Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala K, 8 de Marzo de 2017, expediente CIV 004180/2012/CA001

Fecha de Resolución 8 de Marzo de 2017
EmisorCamara Civil - Sala K

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA K “L.L.S. c/ R.G. s/ daños y perjuicios”.

Expediente Nº 4.180/ 2012 Juzgado Nº 52 En la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, a los días del mes marzo de 2017, hallándose reunidos los Señores Vocales integrantes de la S. K de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo C.il, a fin de dictar sentencia en los autos “L.L.S. c/ R.G. s/ daños y perjuicios” y habiendo acordado seguir en la deliberación y voto el orden de sorteo de estudio, el Dr. A. dijo:

  1. Vienen estos autos a este Tribunal con motivo de los recursos de apelación interpuestos contra la sentencia de primera instancia dictada a fs.

396/ 404, expresando agravios la actora en la memoria de fs. 437/ 445, siendo contestado el respectivo traslado por la citada en garantía a fs. 453/ 455.

Antecedentes

L.S.L. promovió la presente demanda a raíz del accidente de tránsito que sufriera el 24 de agosto de 2011, a las 20.30 hs.

aproximadamente. Relató que circulaba con su moto Honda Wave por la calle M.P. de esta Ciudad cuando, al llegar a la intersección con la calle S.T., redujo la velocidad y emprendió el cruce, siendo sorpresivamente embestido por el rodado Chevrolet Meriva taxi conducido por G.R., quien circulaba a excesiva velocidad por S.T. y violó la prioridad de paso de quien se desplaza por la derecha. Agregó que como consecuencia del impacto cayó

pesadamente al asfalto, sufrió traumatismos en su rodilla izquierda y su hombro se salió de lugar.

Imputó responsabilidad al accionado y solicitó se haga lugar a la demanda en todas sus partes.

Fecha de firma: 08/03/2017 Firmado por: JUECES DE CAMARA, Firmado por: O.J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.B.H., JUEZ DE CAMARA #14790234#172017232#20170309081643892 La aseguradora citada opuso en primer término exclusión de cobertura, refiriendo que el conductor del rodado asegurado no contaba con registro profesional habilitante para conducir vehículos de transporte de pasajeros, incurriendo en la conducta prevista en la cláusula 22 capítulos II A y B inc. g) de las condiciones Generales de la Póliza. Sostiene que oportunamente se rechazó por carta documento el siniestro.

  1. contestó la demanda y reconoció la existencia del hecho, no así la mecánica descripta por el actor. Se remitió a la denuncia del siniestro brindada por el asegurado y solicitó el rechazo de la demanda, con costas.

    El accionado R. no contestó la demanda, declarándose su rebeldía a fs. 86.

    1. Sentencia.

      El Sr. juez a- quo sostuvo que la actora ha acreditado el contacto con la cosa y la relación de causalidad de los daños con aquella, en tanto el accionado ni siquiera se ha presentado a contestar la demanda y su aseguradora no ha invocado la existencia de eximentes (conf. art. 1113 del C.C). Así, hizo lugar a la demanda condenando a G.R. a abonar a L.S.L., en el plazo de diez días, la suma de $ 235.440, más intereses y costas. En cuanto a Orbis Cía. A.entina de Seguros S.A., hizo lugar a la excepción opuesta, con costas por su orden, toda vez que se encuentra probada la falta de habilitación para conducir en la categoría legal exigida y la aseguradora procedió a rechazar la cobertura asegurativa conforme los términos de la póliza, dentro del plazo al que alude el art. 56 de la ley de seguros.

      IV- Agravios.

      Contra dicha decisión se alza la actora. Se agravia por: 1) la suma fijada en concepto de “incapacidad sobreviniente” atento la real magnitud y entidad de las lesiones y consecuencias irreversibles físicas y psíquicas que padece, conforme pericial médica producida y teniendo en cuenta sus condiciones personales; 2) el monto establecido por “daño moral”, que considera insuficiente frente al dolor Fecha de firma: 08/03/2017 Firmado por: JUECES DE CAMARA, Firmado por: O.J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.B.H., JUEZ DE CAMARA #14790234#172017232#20170309081643892 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA K padecido y consecuencias sufridas, pide se incremente en su justa medida; 3) el quantum adjudicado por “tratamiento psicológico”, resultando evidente su escasez; 4)

      las sumas acordadas por “gastos de asistencia médica, farmacia, traslados” y “tratamiento kinesiológico” que considera escasas y pide su elevación; 5) el monto concedido por “privación de uso de la motocicleta”, por una reparación que insumiría cinco días conforme experticia, quedando acreditada la insuficiencia del mismo; 6) la favorable acogida de la defensa de exclusión de cobertura opuesta por la citada en garantía. Refiere que el accionado poseía registro de conducir categoría B1 que lo habilitaba para conducir automóviles utilitarios y camionetas, más difícil que manejar un taxi. Que la aseguradora percibía el seguro mensual sin efectuar reparos; no habiéndose acreditado que el accidente se debiera a la carencia de licencia profesional, ni que el demandado en dicho momento se encontrara utilizando el rodado como taxímetro. Entiende se trata de una mera falta administrativa y que el seguro no se agota en el interés de los contratantes, debiendo estarse a la protección de los damnificados; 7) la tasa de interés aplicada -8 % anual- desde la mora hasta el pronunciamiento. Peticiona la aplicación de la tasa activa desde el momento de la mora y hasta el efectivo pago.

    2. En primer lugar, cabe destacar que la valoración de la expresión de agravios, a los fines de determinar si reúne las exigencias necesarias para mantener el recurso interpuesto, no debe llevarse a cabo con injustificado rigor formal que afecte la defensa en juicio. Si así se actúa, cabe descalificar lo resuelto por haberse incurrido en arbitrariedad.

      De ahí que, en la sustanciación de dicho recurso, el cumplimiento de sus requisitos debe ponderarse con amplitud, mediante una interpretación que los tenga por cumplidos aun frente a la eventual precariedad de la crítica del fallo apelado, directiva que tiende a la armonía en el cumplimiento de los requisitos legales y la aludida garantía de la defensa en juicio y a delimitar restrictivamente el ámbito de las sanciones que importan pérdida o caducidad de los derechos del apelante (conf. CNC.., sala E, del 24/9/74, LL 1975-A-573; íd. S.G., del 10/4/85, LL 1985-C-267; conf. C.. C.. y Com. S. I, del 30/4/84, ED 111-

      513).

      Fecha de firma: 08/03/2017 Firmado por: JUECES DE CAMARA, Firmado por: O.J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.B.H., JUEZ DE CAMARA #14790234#172017232#20170309081643892 El criterio amplio que preside la materia tiende, así, a asegurar a las partes en litigio una mayor oportunidad para defender sus derechos y afianzar con ello la garantía consagrada por el art. 18 de la Constitución Nacional.

      En ese marco, y dado que los recurrentes al expresar su disconformidad con el pronunciamiento en vista han dado cumplimiento, en lo pertinente, con lo dispuesto por el art. 265 del C.igo Procesal, es que se desestima la pretensión de declarar desiertos los respectivos recursos.

      Corresponde, en consecuencia, el tratamiento de los respectivos agravios.

    3. Atento la entrada en vigencia del nuevo C.igo C.il y Comercial (Ley 26.994 y su modificatoria Ley 27.077), de conformidad a lo previsto en su art. 7 y teniendo en cuenta la fecha de producción del siniestro en estudio, resultan de aplicación al caso las normas del C.igo C.il de Vélez.

      Firme la responsabilidad atribuida al accionado, corresponde tratar primeramente el rechazo de la acción contra Orbis Cía. A.entina de Seguros.

      En la contestación de fs. 64 pto. III la aseguradora citada opuso defensa de exclusión de cobertura por haber incurrido el asegurado en la conducta prevista en la cláusula 22, capitulos II A y B inc. g) de las Condiciones Generales de la Póliza; toda vez que R.G. no contaba con registro profesional habilitante para conducir vehiculos de transporte de pasajeros (taxi), siendo que el rodado asegurado se encontraba afectado al uso como “taxi”. Asimismo, señaló que el rechazo del siniestro fue cumplido en tiempo propio, sin que fuera contestada por el asegurado dicha carta documento. En consecuencia, encontrándose eximida de la obligación de indemnizar por un siniestro que no se encuentra amparado en la póliza, pide se haga lugar a la defensa planteada.

      El juez de grado señaló que, conforme surge de la pericial contable realizada en autos, exhibido el libro de emisión de pólizas de agosto 2011, se encuentra registrada la póliza 2459828 que asegura el vehículo Chevrolet Meriva-

      taxi, desprendiéndose de la cláusula 22 punto II ap. g) que el rodado debía ser conducido por personas habilitadas con registro de conducir profesional. Asimismo que le fue exhibida la denuncia efectuada respecto del hecho, de fecha 12/9/11 y la carta documento firmada por el apoderado de Orbis Cía. A.. de Seguros S.A.

      Fecha de firma: 08/03/2017 Firmado por: JUECES DE CAMARA, Firmado por: O.J.A., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.B.H., JUEZ DE CAMARA #14790234#172017232#20170309081643892 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA K de fecha 16/09/00, rechazando el siniestro en base a no encontrarse el conductor habilitado para conducir la categoría de rodado amparado (taxi). Aclarando a fs. 219 el perito, al pedido de explicaciones, que R. poseía licencia B1 que lo habilita a conducir vehículos particulares (v. copia licencia fs. 218).

      El a-quo concluyó que la falta de habilitación para conducir en la categoría legal exigida se encuentra probada (fs. 193/ 200 y fs. 10 CP); advirtiendo que la citada en garantía rechazó la cobertura dentro del plazo estipulado por los arts.

      46 y 56 de la ley de Seguros. (fs. 118/ 121 y 58). Sobre dicha base y habiéndose procedido a declinar la cobertura conforme los términos de la póliza dentro del plazo legal, hizo lugar a la excepción opuesta, imponiéndose a su criterio el rechazo de la acción incoada contra Orbis Cía A.entina de Seguros SA, con costas por su orden atento las especiales particularidades del caso y la postura asumida por la actora (fs. 77 b).

      Pues bien, he de adelantar que no comparto la decisión del...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR