Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala G, 29 de Diciembre de 2022, expediente CIV 044159/2014/CA002

Fecha de Resolución29 de Diciembre de 2022
EmisorCamara Civil - Sala G

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA G

N., G.R.c.K., M. G. Y OTROS s/DAÑOS Y PERJUICIOS

DERIVADOS DE LA VECINDAD

EXPTE. Nº CIV 44159/2014- JUZG.: 105

LIBRE/HONOR. Nº CIV/44159/2014/CA1

En la Ciudad de Buenos Aires, Capital de la República Argentina, a los 29 días del mes de diciembre de dos mil veintidós, reunidos en Acuerdo los Señores Jueces de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, para conocer en el recurso de apelación interpuesto en los autos caratulados:“ N., G.R.c.K., M. G.

Y OTROS s/DAÑOS Y PERJUICIOS DERIVADOS DE LA

VECINDAD”, respecto de la sentencia de fs. 1278, el Tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿ES JUSTA LA SENTENCIA APELADA?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía realizarse en el siguiente orden: Señores Jueces de Cámara Doctores CARLOS A. CARRANZA CASARES – GASTON M. POLO

OLIVERA.-

A la cuestión planteada el Juez de Cámara Doctor C.C. dijo:

I.La sentencia apelada El pronunciamiento de fs. 1278 del registro digital hizo lugar a la demanda interpuesta por G. R. N., titular del inmueble ubicado en la calle A. xxx de esta ciudad, y condenó a Fecha de firma: 29/12/2022

Firmado por: C.C.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: G.M.P.O., JUEZ DE CAMARA

Fideicomiso Inmobiliario A. xxx, al administrador fiduciario M. G. K.

y al director de obra J. C. C. y a la citada

  1. Seguros Argentina S.A., al pago de $ 483.000, más intereses y costas.

    A al fin la jueza consideró demostrados tanto los daños provocados por la construcción lindera iniciada en el año 2012

    a la dela reclamante como la invasión de esta última en 2,45m2.

  2. Los recursos El fallo fue apelado por el demandante, por el administrador fiduciario y el director de obra y por la aseguradora.

    El primero en su memorial de fs. 1316/1318,

    contestado a fs. 1320/1321, requiere que se condene al Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, que se reconozca la desvalorización del bien y que se incremente el monto de la condena.

    Los segundos, en su escrito de fs. 1303/1308,

    respondido a fs. 1327/1329, cuestionan el daño en la unidad vecina tenido por cierto, el perjuicio extrapatrimonial, los intereses y las costas.

    La última, en su presentación de fs. 1310/1315,

    replicado a fs. 1322/1324 y fs. 1325/1326, objeta la extensión de la condena a su respecto, el importe asignado al daño patrimonial y moral y los accesorios.

  3. Ley aplicable A., que en razón de la fecha en la que tuvieron lugar los hechos fundamento del reclamo, no corresponde la aplicación retroactiva de la normativa de fondo del nuevo Código Civil y Comercial de la Nación (cf. art. 7 del citado, similar al art. 3

    del Código Civil), sin que se advierta, ni menos aún se haya demostrado, que la aplicación de las nuevas disposiciones pudiesen conducir a un resultado diverso al arribado.

  4. La responsabilidad de quienes intervinieron en la obra Fecha de firma: 29/12/2022

    Firmado por: C.C.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.M.P.O., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA G

    No se encuentra discutido el encuadre jurídico de este litigio en el supuesto previsto en el art. 1113 del Código Civil (ver art. 1757 del Código Civil y Comercial de la Nación). Y,

    efectivamente, esta norma ha sido utilizada para dilucidar los reclamos efectuados por el dueño de una finca por los daños que le atribuye a la construcción llevada a cabo en otra lindera1 como así

    también las disposiciones ubicadas en el título de las restricciones y límites al dominio2.

    En otro orden de ideas, se ha dicho que la responsabilidad del director de obra se rige por un factor de atribución objetiva (art. 1113 citado) derivada del riesgo inherente a las obras de excavación, submuración y apuntalamiento emprendidas3; que al tratarse de una obra en construcción su guarda recae en quien tiene a su cargo la ejecución de los trabajos, con responsabilidad análoga a la del dueño de la cosa, es decir que ambas deben responder por los perjuicios ocasionados a la finca lindera, en la medida que no demuestren que medió alguna razón que torne admisible la eximente prevista en el art. 1113 del Código Civil4; que el director de la obra como guardián de la cosa debe responder por los daños que cause a terceros5; que la humedad producida en un edificio lindero en construcción es un daño originado en un vicio constructivo que compromete la responsabilidad del director de obra, que tiene a su cargo la buena ejecución del trabajo encomendado (art. 1647 del Código Civil)6); que la condición de director de obra es suficiente para adjudicar a quien la detenta la calidad de guardián; y que la guarda intelectual es el poder de mando o control que se tiene sobre la cosa 1

    C.N.Civ., sala K, “L., G.C. c/ Nocito, Á., del 19/5/09 y su cita, en Lexis N°

    70054103.

    2

    C.N.Civ., esta sala, L. 497.722, del 11/4/08.

    3

    C.N.Civ., sala F, L. 458.863, del 13/2/07.

    4

    C.N.Civ., sala I, L. 62.450, del 11/11/03.

    5

    C.N.Civ., sala E, “D., R.c.B., H. y Cía S.A.C.I.”, del 24/8/00, Lexis 70005646

    y sus citas.

    6

    C.N.Civ., sala C, “Consorcio de Propietarios L.S.P. 785/89 c/ Automotores Francesa S.A.”, del 23/12/96.

    Fecha de firma: 29/12/2022

    Firmado por: C.C.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.M.P.O., JUEZ DE CAMARA

    nociva, por lo que debe responder por los daños y perjuicios en calidad de guardián y con fundamento en el riesgo que informa el art.

    1113 del Código Civil)7).

    En doctrina también se ha sostenido que el contratista o el director de obra son quienes deben responder en su calidad de guardianes de la cosa por los daños que ella cause a terceros8; que el edificio está bajo la guarda de quien tiene a su cargo la ejecución de los trabajos de construcción, que tendrá la responsabilidad que le atribuye el art. 1113 del Código Civil 9); que la empresa constructora y el director de obra no sólo son responsables de los perjuicios derivados de la inobservancia de las reglamentaciones legales, sino también de todo daño que con motivo de los trabajos pertinentes ocasionen a los vecinos, aun cuando no mediare inobservancia de las disposiciones municipales10; y que, como guardián jurídico de la obra, el empresario responde frente a los terceros por los daños que deriven de ella11.

    Es que, aún cuando se considere que la "guarda efectiva" la detenta el empresario constructor, a quien se la ha trasladado el propietario de la obra, es evidente que el director, como representante del dueño para que vigile que la construcción se haga de acuerdo a los planos proyectados, no se violen disposiciones municipales reglamentarias y se respeten las normas de seguridad en materia de fundación y de construcción, posee también la "guarda jurídica". Es natural que si controla al constructor y tiene sobre él 7

    C.N.Civ., sala D, L. 39.746, del 22/8/89.

    8

    K. de C., en Belluscio, Código Civil, t. 5 p. 474 y citas en nota 231; ver asimismo B., Tratado de Derecho Civil, Contratos, Ed. P., Buenos Aires, 1997, t. II, p. 100/101, n.

    1176.

    9

    Garrido y Andorno, El art. 1113 del Código Civil, Ed. H., Buenos Aires, 1983, p. 206.

    10

    Rezzónico, Contratos, t. II, R.D.E., Buenos Aires, 1959, p. 751 y ss. y nota de S. al fallo publicado en JA, 1954-III-346.

    11

    Spota, Tratado de locación de obra, Librería Editorial Depalma, Buenos Aires, 1952, v. II, ps.

    914, 929 y 939.

    Fecha de firma: 29/12/2022

    Firmado por: C.C.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.M.P.O., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA G

    aquellas potestades, responda también a la par en los términos del ya mencionado art. 1113 del Código Civil12.

    Asimismo, ha puntualizado esta sala que en materia de obras de construcción la responsabilidad no surge, sin más, por el daño causado por una actividad cualquiera, sino por la que es riesgosa.

    El riesgo no puede quedar reducido a una simple relación de causalidad,

    ciega y mecanicista, entre cierto elemento y un perjuicio. El riesgo es un factor de atribución y, por ello, es una razón especial para responder. El fundamento de la responsabilidad es un riesgo creado, un peligro que la actividad genera, fincando el factor atributivo en un poder-deber relativo a esa fuente de peligro que domina o controla el obligado, de manera expresa o virtual. Se hallan comprometidas todas las personas que, por haber generado la actividad, introducen en el medio social el riesgo que es anexo a ella y tienen, por lo tanto, un deber de fiscalización, supervisión y control, a fin de evitar que ese peligro se actualice en daño13.

    Aun cuando, desde otra perspectiva se ha expresado que el director de obra es un locador de obra intelectual, no es guardián de la cosa y frente a terceros debe responder por sus hechos propios culposos o dolosos en los términos de los arts. 1109 y 1077 del Código Civil14, en el caso tal culpabilidad también se ha demostrado.

    El expuesto es, entonces, el encuadre jurídico dentro del cual he de examinar la responsabilidad que le cabe a la dueña y al director de obra.

    12

    C.N.Civ., sala E, “B. de V. c/ Bouza”, del 24/8/00, en La Ley 2001-A, p. 179, ya aludido.

    13

    C.N.Civ. esta sala, L. 497.722, del 11/4/08 y su cita; ver asimismo art. 1757 del Código Civil y Comercial de la Nación.

    14

    C.N.Civ., sala H, L. 280.664, del 5/7/00; íd., sala M., L. 476.417, del 15/8/07; íd., sala J., “A.,

    S.P. y otro c/ Empresa de Construcciones S.R.L.G.K. y otros”, del 20/9/05 en J.A. 2006-I, p.

    310.

    Fecha de firma: 29/12/2022

    Firmado por: C.C.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: G.M.P.O., JUEZ DE CAMARA

    Los apelantes sostienen que los daños hallados en el inmueble del demandante eran preexistentes a la compra de la finca y a la posterior obra realizada y que al menos parte de las manchas de humedad verificadas provenían de los cimientos.

    Ante todo debo señalar que la circunstancia de que el actor hubiera enviado una carta documento intimando a la reparación o demolición de la pared...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR