Las grandes ciudades muestran sus cartas en la cumbre del clima

 
EXTRACTO GRATUITO

PARÍS.- Pekín acaba de levantar el alerta roja que mantuvo por 48 horas por la contaminación atmosférica; Madrid debate sobre la circulación de autos porque la congestión ya no permite la movilidad; en París hubo alerta hace unos meses porque el smog no permitía ver su hermoso símbolo, la Torre Eiffel, y en Buenos Aires las últimas inundaciones de agosto mostraron que los efectos del calentamiento global son una realidad. Aquí, en la Cumbre de Lucha contra el Cambio Climático (COP21), mientras se dilata la llegada de un acuerdo entre 195 países, las metrópolis mostraron sus cartas.

"La manera en que se tomen las decisiones como parte del acuerdo, incluida la financiación y la agenda de soluciones, se implementarán en ese nivel subnacional, por lo que son claves para el éxito", señaló la ministra francesa de Ecología, Energía y Desarrollo Sostenible, Ségolène Royal.

La ministra habló durante la presentación en la COP21 de un plan quinquenal para elevar la acción de ciudades y regiones que abarcan los cinco continentes y equivalen a una quinta parte de la población mundial.

El plan se puso en marcha bajo la plataforma Agenda de Acción Lima-París, un mecanismo creado durante la COP20 celebrada en 2014 en la capital peruana, como una forma de incluir a los llamados actores no estatales en la búsqueda de una solución climática.

Su grupo de trabajo incluye actualmente más de 2200 localidades urbanas en todo el mundo, desde la capital de Mongolia, Ulan Bator, hasta Nueva York y Londres, y se suma a esfuerzos anteriores, como el del Grupo de Liderazgo Climático, o C40, en el que está Buenos Aires.

Un reporte presentado aquí indica que, desde que se creó el C40 en la COP15, las ciudades han hecho un reporte de 10.000 acciones para luchar contra el calentamiento planetario. "Las ciudades han experimentado, compartido, aprendido y ganado confianza y experiencia, y ahora están impulsando un acuerdo verdaderamente global y que lleva a la acción", sostiene el informe.

Precisamente la semana pasada se reunieron 1000 alcaldes en el Ayuntamiento de París, en el que se comprometieron a la transición al 100% hacia energías renovables en sus ciudades, o la reducción en 80% de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2050. Este compromiso no es menor si se tiene en cuenta que las ciudades son responsables del 75% de las emisiones de gases de efecto invernadero y son hogar del 54% de la población...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA