Por limpiar Atucha, una firma de Muñoz ganó US$30 millones

 
EXTRACTO GRATUITO

Una pyme, próspera, con domicilio y sede en , era la encargada de limpiar la central nuclear Atucha ubicada en Lima, provincia de Buenos Aires, a unos pocos kilómetros de . Por ese servicio, al que accedió por contratación directa, la empresa facturó 30,3 millones de dólares desde 2009 hasta 2016, su último contrato.Fue Víctor Manzanares, el contador de la familia Kirchner, arrepentido pero detenido en la causa de , el que apuntó en su declaración el nombre de Trans Ecológica, una empresa de servicios de limpieza que alguna vez compró Daniel Muñoz, el exsecretario de .LA NACION pudo establecer que la empresa fue contratada en forma directa por Nucleoléctrica Argentina, operadora de todas las centrales atómicas, durante varios años. El primer contrato lo firmó el 17 de junio de 2009 y el último pago, por 87.030 dólares, se realizó el 1° de septiembre de 2016, ya con la gestión de los funcionarios de Mauricio Macri."Entre 2007 y 2008, Amilcar Acosta [dueño de la compañía] se acercó a mi estudio", dijo Manzanares. Solicitó una entrevista para plantear si podía analizar su empresa porque se sentía que estaba afrontando una situación financiera crítica. Le pido la documentación y veo que tenía una situación financiera compleja, la empresa estaba en una situación de inviabilidad".Luego, contó el profesional, vino la negociación. Siempre según sus palabras, Acosta estaba dispuesto a vender el 50% en un millón de dólares. De esta manera le presentó la propuesta a Muñoz que tenía como eje el tratamiento de residuos de la actividad minera."En el ínterin de cerrar el trato, Muñoz me pide que participe a Sebastián Ludman de la decisión por lo cual le pedí que viaje a Buenos Aires. Nos reunimos Amilcar, Sebastián y yo en el lobby del hotel Sheraton", agregó.Ludman, un conocido de Muñoz en la zona de Neuquén, finalmente no entró en el negocio. En un restaurante la zona de la Recova de Posadas, el exsecretario de Kichner, su mujer, Carolina Pochetti, Ludman, el vendedor y Manzanares se juntaron a cenar. El contador contó que hubo una propuesta para darle un millón de dólares al dueño de Trans Ecológica y dejarlo sin nada, desapoderarlo de la empresa. Manzanares amenazó con irse del negocio si esa era la fórmula."Yo expresé que si avanzaban con este proceder yo me alejaba de los negocios. Muñoz y Pochetti demostraron su incondicionalidad conmigo y dijeron que todo se iba a realizar como yo dijera", recordó.La venta se realizó. Manzanares, el contador...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA