Sentencia de CAMARA FEDERAL DE ROSARIO - SALA B - SECRETARIA PENAL, 23 de Octubre de 2019, expediente FRO 066592/2017/12/CA009

Fecha de Resolución23 de Octubre de 2019
EmisorCAMARA FEDERAL DE ROSARIO - SALA B - SECRETARIA PENAL

1 Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE ROSARIO – SALA B P/Int. Rosario, 23 de octubre de 2019.-

Visto, en Acuerdo de la S. “B” integrada, el expediente n° FRO 66592/2017/12/CA9 “Incidente de Excarcelación en autos GRANATTO, S.A. por Infracción Ley 23.737”, (del Juzgado Federal nº 4 de Rosario –

Secretaría nº 1).

Vienen los autos a conocimiento del Tribunal en virtud del recurso de apelación interpuesto por el Defensor Público Oficial nº 2, Dr. F.P. (fs. 10/15) contra la resolución del 26/06/2019, que denegó la excarcelación a S.A.G. (fs. 8/9).

Concedido dicho recurso, los autos se elevaron a la Alzada (fs. 17 y 24). Recibidos en la S. “B” (fs. 27), se designó audiencia oral para informar y se puso en conocimiento de las partes la opción por la modalidad escrita establecida en la Acordada Nº 161/2016 (fs. 28 y vta.). Agregadas las minutas presentadas por las partes (fs. 30/45), se labró el acta pertinente (fs. 46), se puso en conocimiento del F. General la documental acompañada por la defensa y U quedó el presente en estado de ser resuelto.

La Dra. V. dijo:

  1. ) La defensa al apelar se agravió de que el juez denegó la excarcelación a su defendido teniendo en cuenta la gravedad del tipo penal y las características del hecho. Sostuvo que más allá de cualquier interpretación literal posible de la letra del código procesal, lo cierto es que los estándares establecidos por los más altos Tribunales Internacionales y Nacionales en la materia han derogado la noción de “delitos no excarcelables”, mediante la que se pretende fundar la presunción de riesgos procesales a partir de la escala penal prevista -en abstracto- para el delito endilgado.

    Refirió también que no sólo no existe al momento medida de prueba alguna que pueda ser entorpecida, sino que ni siquiera sabe el juez si el fiscal solicitará alguna, de qué clase y cómo se llevará a cabo, de modo que a su criterio resulta imposible racionalmente evaluar si puede ser entorpecida con el Fecha de firma: 23/10/2019 Firmado por: J.G.T., JUEZ DE CAMARA Firmado por: E.I.V., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: M.V.V., SECRETARIA DE CAMARA #33768452#247593819#20191023104500110 imputado puesto en libertad.

    Agregó la defensa que el juez al analizar las circunstancias personales del encartado, relativizó la noción de arraigo debido al secuestro de armas y municiones en su domicilio y por otra parte, en atención a la existencia de una causa por amenazas y lesiones leves conforme lo que surge del Legajo de Identidad Personal, todo lo cual haría presumir la existencia de riesgo de fuga.

    Sostuvo que su defendido, en oportunidad de prestar declaración indagatoria expresó que las armas las coleccionaba su padre y que no se encuentran en condiciones de ser utilizadas y señaló que la remisión a una causa en trámite para justificar el rechazo de la excarcelación, omitiendo esgrimir circunstancias concretas para arribar a esa conclusión, resulta indudablemente contrario a derecho.

    Refirió también que las circunstancias personales relativas al arraigo y ausencia de riesgo procesal, no fueron ponderadas efectivamente para la resolución del pedido y que el domicilio, el grupo familiar y el hábito de trabajo de su defendido fueron constatados por el informe ambiental realizado en su domicilio. También señaló que es el único encargado del cuidado y manutención de su madre que padece múltiples afecciones de salud (EPOC, obesidad y severos problemas cardíacos), que le impiden movilizarse y necesita colaboración para todos los actos de la vida cotidiana; y en cuanto a la situación económica sostuvo que es electricista y realiza trabajos para distintos contratistas.

    Por último, señaló jurisprudencia que entiende aplicable al caso para fundar sus dichos y formuló reservas.

  2. ) La Cámara Nacional de Casación Penal resolvió en el Acuerdo n° 1/08 -Plenario N° 13- en autos “D.B., R.G. s/ Recurso de Inaplicabilidad de Ley”, “…declarar como doctrina plenaria que no basta en materia de excarcelación o eximición de prisión para su denegación la imposibilidad de futura condena de ejecución condicional, o que pudiere corresponderle al imputado una pena privativa de la libertad superior a ocho años (arts. 316 y 317 del C.P.P.N.), sino que deben valorarse en forma conjunta con Fecha de firma: 23/10/2019 Firmado por: J.G.T., JUEZ DE CAMARA Firmado por: E.I.V., JUEZ DE CAMARA Firmado(ante mi) por: M.V.V., SECRETARIA DE CAMARA #33768452#247593819#20191023104500110 3 Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE ROSARIO – SALA B otros parámetros tales como los establecidos en el art. 319 del ordenamiento ritual a los fines de determinar la existencia de riesgo procesal”.

    Si bien la parte dispositiva del plenario antes transcripta refiere a que las pautas de los arts. 316 y 317 deben valorarse conjuntamente con las del art. 319 del rito, cabe interpretar que la doctrina plenaria, según el fundamento dado por varios de los Vocales que conformaron la mayoría de la decisión, consiste en que la presunción de riesgo de fuga o entorpecimiento que se extrae de los arts. 316 y 317 del C.P.P.N. es iuris tantum y puede ser desvirtuada sobre la base de indicios a tenor del art. 319 C.P.P.N..

  3. ) Por su parte, la Corte Suprema de Justicia de la Nación ha dicho que el derecho del que goza el imputado sometido a proceso (de transitarlo en libertad en virtud del principio de inocencia), debe conjugarse con el que tiene la sociedad de defenderse contra el delito.

    En efecto, el Máximo Tribunal sostuvo que: "…Se trata, en definitiva de conciliar el derecho del individuo a no sufrir persecución injusta con U el interés general de no facilitar la impunidad del delincuente (Fallos: 280:297), pues la idea de justicia impone que el derecho de la sociedad a defenderse contra el delito sea conjugado con el del individuo sometido a proceso, en forma que ninguno de ellos sea sacrificado en aras del otro (Fallos: 272:188)". (Fallos 310:1835).

  4. ) Analizada la cuestión conforme a los criterios expuestos precedentemente, la excarcelación solicitada en favor de G. no resultaría en principio procedente según lo dispuesto en los Arts. 316 y 317 del CPPN, toda vez que, según la tipificación seleccionada para la conducta por la que fue indagado y procesado, le podría corresponder -en caso de ser condenado- un máximo superior a los ocho (8) años de pena privativa de libertad, no siendo viable tampoco, la aplicación de una condena de ejecución condicional dada la pena prevista en abstracto para tal delito.

    Recordemos que al recibírsele declaración indagatoria al encartado se le imputó: “… integrar una organización dedicada al tráfico ilícito de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba