Guerra de monedas, Brasil, inflación y deuda: los desafíos de la economía que viene

 
EXTRACTO GRATUITO

Más allá de los resultados de las primarias y de su impacto político, la economía argentina presenta varios frentes abiertos y desafíos tanto a nivel doméstico como internacional que trascienden al día a día del dólar.Los especialistas destacan que el mundo no le está trayendo demasiadas buenas noticias a la Argentina. Una eventual profundización de la pulseada comercial entre Estados Unidos y China, con una guerra mundial de monedas, tendría consecuencias muy negativas para todos los mercados emergentes."A priori, el mundo no le promete demasiado a la próxima gestión, a juzgar por el crescendo de la pulseada entre Estados Unidos y China, ahora con foco en la cuestión cambiaria", advirtió un informe del instituto Ieral, de la Fundación Mediterránea. "Sin embargo, no puede desecharse la posibilidad de algún tipo de acuerdo entre ambas potencias en el futuro. El conflicto está afectando la dinámica de la inversión a nivel global, y no hay que olvidar que hacia fin de 2020 habrá comicios presidenciales en Estados Unidos. Para lograr su reelección, Donald Trump necesita que la economía no se frene", señaló el informe, firmado por el economista Jorge Vasconcelos.La contrapartida de una guerra comercial entre aquellas potencias podría llegar desde el lado de la Reserva Federal norteamericana. En el mercado financiero se ilusionan con la posibilidad de que la tasa de interés de corto plazo, que comenzó a ser recortada en julio, podría terminar por debajo del 2% anual y acercarse al 1,5% en 2020. El tercer factor a tener en cuenta en el frente internacional es Brasil. "El principal socio del Mercosur tuvo crecimiento cero en 2015-19, pero a partir de 2020 podría converger a una velocidad crucero de 2,5% anual para la variación del PBI, con impacto significativo sobre la Argentina", señaló el informe del Ieral.A nivel interno, el panorama también se presenta con varios interrogantes. En los últimos cuatro años, la economía avanzó en temas complejos como la fuerte reducción del déficit fiscal y la corrección de las tarifas de los servicios públicos, que habían quedado prácticamente congeladas durante más de una década. Pero la inflación sigue siendo muy elevada y la deuda pública se incrementó en forma significativa.El próximo jueves el Indec difundirá el índice de inflación de julio, que, según el promedio de las consultoras privadas, arrojará una suba del 2,4%, lo que...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA