Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vii, 7 de Agosto de 2018, expediente CNT 031764/2015/CA001

Fecha de Resolución 7 de Agosto de 2018
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Vii

CAUSA Nº 31764/2015 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

SALA VII SENTENCIA DEFINITIVA Nº 52640 CAUSA Nº 31.764/2015 - SALA VII - JUZGADO Nº 57 En la ciudad de Buenos Aires, a los 7 días del mes de agosto de 2018, para dictar sentencia en los autos: “M.D. DE LOS ANGELES C/ SAINT GERMAIN S.R.L. S/ DESPIDO”, se procede a votar en el siguiente orden:

LA DOCTORA G.L.C. DIJO:

  1. La sentencia de primera instancia que en lo substancial hizo lugar al reclamo impetrado con fundamento en las disposiciones de la Ley de Contrato de Trabajo, llega apelada por la demandada y por la actora a tenor de los agravios que expresan a fs. 195/198vta. y a fs. 186/192 respectivamente.-

    A fs.192vta. la representación letrada de la parte actora cuestiona sus honorarios por considerarlos reducidos.-

  2. En primer término la demandada cuestiona la conclusión a la que ha arribado la sentenciante al considerar que durante el período en que la actora estuvo registrada por COTECSUD, en realidad existió

    una interposición fraudulenta de esta última.-

    A mi juicio en el fallo se han analizado adecuadamente todos los elementos fácticos y jurídicos de la causa y no veo en el escrito de recurso datos o argumentos que resulten eficaces para revertir sus conclusiones.-

    En la demanda la parte actora adujo haber ingresado a trabajar en SAINT GERMAIN S.R.L. donde siempre se desempeñó hasta el distracto, con la intermediación fraudulenta de COTECSUD (empresa de servicios eventuales). A su turno SAINT GERMAIN, tras la negativa de rigor sostuvo que en su momento la actora fue contratada a través de aquélla empresa, para cubrir personal enfermo o que goza de otro tipo de licencias, todos ellos de carácter extraordinarias que se planteaban. Más tarde –agrega-

    fue contratada en forma permanente para su representada.-

    Y bien, partiendo entonces de esta base, no puedo dejar de señalar que el art. 99 de la L.C.T. establece que se considerará que media contrato eventual cuando la actividad del trabajador se ejerce bajo la dependencia de un empleador para la satisfacción de resultados concretos, tenidos en vista por éste, en relación a servicios extraordinarios determinados de antemano, o exigencias extraordinarias y transitorias de la empresa. -

    La carga de la prueba en estos casos, corresponde al empleador, quien tiene a su cargo demostrar que el contrato de la trabajadora inviste esta modalidad eventual, lo que no ha ocurrido en el presente caso.-

    Tal como lo indica la sentenciante, más allá de las Fecha de firma: 07/08/2018 imprecisiones en la contestación de la demandada para describir cuáles eran Alta en sistema: 09/08/2018 Firmado por: N.M.R.B., JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.H.K., SECRETARIO Firmado por: G.L.C., JUEZ DE CAMARA #27021691#211464109#20180809100026888 CAUSA Nº 31764/2015 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO -

    SALA VII esas “eventualidades” que le habrían autorizado a recurrir a esta modalidad excepcional de contratación, lo cierto es que tampoco las ha acreditado. De tal suerte entiendo que se trató de una intermediación fraudulenta y por ello corresponde considerar la actora fue empleada directa de SAINT GERMAIN S.R.L. y su contrato fue por tiempo indeterminado (cfr. art. 29 de la L.C.T.).-

    Agrego, en cuanto a las restantes consideraciones vertidas en el escrito sobre esta cuestión, que -tal como la Corte Suprema de justicia de la Nación ha sentado criterio- el juzgador no está obligado a ponderar una por una y exhaustivamente todas las argumentaciones y pruebas agregadas a la causa, sino sólo aquellas que estimare conducentes para fundar sus conclusiones, ni a analizar todas las cuestiones y argumentos utilizados que -a su juicio- no sean decisivos (conf. CSJN, 29.4.70, La ley 139-617; 27.8.71, La Ley 144-611 y citas jurisprudenciales en "Código Procesal..." M., Tº II-C, Pág. 68 punto 2, Editorial Abeledo - Perrot; art. 386, última parte, del Código Procesal; y de esta S., ver autos: "Bazaras, N. c/ Kolynos"; S.D. 32.313 del 29.6.99).-

    Sentado lo expresado, habiéndose acreditado que la demandada fue la verdadera empleadora de la actora, desde el inicio, cabe también confirmar el fallo en cuanto la condena a la entrega de los certificados de servicios y remuneraciones del art. 80 de la L.C.T.-

  3. En relación a las indemnizaciones que afirma haber abonado de acuerdo a su “real antigüedad”, más allá de que el planteo aparece desierto en tanto no indica a cuánto debería reducirse el monto de condena, lo cierto es que en la liquidación practicada en la sentencia (fs. 184) se encuentran descontadas las sumas ya pagadas, de modo que el pago allí

    dispuesto lo es por diferencias indemnizatorias.-

  4. La parte actora dice agraviarse en tanto en el fallo no se dispuso condena alguna en los términos del art. 1º de la Ley 25.323 y a mi juicio le asiste razón.-

    La norma expresamente dispone la “duplicación de la indemnización por antigüedad –art. 245, L.C.T. (o las que en el futuro las reemplacen)-, cuando se trate de una relación laboral que al momento del despido no estuviese registrada o lo esté de modo deficiente”.-

    Y bien, en el presente caso, el vínculo no estuvo registrado por su verdadera empleadora desde el...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR