De los lectores: cartas & mails

 
EXTRACTO GRATUITO

Señal auspiciosaDe manera reiterada, en escritos y exposiciones orales, he evocado el hecho de que el presidente Bartolomé Mitre cruzaba al Colegio Nacional de Buenos Aires para escuchar clases o presenciar exámenes. Buscaba dar así una clara señal de la importancia que la dirigencia del país le asignaba a la educación. Incluso tuve oportunidad de sugerir a otro presidente de la Nación que lo imitara (sin éxito...). Por eso, ahora creo importante destacar la trascendencia singular que adquiere el hecho de que el presidente Alberto Fernández -cuya agenda de estos días no debe ser simple- haya concurrido a la Facultad de Derecho de nuestra UBA a cumplir con su tarea como profesor examinando a los alumnos de su curso. Constituye esta una señal altamente auspiciosa de su compromiso con la docencia. Es de esperar que similar prioridad sea la que defina al nuevo gobierno porque la educación, junto con la adecuada alimentación de nuestros chicos, encierra la clave de un país mejor.Guillermo Jaim EtcheverryDNI 4.402.111Llamado a la unidadAlberto Fernández dijo que su prioridad iba a ser el hambre y después, por supuesto, la educación, la justicia, etcétera, etcétera, y recalcó que venía a cerrar la grieta y a convocar a la unidad. Después de ver el nuevo gabinete, tanto nacional como de la provincia de Buenos Aires, creemos que no le va a ser fácil lograrlo porque la mayoría de los nombrados fueron parte del gobierno que él mismo dijo que había sido deplorable, del que no podía rescatar nada bueno, y que Kicillof había sido el principal responsable del desastre económico de Cristina. Lo dijo usted, señor Fernández. No lo dijimos nosotros. Sería bueno que no nos explicara, entonces, si no quisieron o no supieron hacerlo en los 12 años que estuvieron en el poder, ¿por qué habrían de hacerlo ahora?Otras cosas que lo dejan sin argumentos contra la grieta son las actitudes de la expresidenta. Después del bochornoso espectáculo en Comodoro Py, siguió con su comportamiento grosero e inaceptable con el presidente Macri en el Congreso y ni hablar del discurso tan confrontativo en la Plaza de Mayo. Creo que lo que está sobrevolando en nuestro país no es la "brisa bolivariana" como dijo Nicolás Maduro, sino ese fatídico "vamos por todo" de Rosario.Señor Fernández, el ADN no se puede cambiar. Cristina sigue siendo la misma. Posiblemente usted tenga buenas intenciones. Queremos que le vaya bien, y que pueda concretar lo que se ha propuesto, porque estamos todos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA