Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala C, 13 de Octubre de 2016, expediente CIV 094883/2012/CA001

Fecha de Resolución13 de Octubre de 2016
EmisorCamara Civil - Sala C

Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C L. CIV 094883/2012/CA001 JUZG. N° 63 En la ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, a los días del mes de octubre de 2016, reunidos en acuerdo los señores jueces de la Sala “C” de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, para conocer del recurso interpuesto en los autos “G.S.A.C./ LA NUEVA METROPOL SATACI Y OTRO S/ DAÑOS Y PERJUICIOS”, respecto de la sentencia corriente a fs. 267/276, el tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿se ajusta a derecho la sentencia apelada?

Practicado el sorteo, resultó que la votación debía efectuarse en el orden siguiente: sres. jueces de cámara D.. A.J. y D.S.. La Vocalía N° 8 se encuentra vacante.

Sobre la cuestión propuesta el Dr.

A.J. dijo:

  1. A fs. 31/35 se presentó S.A.G., por intermedio de gestor procesal, promoviendo demanda contra La Nueva Metropol Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 S.A.T.A.C.

  2. y/o quien resulte civilmente responsable por el hecho con el cual sustenta la acción. Posteriormente, actuó a partir de fs. 40 por intermedio de letrado apoderado.

    Relató que el día 7 de noviembre de 2011 su hermana A.E.G. fue atropellada por el interno 36 de la línea 65 de colectivos urbanos mientras cruzaba la Avenida Entre Ríos, en su intersección con la calle 15 de Noviembre de 1889, por la senda peatonal y con luz habilitante. Fue trasladada por ambulancia al Hospital Penna, se le diagnosticaron traumatismos múltiples y posteriormente sus familiares gestionaron su traslado al Sanatorio de la Providencia, lugar en el cual falleció el 14 de noviembre de 2011.

    En virtud de los daños y perjuicios que la actora invocó como consecuencia de la muerte de su hermana A.E.G., reclamó

    la suma de pesos trescientos setenta mil quinientos siete y lo que en más o en menos resulte en concepto de intereses y costas. Citó

    en garantía a Protección Mutual de Seguros del Transporte Público de Pasajeros.

    Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C A fs. 267/276 se dictó sentencia, haciendo lugar a la demanda, con costas.

    Consecuentemente, se condenó a La Nueva Metropol S.A.T.A.C.

  3. a pagar a S.A.G. la suma de ciento dieciocho mil doscientos pesos, con más intereses a la tasa activa del Banco de la Nación Argentina. Se dispuso asimismo que dicha condena sea ejecutable contra Protección Mutual de Seguros del Transporte Público de Pasajeros.

    Fueron interpuestos recursos de apelación contra la mencionada sentencia, por lo que la actora expresó agravios a fs. 296/298 y la citada en garantía lo hizo a fs. 300/303, replicado únicamente este último escrito a fs.

    305/306.

    Fueron llamados los autos a sentencia a fs. 308.

  4. VALOR VIDA:

    El presente ítem de la pretensión fue desestimado en la instancia de grado.

    La vida humana no tiene valor económico per se, sino en consideración a lo que produce o puede producir. La supresión de Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 una vida puede ocasionar efectos de orden patrimonial como proyección secundaria de aquel hecho trascendental, y lo que se mide en signos económicos no es la vida misma que ha cesado, sino las consecuencias que sobre otros patrimonios acarrea la brusca interrupción de una actividad creadora, productora de bienes.

    Lo que se llama elípticamente la valoración de una vida humana no es otra cosa que la medición de la cuantía del perjuicio que sufren aquéllos que eran destinatarios de todos o parte de los bienes económicos que el extinto producía, desde el instante en que esta fuente de ingresos se extingue (conf. CSJN, 11/05/1993, F.554.XXII “F., Alba Ofelia c/ Ballejo, J.A., Fallos 316:912).

    El caso no se inscribe en las presunciones iuris tantum de daño patrimonial derivados de la muerte de un familiar que contenían los artículos 1084 y 1085 del Código Civil por entonces vigente. De allí que necesariamente quepa a la actora demostrar el perjuicio que en tal sentido la pérdida de la Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C vida de su hermana le ocasiona (artículo 377 del Código Procesal).

    En su expresión de agravios, la parte actora realiza múltiples referencias que giran sobre los ingresos monetarios que percibía su fallecida hermana –concertista de piano con reconocimiento local y mundial– pero con escasas menciones de probanzas que muestren una ayuda económica corriente de esta última y, en consecuencia, marquen con claridad la extinción de una fuente de ingresos con causa en el hecho litigioso.

    Particularmente, los testimonios producidos merecen la valoración ya realizada por el a quo, pues no generan convicción sobre un aporte para la subsistencia de la propia S.G. más allá de ciertos apoyos puntuales, sobre todo, para los hijos de la actora.

    La “especie de pensión graciable de por vida que les ayudaba a completar el sustento mensual de toda la familia” que se invoca en la presentación ante esta Alzada y el pedido que se hace para que se regule un monto Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 suficiente “para que la Sra. S.G., su esposo y sus hijos puedan sobrevivir con ese nuevo aporte” se alejan del concepto aquí

    tratado en función de la pretensión de S.G..

    Por ello, confirmaré la decisión del juez de primera instancia.

  5. TRATAMIENTO PSICOLÓGICO:

    Fue reconocida la presente partida por la suma de dieciocho mil pesos. Solicita la actora que dicho valor sea en esta oportunidad elevado a cuarenta mil pesos.

    Se funda la queja en que la sentencia calculó solamente un tratamiento por un año en base a una sesión semanal y se desechó la suma por medicamentos.

    La decisión en crisis se basó en la modalidad de terapia sugerida por la psicóloga autora del peritaje de fs. 159/166, que no mereció observaciones de las partes y que la recurrente no se dispone a cuestionar ante la Alzada.

    La psicóloga interviniente estimó una extensión de la terapia no menor a doce meses; Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C en la actualidad la demandante solicita contemplar una duración mayor para superar el trama que significó la pérdida de su hermana, pero la experta fue determinante en indicar que el tratamiento apuntará solamente a mitigar las secuelas al ser dificultoso anticipar que la realización de un proceso de duelo de muerte por un ser querido pueda ser completa y hacerlo desaparecer en su totalidad, por lo que dicha argumentación recursiva no hace variar lo juzgado.

    Fuera de dichas sesiones, el costo de los eventuales medicamentos psiquiátricos no fue incluido en la pretensión, por lo que no corresponde ingresar en su estudio (artículo 277 del Código Procesal).

    De esta manera, el presente rubro quedará confirmado.

  6. DAÑO MORAL:

    El reconocimiento del presente rubro en la suma de cien mil pesos genera agravios en ambas partes.

    En primer lugar, la citada en garantía discute su admisibilidad, pues la actora no se Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 encontraba revestida de legitimación para plantear un resarcimiento del daño moral iure propio, no pidió la declaración de inconstitucionalidad de la norma por entonces vigente ni tampoco medió un pronunciamiento judicial en tal sentido, por lo que solicita su revocatoria y rechazo.

    Al momento de producirse el deceso de Adelma, el Código Civil de V.S. rezaba en torno al daño moral: “…si del hecho hubiere resultado la muerte de la víctima, únicamente tendrán acción los herederos forzosos”. Contrariamente a lo señalado en los agravios, a fs. 271 vta. el juzgador expresó de modo firme el criterio adoptado para reconocer la legitimación cuestionada: “Tal temperamento se asienta en la tacha constitucional que merecen los alcances de la limitación que el art. 1078 del fondal establece”.

    Tanto como integrante de esta Sala (autos “R.M.D. c/ Trenes de Buenos Aires”, del 05/12/2006), como en mi desempeño siendo Juez de Primera Instancia (autos “M.R.H. y otros c/

    Fecha de firma: 13/10/2016 Firmado por: L.A.J., Juez de Cámara Firmado por: O.L.D.S., Juez de Cámara #12209191#164266592#20161012132154877 Año del B. de la Declaración de la Independencia Nacional Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA C M.A.A. y otros”, expediente 47.974/1991), sostuve que una interpretación amplia y armónica de los artículos 1078 y 1079 del Código Civil llevaba a admitir, en esos casos examinados, el reclamo de daño moral del conviviente por la muerte de su conviviente.

    Sin embargo, un nuevo examen de la cuestión a raíz del reclamo de las hermanas de un menor fallecido (CNCiv., S.C., 26/03/2012, “C.E.N. y otro c/ M.D. y otros”, L. 583.284, mi voto en disidencia), me llevaron a confrontar la limitación contenida en dicha norma, a la luz de los principios sentados por nuestra Constitución Nacional y los Tratados Internacionales a ella incorporados.

    Se pone en juego el reclamo de la hermana de la persona fallecida frente a la acotada legitimación activa que el artículo 1078 del Código Civil resguardaba sólo a favor de los herederos forzosos.

    Desde ya que no será un obstáculo que, pese al...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR