El Gobierno sigue haciendo uso de los 'superpoderes' presupuestarios

RESUMEN

Los superpoderes presupuestarios, una herramienta de la que el kirchnerismo hizo uso y abuso durante su gobierno para el manejo arbitrario de los recursos públicos, no perdieron su vigor durante la gestión de Mauricio Macri.

 
EXTRACTO GRATUITO

Los superpoderes presupuestarios, una herramienta de la que el kirchnerismo hizo uso y abuso durante su gobierno para el manejo arbitrario de los recursos públicos, no perdieron su vigor durante la gestión de Mauricio Macri. Al contrario: en 2016, el Gobierno modificó en un 41,1% el presupuesto de ese año, mientras que en 2017, si bien bajó sustancialmente ese porcentaje, cruzó el umbral que impone la ley que limita el uso de los superpoderes.

Un pormenorizado informe que elaboró la Asociación Argentina de Presupuesto (ASAP) sobre la discrecionalidad presupuestaria entre 1994 y 2016 sostiene que por medio de decretos de necesidad y urgencia (DNU) y decisiones administrativas del jefe de Gabinete, el Gobierno incrementó en un 41,1% el crédito original del presupuesto que aprobó el Congreso.

"Entre 1994 y 2004 las modificaciones representaron el 5,5% del crédito original, y entre 2005 y 2016 el 24,3%, siendo 2016 el año que presenta el porcentaje más alto de la serie (41,1%). El promedio general del período fue de 14,9%", es la principal conclusión del informe.

Hay un atenuante que explicaría este porcentaje. Se trata del presupuesto del primer año de gestión de Macri, el cual había sido diseñado por el gobierno saliente de Cristina Kirchner. La administración macrista le introdujo, efectivamente, numerosas modificaciones a lo largo de 2016 para calzarlo en su idea de gestión. Además, el aumento de la inflación, que en 2016 rondó el 40%, podría explicar, al menos en parte, la cuantía de las modificaciones presupuestarias.

¿Qué sucedió en 2017? El Gobierno modificó al menos en un 10% la pauta original del gasto, indicó el diputado Marco Lavagna (Frente Renovador). "Si bien el resultado es mejor que en años anteriores, lo cierto es que el gobierno de Macri, al igual que Cristina Kirchner en su momento, sigue apelando a los DNU para modificar arbitrariamente y sin aval del Congreso los créditos originales del presupuesto", advirtió.

En diciembre pasado, el Gobierno incrementó en un solo decreto los gastos corrientes y de capital en $202.026 millones. Este solo monto implicó el 8,3% del total del crédito presupuestario.

En 2016, en un intento de mostrarse como la contracara del kirchnerismo y dotar de control el manejo de los recursos, el oficialismo aprobó en el Congreso la ley 27.342, que impone límites al uso de los llamados superpoderes presupuestarios. En efecto, con esta norma, el jefe de Gabinete mantenía la...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA GRATIS