Sentencia de Cámara Federal de Apelaciones de Bahía Blanca - CAMARA FEDERAL DE BAHÍA BLANCA, 1 de Julio de 2021, expediente FBB 012042/2019/2/CA001

Fecha de Resolución 1 de Julio de 2021
EmisorCAMARA FEDERAL DE BAHÍA BLANCA

Poder Judicial de la Nación Expte. nro. FBB 12042/2019/2/CA1 – Sala II – Sec. 1

Bahía Blanca, 1 de julio de 2021.

VISTO: El expediente nro. FBB 12042/2019/2/CA1, caratulado: “Inc. Apelación... en

autos: ‘G.O., C.N.E. c/ F.

Argentina SRL y otro s/ Hábeas Data’”, venido del Juzgado Federal de Santa Rosa

(La Pampa), para resolver los recursos de apelación interpuestos a fs. 122/123 y 165

(legajo digital) contra la resolución de fs. 74/75.

La señora Jueza de Cámara, S.M.F., dijo:

1ro.) La medida cautelar fue interpuesta a fin de obtener el

bloqueo o eliminación de los contenidos publicados en las redes sociales y/o sitios de

internet, que se identifican con un enlace en la red social F., titulado “Hoy nos

levantamos con la notificación… ‘No nos calmamos una mierda’” en tanto resultan

lesivos a la dignidad, honra, reputación y honor de C.N.E.

González Otamendi.

Asimismo, se requirió que se adopten las medidas necesarias

para suprimir la vinculación del damnificado con enlaces existentes de idénticas

características –vinculaciones del nombre, imagen y/o fotografías del actor con

información vinculada a “abuso”, “violación”, “violencia” y/o imputación de hecho

semejantes–, como así también para evitar que en el futuro se establezcan nuevos

vínculos de igual tipo, todo ello con el objeto de prevenir que se produzca la repetición

de la difusión de información falsa y lesiva de los derechos personalísimos del actor.

2do.) A fs. 74/75 el señor juez de grado hizo lugar a la medida

cautelar solicitada y ordenó a que las empresas F. Argentina SRL y G.

Argentina SRL “realicen las actividades informáticas necesarias para lograr el bloqueo

provisorio” de los mensajes identificados por el actor en demanda (art. 34, inc. 4º de la

ley 25.326).

El magistrado tuvo por satisfechos los requisitos para la

procedencia de la medida cautelar solicitada. En cuanto a la verosimilitud en el

derecho, consideró que prima facie aparecen acreditadas las situaciones de hecho

expuestas en el relato de la demanda y que de la documental agregada podía extraerse

con meridiana claridad la posibilidad de que, de continuar publicados los mensajes –a

primera vista discriminatorios– y en su defecto no proceder a bloquearlos o

Fecha de firma: 01/07/2021

Firmado por: N.A.Y., SECRETARIO DE CAMARA

Firmado por: S.M.F., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: P.E.L., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: L.S.P., JUEZ DE CAMARA

Poder Judicial de la Nación Expte. nro. FBB 12042/2019/2/CA1 – Sala II – Sec. 1

eliminarlos se perjudicaría seriamente al actor, por lo que concluyó en la existencia del

peligro en la demora invocado.

Agregó que las publicaciones efectuadas pueden ocasionarle

serios perjuicios a nivel personal, como así también generaron un daño irreparable a

nivel laboral en virtud de su cesantía acreditada en autos. Que la ley 25.326 establece

la viabilidad de dicha medida cautelar siempre y cuando sea manifiesto el carácter

discriminatorio de la información que se provee (art. 38 inc. 4º de la ley).

3ro.) Contra dicha decisión, apelaron las demandadas (v. fs.

122/123 y 165 del legajo digital).

3ro.1) En primer lugar, el representante legal de F.

USO OFICIAL

Argentina SRL sostuvo que su mandante no es la persona legitimada contra la cual

dirigir la medida decretada, en tanto no se encuentra legalmente capacitada para operar

o administrar el servicio de F. ni ningún otro sitio web.

Señala que “F. Inc.” es quien entabla la relación jurídica

con los usuarios residentes en Argentina, y se distingue de F. Argentina, pues

son sociedades distintas. Agrega que las propias Condiciones del Servicio de

  1. indican que frente a cualquier reclamo contra la entidad correcta (F.

    Inc.) que se encuentre relacionado con los productos del Servicio de F., se

    aplicarán las leyes del país del usuario, así como este último podrá optar por acudir a

    la jurisdicción de sus tribunales.

    Manifiesta que de mantenerse la orden impuesta contra

  2. Argentina se produciría un gravamen irreparable por cuanto obligaría a su

    mandante a cumplir con una medida de imposible cumplimiento.

    Por otra parte, indica que no se encuentran configurados los

    requisitos para el otorgamiento de una medida cautelar innovativa genérica, como así

    tampoco la prevista por el art. 38 inc. 4º de la Ley de Protección de Datos Personales

    en tanto del único URL provisto no puede tenerse por probado el contenido

    discriminatorio de la publicación.

    Que debe ponderarse que la fuerte probabilidad en el derecho

    requerida para otorgar estas medidas no puede considerarse presente en el caso frente

    a la jerarquización de derechos constitucionales pretendidos (por un lado, el derecho a

    Fecha de firma: 01/07/2021

    Firmado por: N.A.Y., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: S.M.F., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: P.E.L., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: L.S.P., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación Expte. nro. FBB 12042/2019/2/CA1 – Sala II – Sec. 1

    la dignidad humana, honra, reputación y honor del actor y, por el otro, el derecho al

    acceso a la información y libre expresión de la sociedad).

    Hace hincapié en el que la resolución viola la libertad de

    expresión, en virtud de que el contenido en debate se relaciona con una acusación de

    abuso sexual, en el cual se encuentra involucrado y directamente comprometido el

    interés público.

    A su vez, argumenta que de acuerdo al contenido en pugna,

    donde se acusa al actor de haber cometido un delito de índole sexual contra una menor

    de edad, e independientemente de su veracidad, mal puede afirmarse que haya existido

    vulneración alguna a los derechos de una parte, porque cuando se encuentran

    USO OFICIAL

    comprometidas cuestiones públicas, corresponde aplicar la denominada “doctrina de la

    real malicia”.

    Remarca que la jurisprudencia ha entendido que las

    manifestaciones realizadas sobre hechos de violencia de género –en su acepción

    amplia– constituyen asuntos de “interés público” y, por ende, no pueden condenarse.

    Ello, no solamente en pos de proteger el derecho constitucional a la libertad de

    expresión, sino los derechos fundamentales de la mujer, por lo que el contenido no

    puede ser censurado, en tanto, el derecho constitucional a la libertad de expresión debe

    prevalecer frente a los restantes derechos.

    Observa que la medida cautelar omite identificar los URLs que

    se pretenden bloquear, que es la única manera precisa y exacta de identificar contenido

    en línea.

    Por último, destaca que la jurisprudencia ha considerado que

    para accionar respecto de un intermediario de internet resulta indispensable demostrar

    la imposibilidad de identificar al autor de la publicación que se considere injuriosa.

    3ro.2) Por su parte, el representante de G. Argentina SRL

    adujo que la empresa no puede eliminar contenido alguno de internet alojado en

    páginas web de terceros, como por ejemplo la red social F..

    Señala que eventualmente, y sólo para el caso de contenido

    alojado en páginas cuyo titular no pueda ser identificado, G. puede colaborar en

    disminuir –no impedir– la difusión de ciertas páginas que alojen contenido ilegal –

    Fecha de firma: 01/07/2021

    Firmado por: N.A.Y., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: S.M.F., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: P.E.L., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: L.S.P., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación Expte. nro. FBB 12042/2019/2/CA1 – Sala II – Sec. 1

    previo análisis y así declarado por un Tribunal competente– mediante su bloqueo de

    www.google.com.ar. Que para ello deben individualizarse específicamente los URLs.

    En síntesis, considera que la resolución debe ser revocada: a)

    porque G. no es el autor ni editor, y ni siquiera aloja el contenido cuestionado; b)

    el actor no ha acreditado que sea imposible dar con los responsables del contenido que

    cuestiona; ni siquiera ha intentado identificarlos; c) debe darse a los editores y/o

    responsables del contenido el derecho a ser oídos; caso contrario, se limita el acceso a

    lo publicado, sin posibilidad de defensa; d) tampoco se aprecia un análisis detallado

    del contenido, que permita concluir en forma categórica acerca de su falsedad, como

    para justificar semejante censura; este análisis, por regla, excede el estrecho marco

    USO OFICIAL

    cognoscitivo propio del amparo, y mucho más el de una medida cautelar; y e) la

    medida dictada resulta totalmente ineficaz, puesto que aún si G. bloquea uno o

    más URLs, el contenido seguirá alojado en Internet, accesible a través de otras

    plataformas y podrá ser igualmente copiado en otros sitios web, o divulgado por otros

    medios como redes sociales o mensajería instantánea.

    Agrega que no concurre en modo alguno verosimilitud en el

    derecho ni peligro en la demora que justifique el dictado de una medida cautelar de

    semejante calibre, como así tampoco se ha requerido una contracautela real.

    Concluye que la denuncia efectuada sobre el actor reviste interés

    público, y su difusión no puede estar condicionada únicamente al interés del propio

    denunciado.

    4to.) Corrido el traslado pertinente, la parte actora contestó a fs.

    187/191 (escrito que se encuentra alojado en el expte. principal).

    5to.) A su turno se dio intervención al Ministerio Público Fiscal,

    quien produjo su dictamen a fs. 169/179.

    El Fiscal a cargo de la Fiscalía General ante este Tribunal y la

    titular de la Unidad Fiscal Especializada en Violencia contra las Mujeres (UFEM)

    dieron razón a los recurrentes en punto a que no se encuentran reunidos los requisitos

    para el dictado de la medida cautelar solicitada.

    En síntesis, argumentaron que la correlación entre la publicación

    que critica la decisión de F. de retirar una anterior, y los hechos posteriores a

    los que se refiere el actor no aparece clara.

    Fecha de firma: 01/07/2021

    Firmado por: N.A.Y., SECRETARIO DE CAMARA

    Firmado por: S.M.F., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: P.E.L., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: L.S.P., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación Expte. nro. FBB 12042/2019/2/CA1...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR