurriera el accionante sino también la existencia del accidente de tránsito que denuncia en su demanda como hecho generador del daño. En este sentido adujo, también, que se realizó una incorrecta valoración de la prueba producida en las actuaciones por parte del magistrado de grado.

    Finalmente, y como medida para mejor proveer, solicitó que sean remitidos “ad effectum videndi et probandi”, ante esta alzada, los autos “V., P.A. c/Ponce de León, R.M. y otros s/daños y perjuicios” Expte. 14.841/2000, promovido por ante el Juzgado Civil Nro. 6. Refirió que en dicha causa los demandados contestaron la demanda y obra expreso reconocimiento de las circunstancias de modo, tiempo y lugar en lo que hace a la existencia del hecho que aconteciera el 27/03/1998.

  3. Cuestiones a dilucidar. Límites en su análisis El thema decidendum de esta Alzada quedó entonces circunscripto a determinar: a) admisibilidad de una medida para mejor proveer ofrecida en esta segunda instancia; b) la atribución de responsabilidad por los hechos acaecidos; c) si correspondiere, la procedencia y cuantía de los rubros indemnizatorios; y, d) de resultar pertinente, la tasa de interés aplicable.

    Fecha de firma: 06/12/2017 Alta en sistema: 07/12/2017 Firmado por: TRIBUNAL , JUECES DE CÁMARA #13851148#192900349#20171206115125779 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA B Es menester efectuar una advertencia preliminar: en el estudio y análisis de los agravios he de seguir el rumbo de la Corte Federal y de la buena doctrina interpretativa. En efecto, claro está que los jueces no están obligados a analizar todas y cada una de las argumentaciones de las partes, sino tan sólo aquéllas que sean conducentes y posean relevancia para decidir el caso (ver CSJN, "Fallos": 258:304; 262:222; 265:301; 272:225; F.Y., "Código Procesal Civil y Comercial de la Nación, Comentado, Anotado y Concordado", T° I, pág. 825; F.A.. "Código Procesal Civil y Comercial de la Nación. Comentado y Anotado", T 1, pág. 620). Asimismo, en sentido análogo, tampoco es obligación del juzgador ponderar todas las pruebas agregadas, sino únicamente las que estime apropiadas para resolver el conflicto (art. 386, in fine, del ritual; CSJN, "Fallos": 274:113; 280:3201; 144:611).

    Es en este marco, pues, que ahondaremos en dichas cuestiones.

  4. La sanción del Código Civil y Comercial de la Nación De acuerdo con lo dispuesto por el artículo 1° de la ley 27.077 (B.O n° 33.034 del 19-12-2014), que modificó el art. 7 de la ley 26.994, el Código Civil y Comercial de la Nación aprobado por esta última, que fuera promulgada por decreto 1795/2014 (B.O. n° 32.985 del 8-10-2014), ha entrado en vigencia el 1 de agosto del año 2015 por lo que, dada la cuestión relativa a la vigencia de las normas sucesivas en el tiempo, se hace necesario establecer los alcances del nuevo texto legal en la situación que nos ocupa.

    Al respecto el nuevo Código Civil y Comercial de la Nación fija en su artículo 7° las reglas a seguir en estos casos estableciendo que: “A partir de su entrada en vigencia, las leyes se aplican a las consecuencias de las relaciones y situaciones jurídicas existentes. La leyes no tienen efecto retroactivo, sean o no de orden público, excepto disposición en contrario. La retroactividad establecida por la ley no puede afectar derechos amparados por garantías constitucionales. Las nuevas leyes supletorias no son aplicables a los contratos en curso de ejecución, con excepción de las normas más favorables al consumidor en las relaciones de consumo”.

    Como se aprecia, en materia de derecho intertemporal, con excepción...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR