Sentencia de Cámara Federal de Apelaciones de Salta, 6 de Diciembre de 2022, expediente FSA 017857/2016/CA001

Fecha de Resolución 6 de Diciembre de 2022
EmisorCAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I - SECRETARIA PENAL 1

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

Salta, 6 de diciembre de 2022.-

Y VISTA:

Esta causa nro. FSA 17857/2016 caratulada:

G., H.S. y A., J.C. s/ homicidio agravado p/ el concurso de dos o más personas en perjuicio de P.,

H.R., originaria del Juzgado Federal nro. 1 de Salta; y RESULTANDO:

1) Que contra la resolución de fs. 710/751 del 13/4/22 por la que se procesó a J.C.A. como coautor de homicidio doblemente agravado en concurso real con privación ilegítima de la libertad doblemente agravada, la defensa del nombrado interpuso a fs.

754/759 recurso de apelación.

Se agravia de la valoración de la prueba que realizó

el instructor y destaca que para la época en que H.R.P. desapareció a principios de noviembre de 1977 en la ciudad de Salta,

A. se encontraba destinado en la Unidad Carcelaria nro. 3 en la ciudad de Orán, de modo que no es factible atribuirle la coautoría en la desaparición del nombrado.

Ante esta Alzada, agrega que la falta de fundamentación advertida en el fallo no se subsana mediante un genérico relato histórico de la época y de los testimonios vertidos en las actuaciones, y alega que no tuvo oportunidad de interrogar al testigo de identidad reservada sobre cuyo relato se asentó el juez para formular el reproche penal a su defendido.

Sin perjuicio de lo cual, destaca que los restantes testigos (S. y R.) contradicen la versión del denunciante cuando afirmaron que no escucharon cuando P. le reprochó a A.F. de firma: 06/12/2022

Firmado por: L.R.R.B.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: E.S.E., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: M.G.D., SECRETARIO DE CAMARA 1

Firmado por: SANTIAGO FRENCH, JUEZ DE CAMARA

29156517#351971632#20221206121938544

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

la actuación que el personal penitenciario tuvo en el caso “Palomitas” y el reproche que la víctima le manifestó en el sentido de “qué les iría a pasar cuando se diera vuelta la torta” (en referencia al evento conocido como la “masacre de Palomitas”).

Añade que los dichos del testigo de identidad reservada sobre los encuentros que P. (disfrazado y con una peluca)

habría mantenido con A. en las inmediaciones del penal de Villa Las Rosas luego de haber sido apartado del servicio penitenciario (en noviembre de 1977), también son inverosímiles en tanto -reiteró- para esa época su defendido estaba destinado en Orán (desde el 13/12/76) y además no es razonable sostener -como se hizo en el fallo- que si P. sentía temor de las represalias de A. por aquella supuesta crítica que le hizo al imputado por lo ocurrido en “Palomitas”, luego se entreviste con él y, mucho menos,

de manera clandestina.

Pondera que tampoco la participación de A. “encaja” si se repara que fue el Ejército (según el testigo encubierto) o la Policía Federal Argentina (según la viuda de P.) quienes habrían perpetrado el secuestro de la víctima, fuerzas de las cuales A. no formaba parte al momento de los hechos.

Refiere que de las tres declaraciones de la ex esposa de P. que obran en la causa, se omitió valorar que aquella dijo que cuando el personal de la PFA fue a su domicilio a buscar a P. (luego de que este se despidiera de ella y de sus hijos antes de retirarse sin decirles el destino), los vio “renegando” por no haberlo encontrado, lo que según la defensa descarta la intervención de A. o de esa fuerza (a la que A. perteneció hasta fines de 1976) en la desaparición.

Fecha de firma: 06/12/2022

Firmado por: L.R.R.B.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: E.S.E., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: M.G.D., SECRETARIO DE CAMARA 2

Firmado por: SANTIAGO FRENCH, JUEZ DE CAMARA

29156517#351971632#20221206121938544

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

Destaca que el padre de la víctima, H.B.P. -por entonces Director del servicio penitenciario de la provincia de Salta- en ningún momento acusó a A. por ese hecho desde que denunció la desaparición de su hijo en el año 1977.

Se agravia por que se omitió valorar el artículo del diario “El Tribuno”del 16/11/77 que indicaba que P. se fue del país en avión hacia Bolivia, como también el testimonio del abogado R.A.G. que demuestran la inocencia de A. en el hecho.

2) Que el fiscal general dictamina por el rechazo del recurso, afirmando que H.R.P. y A. tenían múltiples desavenencias, dado que el testigo de identidad reservada escuchó

una discusión posterior a la masacre de “Palomitas”, en la que P. puso de manifiesto -al señalar “qué les iría a pasar cuando se diera vuelta la torta”-

una crítica respecto del accionar de las fuerzas de seguridad en aquél hecho,

lo que -según el fiscal- comportó un riesgo para A., quien luego fue condenado por esos sucesos y, por ende, P. debía ser eliminado.

Refiere a las declaraciones testimoniales de la esposa de la víctima que dijo que P. mantenía discusiones con A.,

como de la cónyuge del propio imputado relativa a la preocupación que tenía A. tras la desaparición de P..

Afirmó que el imputado, aunque al momento de los hechos prestaba funciones en la ciudad de Orán, “tenía conocimiento acabado de los movimientos de P., y de su filiación ideológica contraria al régimen”, en razón de lo cual concluyó que “debió favorecer a los autores del secuestro con la información necesaria para que se concretara el hecho de manera exitosa”.

Fecha de firma: 06/12/2022

Firmado por: L.R.R.B.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: E.S.E., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: M.G.D., SECRETARIO DE CAMARA 3

Firmado por: SANTIAGO FRENCH, JUEZ DE CAMARA

29156517#351971632#20221206121938544

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

Finalmente, alega que “el solo hecho de formar parte del aparato represivo, ya constituía de por sí un motivo determinante para participar en la persecución de un individuo contrario al régimen imperante, sin importar la jurisdicción en la que el agresor ejerciera su autoridad”, por lo que concluye que el procesamiento de A. debe confirmarse.

3) Que en fecha 9/11/22 se emplazó a la querella (representada por Z.V. de P., H.E.P., G.J.P. y M.J.P.) en los términos del artículo 454 del CPPN respecto del recurso de la defensa de J.C.A., sin que su apoderado efectuara presentación alguna hasta la fecha.

4.a) Que las actuaciones se iniciaron el 11/2/08

cuando el entonces Juez Federal nro. 1 de Salta, en el marco del habeas data “Parada de R., ordenó extraer copias del contenido de un testimonio de una persona cuya identidad se reservó (cfr. fs. 2/3) a los fines de investigar la desaparición de H.R.P..

De ese testimonio reservado recibido el 6/2/08 en sede judicial y con la presencia de E.F. (miembro de la agrupación H.I.J.O.S. en Salta), surge que el declarante dijo que a los dos días de ocurrida la masacre de “Palomitas”, la víctima que trabajaba como oficial superior en la cárcel de V.L.R., hizo formar en el playón a todo el personal carcelario (según el testigo en cumplimiento de las órdenes que le impartió el Director del Servicio Penitenciario de la provincia de Salta) con el fin de informarles lo que había sucedido en aquél hecho, relatando el denunciante que P. afirmó que el suceso había sido dispuesto por el Poder Ejecutivo Nacional agregando “lo hicimos”.

Fecha de firma: 06/12/2022

Firmado por: L.R.R.B.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: E.S.E., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: M.G.D., SECRETARIO DE CAMARA 4

Firmado por: SANTIAGO FRENCH, JUEZ DE CAMARA

29156517#351971632#20221206121938544

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

También el testigo relató que “al cabo de unos días”

de ese anuncio, pasó cerca de la oficina de la víctima P. y vio a J.C.A. -en presencia de otros penitenciarios que identificó como V.R., J.S.S. y J.R.A., fallecido-

mientras discutía con P., quien con voz violenta le preguntaba al imputado “qué les iría a pasar cuando se diera vuelta la torta”, ello -según el testigo- en referencia a lo que había sucedido en “Palomitas”.

Por otro lado, el testigo de identidad no informada dijo que A. ingresó al Servicio Penitenciario de Salta gracias a las gestiones de la víctima y que luego unos meses de esos hechos (el anuncio y la charla que escuchó), P. desapareció de su lugar de trabajo, pero que “volvió ocasionalmente no más de dos veces, se quedaba en la vereda [del penal de Salta] a donde lo hacía llamar a A. y llegaba como disfrazado, con un traje a rayas y peluca haciéndose llamar el Dr. P.” y allí hablaban en secreto; tras lo cual el testigo dijo que nunca más volvió a ver a P., escuchando rumores de que habría muerto porque andaba “buchoneando” y en los corrillos se decía que lo había matado el Ejército.

Comentó que el padre de la víctima, H.B.P., suboficial del Ejército retirado y D. General del Servicio Penitenciario de ese entonces, “hacía como si no pasara nada”.

4.b) Que, en esas condiciones, la pesquisa fue delegada a la fiscalía el 26/9/08 (fs. 25), practicándose en esa sede una instrucción por casi diez años (hasta el 18/2/18, cfr. fs. 656), tiempo durante el cual se recibieron 22 testimonios y se recolectó prueba documental.

De la prueba informativa y documental que se recabó, debe mencionarse que a fs. 80/89 obra una copia de la primera sentencia mediante la cual el 10/5/95 se rechazó la declaración de ausencia Fecha de firma: 06/12/2022

Firmado por: L.R.R.B.C., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: E.S.E., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: M.G.D., SECRETARIO DE CAMARA 5

Firmado por: SANTIAGO FRENCH, JUEZ DE CAMARA

29156517#351971632#20221206121938544

Poder Judicial de la Nación CAMARA FEDERAL DE SALTA - SALA I

FSA 17857/2016/CA1

con presunción de fallecimiento de P. que solicitó su esposa Z.V. de P. el 23/3/88 en la justicia local, lo que no fue recurrido por la peticionante.

De allí surge que la jueza de familia consideró que existía “una problemática familiar, más que una instrucción destinada a dar con el paradero del desaparecido”, destacando que la causa se inició luego de once años de ocurrida la denunciada...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR