Sentencia de Cámara Federal de Casación Penal - CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA DE FERIA, 27 de Marzo de 2020, expediente CFP 001188/2013/TO01/84/1/CFC025

Fecha de Resolución27 de Marzo de 2020
EmisorCAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA DE FERIA

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA DE FERIA

CFP 1188/2013/TO1/84/1/CFC25

REGISTRO Nº 15/20

la ciudad de Buenos Aires, a los 27 días del mes de del año dos mil veinte, se reúne la Sala de Feria de la Cámara Federal de Casación Penal, integrada por los doctores G.M.H., A.W.S. y D.G.B., asistidos por el secretario actuante a los efectos de resolver el recurso de casación interpuesto en la presente causa CFP

1188/2013/TO1/84/1/CFC25, caratulada: “CIRIGLIANO,

S.C. s/ rec. de casación”; de la que RESULTA:

  1. Que el Tribunal Oral Federal nº 2, de esta ciudad, con fecha 19 de marzo de 2020 resolvió:

    I. NO HACER LUGAR A LA SOLICITUD DE ARRESTO

    DOMICILIARIO DE S.C.C. efectuada por su defensa, en los términos del art. 10 del CP y 32 de la ley 24660.

    II. ENCOMENDAR al Ministerio de Justicia y Derechos Humanos que se arbitren los medios necesarios para que la Dirección de Sanidad del Servicio Penitenciario Federal y la Unidad N° 31 de la misma institución, intensifiquen y refuercen el área sanitaria a fin de controlar y asistir de forma exhaustiva a aquellas personas que padezcan condiciones de salud preexistentes que puedan constituir grupo de riesgo a la luz del COVID-19; y extremen los controles preventivos y de protección sobre todo respecto del personal del S.P.F. y de aquellas personas que a otros fines ingresen a diario a las Unidades carcelarias. A tal fin, líbrese oficio.

    III. Solicitar a las autoridades de la Unidad nro. 31 del SPF que se le brinde la atención médica correspondiente al Sr. C. dado que,

    según informó la defensa, habría sufrido un “shock hipoglucémico” el día 18 de marzo pasado, tal como lo hizo saber en la presentación de fs. 474.”.

    Fecha de firma: 27/03/2020

    Firmado por: G.M.H. , JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: D.G.B.

    Firmado por: ALEJANDRO W. SLOKAR

    Firmado(ante mi) por: M.X.P., SECRETARIA DE CAMARA

    34698373#258022075#20200327213324041

    II. Que contra esa decisión el doctor N.D.R., por la defensa de S.C.C., interpuso el recurso de casación que fue oportunamente concedido por el a quo.

    III. Que luego de postular la admisibilidad formal de la vía recursiva y reseñar los antecedentes del caso, el defensor se agravió en la inteligencia de que la resolución traída a estudio carece de fundamentos suficientes en la medida en que arbitrariamente el J. de la causa desoyó el decreto de necesidad y urgencia 260/2020 (junto con sus modificatorias y complementarias), que impone el aislamiento preventivo de personas que debido a sus condiciones médicas presentan un altísimo riesgo de vida ante la propagación del COVID-19 “Corona Virus”.

    Asimismo resaltó que se resolvió la petición de que se trata en poco más de 24 horas y sin siquiera adoptar medidas de prueba para constatar fehacientemente la situación de quienes permanecen en estado de detención.

    Sostuvo que por la condición que padece, su defendido necesita aislarse de inmediato en un ambiente higiénico e individual en el cual continuar detención. Lejos de terceros que se encuentren en permanente circulación, como lo son otros internos,

    personal de servicio penitenciario y visitas de otros internos.

    Se agravió de que el tribunal incurrió en una errónea aplicación de la ley sustantiva, puntualmente de las prescripciones del art. 10 del CP y art. 33 de la Ley 24.660 que impone la concesión de la prisión domiciliaria del “…interno enfermo cuando la privación de la libertad en el establecimiento carcelario le impide recuperarse o tratar adecuadamente su dolencia y no correspondiere su alojamiento en un establecimiento hospitalario…”. Y consideró que resulta inverosímil e incoherente sostener que el alojamiento de su asistido, dentro de la órbita Fecha de firma: 27/03/2020

    Firmado por: G.M.H. , JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: D.G.B.

    Firmado por: ALEJANDRO W. SLOKAR 2

    Firmado(ante mi) por: M.X.P., SECRETARIA DE CAMARA

    34698373#258022075#20200327213324041

    Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA DE FERIA

    CFP 1188/2013/TO1/84/1/CFC25

    penitenciaria podría ser el adecuado, teniendo en cuenta que se encuentra dentro del grupo de las personas más vulnerables a la enfermedad, que son las personas mayores y con problemas cardíacos,

    condiciones que se dan en conjunto en su asistido y que el juez ni siquiera ha valorado.

    Que el propio P., siguiendo las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud, impone para todos los argentinos el aislamiento domiciliario obligatorio, cuanto más necesario es aún para quienes son pacientes de altísimo riesgo a la enfermedad.

    Precisó que su asistido padece de los siguientes tipos de afecciones: dumping glucémico,

    arritmias cardíacas, una enfermedad en la sangre por la que tiene elevada la proteína M. Y que es por estos motivos que el riesgo de vida que corre el Sr.

    C. es altísimo, toda vez que, de contagiarse,

    sus posibilidades de recuperación son muy escasas.

    Que por estas razones, guiado por el principio de humanidad de la pena, el artículo 10 del código de fondo establece en qué supuestos corresponde la detención domiciliaria, resultando ser uno de ellos el padecimiento de una enfermedad que no pueda ser tratada adecuadamente intramuros.

    Recordó que concretamente, el inciso a) del citado artículo le otorga tal derecho al “…interno enfermo cuando la privación de la libertad en el establecimiento carcelario le impide recuperarse o tratar adecuadamente su dolencia y no correspondiere su alojamiento en un establecimiento hospitalario…”. Y

    que, por ello, a efectos de evitar que el encarcelamiento de su pupilo derive en un deterioro a su salud con consecuencias que podrían ser mortales,

    solicitó que se conceda el arresto domiciliario.

    Cuestionó que el J. solamente valora que su asistido: no cursa enfermedad infectocontagiosa, se encuentra compensado hemodinámicamente, afebril y sin Fecha de firma: 27/03/2020

    Firmado por: G.M.H. , JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: D.G.B.

    Firmado por: ALEJANDRO W. SLOKAR

    Firmado(ante mi) por: M.X.P., SECRETARIA DE CAMARA

    34698373#258022075#20200327213324041

    intercurrencias clínicas agudas, pero nada dice acerca de los padecimientos que lo ponen en una situación de extrema vulnerabilidad, en tanto no valoró las afecciones con las que convive su asistido, las cuales se sostienen en el tiempo y carecen de cura, pues deberá convivir con ellas hasta el último de sus días y que son las que lo colocan en una situación de extrema vulnerabilidad ante la propagación de la pandemia. Ello, por cuanto, dijo, los pacientes de riesgo, enfermos cardíacos, asmáticos y diabéticos,

    pueden pasar grandes períodos encontrándose estables y afebriles, y, de pronto, profundizarse una crisis que pueda terminar con su vida.

    Que tampoco se tuvo en cuenta que su asistido recientemente presentó un “shock hipoglucémico” y que ante la situación de emergencia propia de la pandemia,

    no ha contado con la atención médica urgente.

    Agregó que el período de incubación de la enfermedad son 14 días y que ningún interno, personal del servicio, médico, personal profesional, proveedor o familiar que haya estado en el complejo recientemente haya sido diagnosticado del COVID-19 no implica que no puedan tener el virus. Y que, en segundo lugar, también es manifiestamente arbitrario y alejado de la realidad sostener que aún ante un posible caso de contagio se encuentra garantizado el sistema de sanidad para los internos, en tanto el sistema sanitario nacional puede colapsar, tanto más los recursos con los que cuenta el Servicio Penitenciario Federal.

    Finalizó su presentación el señor defensor solicitando que se case la resolución y se conceda la prisión domiciliaria de su asistido.

    Hizo reserva del caso federal.

    IV. Que superada la etapa prevista por el art. 465 bis –en función de los arts. 454 y 455 del C.P.P.N. (ley 26.374)–, quedaron las actuaciones en estado de ser resueltas.

    Fecha de firma: 27/03/2020

    Firmado por: G.M.H. , JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: D.G.B.

    Firmado por: ALEJANDRO W. SLOKAR 4

    Firmado(ante mi) por: M.X.P., SECRETARIA DE CAMARA

    34698373#258022075#20200327213324041

    Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE CASACION PENAL - SALA DE FERIA

    CFP 1188/2013/TO1/84/1/CFC25

    V. Que luego de la deliberación que establece el art. 455 en función del 396 del C.P.P.N., el Tribunal quedó en condiciones de dictar sentencia.

    Efectuado el sorteo de ley, se determinó el siguiente orden para que los señores jueces emitan su voto:

    G.M.H., A.W.S. y Diego G.

    Barroetaveña.

    El señor juez G.M.H. dijo:

    I. Llegan las presentes actuaciones a estudio de esta Cámara Federal de Casación Penal en virtud del recurso de casación interpuesto a por el defensor particular de S.C.C., el cual resulta formalmente admisible pues, como ya he tenido oportunidad de señalar en numerosas oportunidades, a esta Cámara Federal de Casación Penal en efecto compete la intervención en cuestiones como la aquí

    planteada, en la que la resolución recurrida resulta susceptible de ocasionar un perjuicio de imposible reparación ulterior.

    Y ello así, por cuanto éste no sólo es el órgano judicial “intermedio” a quien ha sido confiada la reparación de los perjuicios irrogados a las partes en instancias anteriores, sin necesidad de recurrir ante la Corte Suprema, sino también porque su intervención –atento a su especificidad– asegura que el objeto eventualmente a revisar por el Máximo Tribunal sea “un producto más elaborado” (cf. Fallos 318:514, in re “G., H.D. y otro s/recurso de casación”; 325:1549; entre otros).

    Por cierto, según consigné, esa circunstancia concurre aun en los supuestos en los que no entre en cuestión la cláusula del artículo 8...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba