La mira puesta en el país que viene

 
EXTRACTO GRATUITO

Pensar la Argentina que viene. De eso se trata. Varios temas se cruzan en ese pensamiento, como la producción, la educación, el empleo, la construcción, el consumo y la inserción del país en el mundo, entre otros. A todo esto debe sumarse la tan mentada reducción del déficit fiscal, que está indisolublemente atada a una reforma tributaria que no termina de tomar forma.

Por el lado de la producción, sólo el campo parece emerger como un genuino "brote verde", en medio de una pobre performance del resto de los sectores. "Para 2017, el eje tiene que estar en el crecimiento y la inversión productiva", dice Diego Coatz, economista de la Unión Industrial Argentina (UIA).

En lo que respecta al empleo, hubo un pequeño respiro con el último informe del Indec que evidenció una leve caída trimestral de la desocupación, aunque para el investigador Agustín Salvia, el panorama no es alentador. El consumo, en tanto, terminará el año con una caída de 3,5%, pero con una excepción en las ventas de pickups, otra señal de que el campo ya despegó, según analiza Guillermo Oliveto, CEO de la consultora W.

En el plano internacional, será algo muy significativo el empeoramiento en el ambiente comercial. "La promesa de una política norteamericana más restrictiva encontrará razones adicionales en un dólar fuerte. Así, es difícil no anticipar un ambiente de conflictos crecientes", afirma Roberto Bouzas, de la Udesa y el Conicet.

La construcción cerrará un muy mal 2016 para mirar con optimismo el 2017. Según Rodrigo Álvarez, de la consultora Analytica, ese sector se convertirá en uno de los motores de la economía, con un crecimiento el año próximo de 20%. Un fuerte impulso a las obras de infraestructura, un contexto macroeconómico más estable, un resurgiente mercado inmobiliario y un buen blanqueo son los pilares que sustentan esa estimación.

En materia de educación, Juan José Llach, economista del IAE de la Universidad Austral, remarca que el país deberá recuperar el terreno perdido. La Argentina, a su entender, debe lograr un salto cualitativo en la productividad inclusiva basada en las tareas de educar, invertir, investigar, innovar y lograr una cultura del valor agregado que haga nacer al federalismo que nunca tuvimos. "Todo esto es esencial para generar millones de empleos productivos", opina.

Todos estos temas estuvieron también presentes en el evento que organizó LA NACION y que se desarrolló en el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (Malba), sobre el que se informa en páginas 6 y 7. Allí, economistas, empresarios, analistas y periodistas se dieron cita para pensar en la "nueva Argentina". En ese contexto, todos coincidieron en que 2016 fue un año de reacomodamiento y que, si se toman las medidas correctas en los próximos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA