Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ix, 30 de Agosto de 2019, expediente CNT 045787/2012/CA001

Fecha de Resolución30 de Agosto de 2019
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ix

Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA IX Causa N°: 45787/2012 - MAIORANO MARTA ROSA c/ MEDICUS S.A.

s/DESPIDO Buenos Aires, 30 de agosto de 2019.

se procede a votar en el siguiente orden:

El Dr. R.C.P. dijo:

  1. La sentencia de primera instancia de fs. 286/99 que hizo lugar a la demanda en lo sustancial, ha sido apelada por las partes demandada y actora, a mérito de los respectivos recursos que lucen agregados a fs. 300/2 y fs. 303/13. Dichos recursos merecieron réplica de las contrarias, a fs. 323/9 y fs.315/7, en ese orden. El letrado de la parte actora y el perito contador cuestionan sus honorarios por considerarlos reducidos (v. fs. 302/vta. punto 3 y fs.

    320/22, respectivamente).

  2. El recurso de apelación interpuesto por la demandada, en mi opinión, no ha de obtener favorable andamiento.

    Digo ello por cuanto los elementos aportados en el recurso señalado lucen ineficaces a los fines de desvirtuar la solución adoptada en la instancia anterior por la Sra. Jueza de grado.

    En efecto, el cuestionamiento vertido por la parte demandada vinculado con la determinación en origen de la existencia de una relación laboral entre las partes, en mi opinión, ha de ser rechazado.

    De conformidad con lo resuelto adecuadamente en origen los servicios prestados por la reclamante para la demandada lo han sido en forma habitual, sujetos a la organización impuesta por la demandada, la modalidad por ella determinada y en el lugar que ella disponía, llevando la agenda médica la accionada, recibiendo derivaciones en forma exclusiva de ella y cumpliendo con el requisito obligatorio de concurrencia a las reuniones que M. establecía, todo lo cual permite tener por cierto, como se indicó

    en origen, que la Sra. M. no contaba con una Fecha de firma: 30/08/2019 Firmado por: A.E.B., JUEZ DE CAMARA - SALA IX Firmado por: R.C.P., JUEZ DE CAMARA - SALA IX #20081448#243003576#20190830105630445 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA IX estructura empresaria propia para la atención de los pacientes, por lo que queda excluida la locación de servicios y consecuentemente se concluyó acertadamente en torno a la existencia de una relación laboral en los términos del artículo 23 de la LCT.

    De acuerdo a lo sostenido en primera instancia, de la prueba testimonial de E.V.B., E.L.N., P.M.M., M.L.O., M.A.A., K.V.F., A.I.G. y M.G.C. (v. fs. 151, fs. 153, fs. 154, fs. 156, fs. 160, fs. 190, fs. 192 y fs. 202, respectivamente), evaluada en forma íntegra y en sana crítica (conf.

    arts. 386 y 456, CPCCN), surge el requisito inexorable para que la accionante perciba el “honorario” o salario de la presentación de las planillas de los pacientes ante las autoridades de la demandada, quienes autorizaban el pago una vez recibidas las mismas. Si bien la demandada relata que la Sra. M. sólo alquilaba el consultorio en la sede de su empresa, abonando un canon locativo, lo cierto es que ella percibía una suma de dinero como contraprestación a la presentación de la planilla, por la que claramente la accionante se hallaba sujeta a una organización empresaria ajena, con las reglas y modalidades de aquélla, que la demandada fijaba el valor de la consulta o sesión, en la sujeción empresaria quien asumía el riesgo empresario, fijaba el “honorario” y disponía el pago del mismo a la trabajadora.

    Asimismo se concluyó adecuadamente que en el informe que presentara el perito contador, se desprende que la actora facturaba con normalidad y habitualidad para M.S. y que, desde abril del año 2008, fue recibiendo progresivamente pacientes asociados a la demandada con mayor frecuencia hasta el mes de junio de 2011 en el que el número fue disminuyendo paulatinamente.

    Aun cuando la exclusividad respecto de la contratante no resulta un factor dirimente para la Fecha de firma: 30/08/2019 Firmado por: A.E.B., JUEZ DE CAMARA - SALA IX Firmado por: R.C.P., JUEZ DE CAMARA - SALA IX #20081448#243003576#20190830105630445 Poder Judicial de la Nación CÁMARA NACIONAL DE APELACIONES DEL TRABAJO - SALA IX calificación laboral del vínculo, sólo incidentalmente la actora emitió facturas para personas diferentes de su empleador, configurándose la subordinación laboral propia del tipo de vinculación dependiente.

    En el marco descripto, considero que la emisión de facturas por parte de la actora resultaba ser una imposición unilateral de la demandada para encubrir la naturaleza del vínculo que los unió por más de 11 años.

    En el contexto precedentemente descripto, el artículo 14 de la L.C.T. establece la nulidad de todo contrato –y la consecuente instrumentación de aspectos del mismo a través de facturas, como se da en el caso de autos- en virtud del cual las partes hayan procedido con simulación o fraude a la ley laboral, disponiendo que en tal caso la relación quedará regida por la normativa laboral (conf.

    esta S., in re: “C.L.E.c.B. de Buenos Aires s/despido” S.D. del 24/6/2019 Expte.CNT 34056/2012/CA1).

    Las...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR