Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala X, 14 de Octubre de 2020, expediente CNT 064077/2013/CA001

Fecha de Resolución14 de Octubre de 2020
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala X

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA X

SENT.DEF. EXPTE.NºCNT64077/2013/CA1 (50722)

JUZGADO Nº 56 SALA X

AUTOS: “NUL MARECELA EDITH C/ JONES LANG LASALLE S.R.L.S/

DESPIDO”.

Buenos Aires El Dr. LEONARDO J. AMBESI, dijo:

  1. Llegan las actuaciones a conocimiento de esta alzada a propósito del recurso de apelación que, contra la sentencia de fs. 531/532 y vta., interpuso la parte actora a tenor del memorial obrante a fs. 553/559, con réplica de su contraria a fs. 564/567.

    Asimismo, la recurrente apeló la regulación de los honorarios de grado de la representación letrada de la accionada y la perito en sistemas, por considerarlos elevados (fs.557vta/558) , en tanto que los citados hicieron lo propio pero por entenderlos reducidos (fs.533, 548/551) .

    II.-La accionante cuestiona la decisión del magistrado de grado que rechazó su reclamo. Estima, al respecto que ha existido una arbitraria valoración de las pruebas rendidas en autos, lo que llevo a desestimar su reclamo. Reprocha, por último la forma y modo de imposición de costas a su parte.

  2. Se encuentra fuera de controversia que la actora fue despedida “sin causa” el día 28/12/12 a las 13.00 hs, oportunidad donde fue citada en una sala de la accionada por el Sr. R.M., en representación de la principal, quien le comunica que la empresa decidió despedirla, resolución que se instrumentó mediante nota y escritura pública en el acto (ver inicio y acta notarial obrante en legajo reservado).

    Aclarado ello, la discusión transita, como lo plantea la recurrente, en dilucidar si la ruptura se produjo en vigencia del periodo de protección que establece el art.

    178 de la LCT. La citada regla dispone: “Se presume, salvo prueba en contrario, que el despido de la mujer trabajadora obedece a razones de maternidad o embarazo cuando fuese dispuesto dentro del plazo de siete y medio meses anteriores o posteriores a la fecha del parto”.

    La norma implanta en el sistema jurídico laboral una presunción “iuris tantum” referida a que el despido dispuesto por el empleador durante el plazo mencionado lo ha sido por las razones mencionadas, poniendo bajo sospecha las causas (expresas o implícitas) que lleven al empleador a decidir la extinción en estos casos.

    Sin perjuicio de ello, a fin de activar el mecanismo presuntivo y la eventual reparación agravada que conlleva la confirmación de la conducta imputada, el ordenamiento impone a la trabajadora la obligación de notificar y acreditar en forma el hecho del embarazo así como en su caso el del nacimiento. Las expresiones utilizadas en el texto legal, “…siempre y cuando…” y “…notificar y acreditar…”, no dejan lugar a dudas acerca del...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR