Piden futuros de tasa para poder prestar a largo plazo

 
EXTRACTO GRATUITO

SANTANDER.- Enrique Cristofani se declara optimista por naturaleza y asegura que no le fue nada mal en los largos años que lleva al frente del banco Santander Río.Al menos desde 2003 a la fecha, el banco se posicionó en los primeros lugares del ranking de entidades financieras en el país, y el sector como tal es, desde hace varios años, uno de los que mayores ganancias ha tenido en la economía argentina.En una reunión con la prensa argentina realizada aquí en la última jornada del XII Encuentro Santander América latina, que organiza el banco junto con la Universidad Internacional Menéndez Pelayo, Cristofani argumentó su optimismo con el anuncio de fuertes inversiones en la infraestructura edilicia del banco para los próximos tres años, aunque no se privó de marcar algunas críticas al plan de financiamiento de inversiones productivas en el que el grupo de los 30 principales bancos del sistema argentino está obligado a aportar un mínimo del 5% de su cartera de depósitos."El programa de inversión productiva en Pymes es una buena medida, pero hay que complementarla con una rápida instrumentación de un mercado de futuros de tasas de interés porque hoy estamos prestando a tasas fijas, pero con una tasa de fondeo variable, que suele dejarnos por debajo de la línea", señaló. Empero, dijo no tener "razones objetivas" para pensar en que pueda haber una mayor intervención del Estado en el negocio bancario."En los últimos 10 años, con este gobierno, estamos donde estamos", expresó, en referencia al crecimiento de las ganancias y del volumen de negocios del Santander. Sin embargo, no esperan una suba abrupta de las tasas de interés. Al respecto, el economista jefe del Santander Río, Sergio Galván, expresó: "El sistema está muy liquido y eso condiciona la suba de tasas. El Banco Central tiene aún un alto poder de fuego. Puede haber algún ajuste porque hoy la demanda de crédito es más alta que la captación de depósitos, pero no esperamos un gran salto".Sobre la imposibilidad de girar dividendos a su casa matriz en España -una de las regulaciones que más afecta a las empresas multinacionales- recordó que, en el caso de los bancos, pueden girar dividendos en la medida en que superen las exigencias de capitalización marcadas por el Banco Central (BCRA). "La exigencia es muy alta, teniendo en cuenta el bajo nivel de riesgo que tiene el sistema. Pero obviamente aceptamos todas las regulaciones", afirmó. Al respecto, pronosticó que podrán girar el 10% de las utilidades del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA