Marcelo Elizondo: 'Venimos de años en que las cosas eran muy oscuras'

 
EXTRACTO GRATUITO

Acostumbrarse (¿o resignarse?) a que hacer las cosas de una determinada forma es la vía natural para resolver algo no significa que esa sea la mejor manera. Marcelo Elizondo cree que hay que "darle un tiempo de adaptación" al nuevo gobierno porque "venimos de muchos años en los que las cosas eran muy oscuras y poco previsibles". El director de la consultora DNI reflexiona: "A veces uno se acostumbra a que el mecanismo adecuado era el que había antes, cuando había que golpear una puerta, esperar a que te atiendan y te digan si o no. Ojalá que con una institucionalización mayor y una adaptación de las condiciones de trabajo a criterios que usan países vecinos se logre más previsibilidad. Lo más importante para operar en comercio internacional es tener simplicidad, baja aleatoriedad y acceso a recursos".

-¿Estamos en tiempo de ajuste?

-En tiempo de correcciones. La Argentina está corrigiendo varios asuntos, como las tarifas de los servicios. Hay un programa anunciado por el Gobierno para corregir el déficit de presupuesto que es gravoso. Hay una reforma de la política monetaria que tiende a ser bastante más contractiva. Todo dirigido hacia buenos resultados como son bajar la tasa de inflación y ordenar la macroeconomía, pero alguien tenía que hacerlo.

¿Qué impacto tienen las nuevas reglas de juego comerciales (como el reemplazo de las DJAI por licencias automáticas y no automáticas) y la política de reinserción internacional del país en los operadores locales?

-El comercio internacional tiene dos vías: emisivo y receptivo. En exportaciones, lo primero que hay hacer es ordenar los pilares básicos: tipo de cambio, eliminación de retenciones, ROE (Registro de Operaciones de Exportación) y todo tipo de autorizaciones exigidas para vender. Eso, por suerte, ya está en orden. Además hay una planificación de cierto ordenamiento de la tasa de inflación y el déficit de presupuesto con un plan interanual.

Pero hay cosas que no ocurren de un día para el otro. La Argentina tiene asignaturas pendientes desde hace muchos años. En primer lugar, mejorar la tasa de inversión del sector privado de modo de generar atributos competitivos que permitan insertarse en el mundo en base a valores, virtudes y calidades. La tasa de inversión en el sector privado en la Argentina no llega a 20 puntos del PBI, es la más baja de la región.

-¿Por qué no invierte el sector privado?

-Creo que la principal responsabilidad es de las políticas públicas. El sector privado no ha...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA