Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Cámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ix, 7 de Septiembre de 2023, expediente CNT 025056/2022/CA001

Fecha de Resolución 7 de Septiembre de 2023
EmisorCámara Nacional de Apelaciones del Trabajo - Sala Ix

SENTENCIA DEFINITIVA

EXPEDIENTE Nº CNT º 25056/2022/CA1 SALA IX JUZGADO Nº

17

En la ciudad de Buenos Aires, el 04/09/2023, para dictar sentencia en los autos caratulados: “GONZÁLEZ, MYRIAM

CONCEPCIÓN C/ SOTO GARCÍA JOSÉ MARÍA Y OTROS S/ DESPIDO”, se procede a votar en el siguiente orden:

El Dr. Á.E.B. dijo:

I.- La sentencia de grado que hizo lugar el reclamo,

viene recurrida por la accionante a mérito de la presentación digital del 06/03/23, sin réplica de su contraria.

Así también, la representación letrada de la actora objeta los honorarios que le fueron regulados por considerarlos elevados.

II.- La accionante cuestiona la base de cálculo utilizada por la Sra. Juez de grado a fin de determinar el monto de condena; que no se haya condenado a los accionados a hacer entrega de los certificados a los que alude el art. 80

de la L.C.T. y la tasa de interés impuesta.

La Sra. Juez de grado, después de analizar el intercambio telegráfico celebrado entre las partes, los términos de los escritos constitutivos del proceso y la prueba testimonial rendida en autos, señaló que los dichos de la testigo E.Y.F.M. corroboraban la declaración brindada por D.B.. Además, tuvo en cuenta que si bien M.M. y J.M.S.G. negaron el vínculo invocado no desconocieron tener a su cargo la explotación de la confitería La Gran Real -donde afirma haber trabajado la actora- y tuvo por acreditado que la actora se desempeñó en dicho establecimiento para todos los demandados -

en tanto V. y S.S. también fueron identificadas como empleadoras por la testigo F.M.-, desde marzo de 2019 y hasta febrero de 2022. En el marco descripto,

admitió la procedencia de las sanciones previstos en la ley de empleo, las indemnizaciones derivadas del despido dispuesto y la imposición del agravamiento al que alude el art. 2º de la ley 25323, todo lo cual llega firme a esta alzada.

Sin embargo, la sentenciante consideró que la prueba Fecha de firma: 07/09/2023

Firmado por: A.E.B., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: R.C.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: G.F.M., SECRETARIO DE CAMARA

rendida en autos no resultaba suficiente a fin de tener por acreditado que las tareas que desempeñó la actora no habían sido remuneradas en forma adecuada, pues la testigo F.M. afirmó haber dejado de trabajar bastante tiempo antes que la actora, y tomó como base de cálculo para practicar la liquidación de condena la suma de $ 42.000.- denunciada por la actora como percibida totalmente fuera de registro (arts. 55 y 56 de la L.C.T.).

No obstante, lo cierto es que al iniciar su reclamo la accionante afirmó haber desarrollado tareas como cajera,

denunció su horario de trabajo, sostuvo que percibía la suma de $ 42.000.- mensuales sin registrar y afirmó que -conforme las escalas salariales correspondientes al convenio colectivo aplicable: 272/98 y su jornada- debió percibir una remuneración mensual de $ 107.796,62, compuesta por el salario básico correspondiente a su jornada laboral que en febrero del 2022 ascendía a $99.581, con más la suma de $ 1.991,62

correspondiente al adicional por antigüedad y la asignación no remunerativa de $ 6.224.-

En el contexto descripto, en atención a que -más allá de la extensión del periodo durante el cual trabajaron juntas- la testigo F.M. dio cuenta que la actora cumplía tareas como cajera, lo que concuerda con lo manifestado por el testigo E.B. -ver declaraciones del 26/10/22- y que se ha tenido por acreditada la existencia de un vínculo laboral totalmente fuera de registro (art. 55 de la L.C.T.),

considero que cabe tener por demostrado que la actora cumplía tareas de cajera y que -en consecuencia- debió percibir el salario conforme las escalas salariales correspondientes. Por lo tanto, en atención a que al contestar la acción los codemandados no han negado expresamente que resulta aplicable en CCT 272/98 como tampoco que el salario básico denunciado sea el correspondiente a la categoría laboral denunciada por la actora, conforme las escalas salariales vigentes al momento de la desvinculación (art. 356 del C.P.C.C.N.), considero que corresponde tener por acreditado que la actora debió percibir un salario básico de $ 99.581.- (arts. 55 y 56 de la L.C.T.),

deberá adicionarse la suma de $ 1.991,62, de conformidad con lo establecido en el art. 44 del citado convenio y la antigüedad de la trabajadora 82%).

Con relación al planteo de inconstitucionalidad articulado por la actora en su escrito de inicio, con relación Fecha de firma: 07/09/2023

Firmado por: A.E.B., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: R.C.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: G.F.M., SECRETARIO DE CAMARA

a los rubros calificados como “no remunerativo” en el convenio (pto.

XII.- del escrito de inicio), entiendo que cabe aplicar la doctrina expuesta por la Corte Suprema de Justicia de la Nación en el precedente “P., A.R.c.S.”

(P.1911. XLII, del 01/09/09), donde claramente se dejó sentado los alcances que tiene el concepto “remuneración”, según los términos del art. 1º del Convenio 95 OIT en cuanto dispone que: “el término salario significa la remuneración o ganancia,

sea cual fuere su denominación o método de cálculo, siempre que pueda evaluarse en efectivo, fijada por acuerdo o por la legislación nacional, y debida por un empleador a un trabajador en virtud de un contrato de trabajo, escrito o verbal, por el trabajo que este último haya efectuado o deba efectuar o por servicios que haya prestado o deba prestar”.

También allí expuso el mencionado Tribunal que ello resultaba aplicable en virtud de la obligatoriedad emergente de la suscripción del mencionado convenio y la consecuente responsabilidad internacional de Estado ante su eventual incumplimiento.

Asimismo, y siguiendo esa tesitura, el Máximo Tribunal resolvió una cuestión similar a la de autos en la causa “D.,

P.V.c.ía y Maltería Quilmes S.A.” (D. 485.

XLIV, del 04/06/13), en la cual recordó lo expuesto en aquel precedente acerca del art. 1º del Convenio 95 de la OIT y la responsabilidad internacional del Estado y resolvió declarar la invalidez de la cláusula convencional mediante la cual se pactó el "Anticipo Acta acuerdo Nov. 2005" -como “no remunerativo”-, al sostener que tal decisión colectiva desconoce la naturaleza salarial de las prestaciones que establece.

En base a lo expuesto, cabe concluir que lo convenido por las partes colectivas, al contemplar rubros “no remunerativos” sin que puedan ser considerados una efectiva excepción a la genérica conceptualización del art. 103 de la L.C.T. más que por la puntual referencia exclusivamente nominal efectuada en el plexo de origen, importa soslayar ilegítimamente la entidad salarial de los mismos amparada por normativa de orden público.

Por lo tanto, entiendo que cabe incluir en la base de cálculo referida la suma de $ 6.224.- correspondiente a la “asignación no remunerativa”, denunciada en el escrito de inicio.

Fecha de firma: 07/09/2023

Firmado por: A.E.B., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: R.C.P., JUEZ DE CAMARA

Firmado por: G.F.M., SECRETARIO DE CAMARA

A mérito de lo expuesto, cabe tomar como base de cálculo la remuneración de $ 107.796,62, denunciada por la trabajadora en su escrito de inicio, y -en consecuencia- adecuar la liquidación del monto de condena a lo resuelto, sin que -dentro de los límites de los agravios articulados-

corresponda admitir las diferencias salariales reclamadas en la demanda (art. 116 de la L.O.)

En consecuencia, tomando la fecha de ingreso: 15/03/19

y egreso: 14/02/22 que se tuvieron por acreditadas y dentro de los límites del recurso articulado, la demanda ha de...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR