Sentencia de Sala B, 4 de Septiembre de 2015, expediente CPE 001037/2009/5/CA001

Fecha de Resolución 4 de Septiembre de 2015
EmisorSala B

Poder Judicial de la Nación LEGAJO DE APELACIÓN EN AUTOS: “M.M.G.; R.A.F. SOBRE INFRACCIÓN ART. 302 DEL C.P.”.

CAUSA N° 1037/2009. JUZGADO NACIONAL EN LO PENAL ECONÓMICO N° 6, SECRETARÍA N°

11 (EXPEDIENTE N° CPE 1037/2009/5/CA1 ORDEN N° 26.115. SALA “B”).

Buenos Aires, de septiembre de 2015.

VISTOS:

El recurso de apelación interpuesto por la defensa oficial de M.G.M. y de A.F.R., obrante a fs. 545/547 vta. de los autos principales (fs.

17/19 vta. de este incidente) contra la resolución de fs. 526/540 vta. del mismo legajo (fs. 1/15 vta. del presente), en cuanto por aquélla se dictó el auto de procesamiento, sin prisión preventiva, de los nombrados.

La presentación de fs. 35/40 vta. del presente, por la cual la defensa oficial de M.G.M. y de A.F.R. informó en la oportunidad prevista por el art. 454 del C.P.P.N.

Y CONSIDERANDO:

  1. ) Que, en los autos principales a los cuales corresponde este incidente se investiga, en lo que interesa a la presente:

    1. el libramiento y la contraorden posterior de pago de los cheques de pago diferido Nos. 06754252, 06754253, 06754258, 06754259 y 06754269, correspondientes a la cuenta corriente N° 4030-18045/4, del Banco de la Provincia de Buenos Aires, sucursal “V.S.”, de la titularidad del A.F.R.; y, b) el libramiento y la contraorden posterior de pago de los cheques de pago diferido Nos. 97625173, 97625182, 97625183, 97625184, 97625185, 97625187, 97625188, 97625190, 97625192, 97625194, 97625197, 97625198, correspondientes a la cuenta corriente N° 4030-

    18029/2, del Banco de la Provincia de Buenos Aires, sucursal “V.S.”, de la titularidad de M.G.M..

  2. ) Que, por la resolución recurrida, el juzgado “a quo” dictó

    un auto de procesamiento, sin prisión preventiva, respecto de A.F.R., por Fecha de firma: 04/09/2015 Firmado por: M.A.G., JUEZ DE CAMARA Firmado por: R.E.H., JUEZ DE CAMARA Firmado por: N.M.P.R., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: G.R.V., SECRETARIO DE CAMARA Poder Judicial de la Nación considerarlo, “prima facie”, autor penalmente responsable del delito previsto por el inc. 3° del art. 302 del Código Penal, con relación a los sucesos mencionados por el punto a del considerando anterior, y partícipe necesario del delito aludido precedentemente, con relación a los sucesos aludidos por el punto b de aquel considerando.

    Asimismo, por aquella decisión, se dictó un auto de procesamiento, sin prisión preventiva, respecto de M.G.M. por considerársela, “prima facie”, autora penalmente responsable del delito previsto por el inc. 3° del art. 302 del Código Penal, con relación a los sucesos mencionados por el punto b del considerando anterior.

  3. ) Que, por el recurso de apelación interpuesto, la defensa oficial de A.F.R. y de M.G.M. planteó la nulidad de la resolución recurrida por causa de vicios en la fundamentación, pues estimó que la valoración de la declaración testifical prestada por R. en el marco de la actuaciones formadas como consecuencia de la denuncia penal por “estafa” presentada por aquél (confr. fs. 240/240 vta. de los autos principales) “…como elemento de convicción destinado a construir…la afirmación de que mis asistidos instrumentaron una contraorden de pago en referencia a los cheques denunciados…” constituye una violación del derecho de defensa en juicio -específicamente, la garantía contra la autoincriminación coactiva-, “…toda vez que el testigo [-actualmente devenido en imputado-] introduce su declaración bajo juramento de decir verdad y no tiene posibilidades de hacer uso de su derecho a negarse a declarar…”.

    Asimismo, con base en los argumentos reseñados por el párrafo anterior, la defensa oficial de los nombrados se agravió de la decisión recurrida por considerar que no existen elementos de prueba suficientes para estimar la concurrencia, en el comportamiento llevado a cabo en principio por los nombrados, de los elementos objetivos correspondientes a la figura penal involucrada, en tanto “…no se ha podido comprobar…que mis asistidos hayan introducido órdenes de no pagar [sobre] los valores denunciados…”.

    Por otro lado, en lo que respecta a la intervención particular de A.F.R. en los hechos investigados, la defensa oficial de aquél se agravió por Fecha de firma: 04/09/2015 Firmado por: M.A.G., JUEZ DE CAMARA Firmado por: R.E.H., JUEZ DE CAMARA Firmado por: N.M.P.R., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: G.R.V., SECRETARIO DE CAMARA Poder Judicial de la Nación estimar que “...al denunciar policial y judicialmente los cartulares de marras, R. actuó víctima de un error y sin ningún tipo de intención de perjudicar a persona alguna...” y, por lo tanto, no se encuentra acreditado respecto de la conducta del nombrado en los hechos investigados, la concurrencia de los elementos subjetivos requeridos por la figura penal involucrada.

    Por lo demás, en lo que respecta a la intervención particular de M.G.M. en los hechos investigados, la defensa oficial de aquélla se agravió

    de la decisión recurrida por considerar que “...no se encuentra controvertida por elemento alguno...la ajenidad de M. con relación al manejo de la cuenta corriente de su titularidad, a la administración de la misma, y a todo acto referido a la denuncia y eventual contraorden de pago...de los cheques investigados...” (confr. fs. 545/547 vta. de los autos principales; las transcripciones son una copia textual del original).

  4. ) Que, con respecto al planteo de nulidad de la resolución recurrida por causa de vicios en la fundamentación cabe expresar que, aun si se prescindiera de la valoración de las manifestaciones de A.F.R. prestadas bajo juramento de decir verdad -en referencia al reconocimiento del nombrado acerca de la presentación de las órdenes de no pagar ante el banco girado por parte de los imputados-, lo cierto es que de una lectura integral de la resolución recurrida se advierten otros fundamentos, que resultan autónomos respecto de aquella declaración testifical, los cuales ofrecen una motivación suficiente de lo decidido por el juzgado “a quo” y alcanzan para descartar, al menos en las...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR