Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala M, 8 de Septiembre de 2023, expediente CIV 083055/2012/CA001

Fecha de Resolución 8 de Septiembre de 2023
EmisorCamara Civil - Sala M

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA M

ACUERDO

En Buenos Aires, a los 8 días del mes de septiembre del año dos mil veintitrés, reunidos los señores jueces de la Sala M de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, D.. G.D.G.Z. y C.A.C.C., a fin de pronunciarse en el expediente nº 83055/2012, “F., N.C. c/ Cliba Ingeniería Ambiental S.A. s/ daño y perjuicios”, el Dr. G.Z. dijo:

  1. SUMARIO

    N.C.F. reclamó la indemnización de los daños que dijo haber sufrido a raíz del accidente de tránsito ocurrido en la noche del 28 de octubre de 2010.

    Según contó en la demanda, circulaba con su bicicleta por la mano derecha de la calle Uruguay de esta ciudad cuando un camión de residuos de la demandada, que se desplazaba en igual sentido, lo encerró y lo arrolló a metros de la intersección con la calle Bartolomé

    Mitre.

    Como consecuencia, sufrió lesiones por las cuales fue trasladado en ambulancia al Hospital Ramos Mejía, donde fue intervenido quirúrgicamente y permaneció internado por varios días.

    Nación Seguros S.A., citada en garantía, admitió asegurar al vehículo de la demandada a la fecha del hecho.

    Si bien reconoció la ocurrencia del siniestro, negó la mecánica descripta en la demanda y responsabilizó a la víctima.

    Fecha de firma: 08/09/2023

    Alta en sistema: 11/09/2023 1

    Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: C.A.C.C., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: A.P.R., SECRETARIO

    Cliba Ingeniería Ambiental S.A., de igual modo, admitió la ocurrencia del accidente, pero responsabilizó al demandante.

    La sentencia del 1/3/2023 hizo lugar a la demanda, por lo que condenó

    a Cliba Ingeniería Ambiental S.A. y a Nación Seguros S.A. –a esta última en la medida del seguro– a pagar a N.C.F. la suma de $4.070.000, sus intereses y las costas.

    Este pronunciamiento fue apelado por la actora y por la citada en garantía. La primera cuestionó la apreciación de la prueba pericial médica y los intereses. La segunda criticó por altos los montos y los intereses fijados. Ambas expresiones de agravios fueron replicadas (ver aquí y aquí).

    La responsabilidad decidida en la sentencia no ha sido recurrida, por lo que debe considerársela firme y consentida en esta etapa (conf. arts.

    271, 277 y concs. del CPCCN).

  2. PARTIDAS INDEMNIZATORIAS

    2.1. ACLARACIÓN PRELIMINAR

    La jueza de la instancia anterior cuantificó las distintas partidas reconocidas a valores actuales a la fecha de la sentencia.

    A fin de evaluar los agravios sobre este punto, habré de seguir el mismo criterio temporal, por lo que cuantificaré con valores al momento de la sentencia de primera instancia (1/3/2023).

    2.2. INCAPACIDAD SOBREVINIENTE

    Las lesiones a la integridad psicofísica, a la estética y a la vida en relación pueden generar, según la índole de los intereses afectados y de las proyecciones de sus consecuencias:

    1. daño patrimonial,

    2. no patrimonial,

      Fecha de firma: 08/09/2023

      Alta en sistema: 11/09/2023 2

      Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: C.A.C.C., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: A.P.R., SECRETARIO

    3. ambos1.

      El daño psíquico debe ser valorado junto con la incapacidad física porque los porcentajes incapacitantes padecidos por el damnificado repercuten en forma unitaria. Esto aconseja que se fije una partida indemnizatoria que abarque ambos aspectos. En rigor, si bien conformarían dos índoles diversas de lesiones, se traducen en el mismo daño, que consiste, en definitiva, en la merma patrimonial que sufre la víctima por la disminución de sus aptitudes para el desempeño de cualquier trabajo o actividad productora de beneficios materiales, o por la necesidad de que un tercero le ayude con las demás actividades no remunerativas pero económicamente valorables.

      La incapacidad permanente es objeto de indemnización aunque el damnificado continúe ejerciendo una tarea remunerada, esto es, al margen de que desempeñe o no una actividad productiva, pues la integridad psicofísica tiene en sí misma un valor indemnizable 2. Y

      aunque este último criterio pueda ser cuestionado por autorizada doctrina, se coincide en que la integridad personal posee, cuanto menos, ese valor económico a título mediato, como medio de alcanzar ventajas3.

      La jueza fijó por este ítem la suma de $2.570.000.

      La actora se agravió de la apreciación que realizó la jueza de la prueba pericial médica, al darla como plenamente válida en su aspecto físico,

      pese a las impugnaciones por ella realizadas en atención al error de la perita de calificar y cuantificar la lesión sufrida con un baremo del fuero laboral.

      1

      Pizarro-Vallespinos, Instituciones de Derecho Privado, tomo 4, Buenos Aires,

      H., 1999, p. 293, con adhesión de Bueres, Z. de G., L.,

      L.M., C..

      2

      CSJN, Fallos 340:1038 del 10-8-17, “O., S.M.c.ón ART”,

      consid. 7; íd., Fallos 322:2658; G., J.M., en L., R.(..),

      Código Civil y Comercial de la Nación, tomo VIII, Santa Fe, R.C.,

      2015, pp. 524-525, coment. art. 1746; art. 5.1 de la Convención Americana sobre Derechos Humanos (Pacto de San José de Costa Rica).

      3

      Z. de G., M., La responsabilidad civil en el nuevo Código, con la colaboración de R.G.Z., tomo II, Córdoba, Alveroni, 2016, p. 549;

      ver también art. 1739 del CCCN: “perjuicio indirecto”.

      Fecha de firma: 08/09/2023

      Alta en sistema: 11/09/2023 3

      Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: C.A.C.C., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: A.P.R., SECRETARIO

      De la lectura de este punto del agravio se advierte que la demandante se limitó a transcribir literalmente las mismas impugnaciones efectuadas al dictamen de la perita L. en pp. 326/330 y 360,

      y reiteradas en su alegato, sin consultor técnico. Es decir, no cumplió

      con la crítica concreta y razonada de las partes de la sentencia que considera equivocadas, para lo que no basta con remitirse a presentaciones anteriores (art. 265 CPCCN). Por lo que en los términos del art. citado corresponde declarar su deserción.

      Cabe señalar, de todos modos, que en este punto la apelante únicamente se limitó a discutir el porcentaje de incapacidad física diagnosticado por la experta y aceptado por la sentenciante, y pidió,

      extemporáneamente, la realización de una nueva pericia, pero nada dijo acerca de la suma establecida en la sentencia, por lo que debe entenderse consentida.

      La citada en garantía, en cambio, sí cuestionó el monto, por considerarlo elevado. Se agravió de la inexistencia de fundamentos que llevaron a otorgar a la sentenciante de grado dicha suma de dinero,

      dificultando la tarea de quien pretende comprender las razones de los montos de sentencia.

      Señaló que, de acuerdo a las constancias de la causa, al momento del hecho el actor contaba con 22 años de edad, sin ingresos acreditados,

      desempleado y sin profesión alguna. Que de tal modo, no ha visto menguado sus ingresos a raíz del hecho, así como resulta improbable que los vea en el futuro con motivo del presente siniestro.

      Pues bien. La perita médica L. informó que el actor presenta secuela de fractura de fémur derecho intervenida quirúrgicamente con acortamiento del miembro inferior derecho y limitación funcional, y desarrollo reactivo en grado leve/moderado por estrés postraumático.

      Estimó un 20% de incapacidad psicofísica (ver p. 323).

      Respecto a que el demandante no vio menguado sus ingresos, cabe señalar, más allá de lo arriba apuntado acerca de la incapacidad sobreviniente, que el actor dijo que al momento del hecho trabajaba como delivery para una casa de comidas. También contó, luego, que se Fecha de firma: 08/09/2023

      Alta en sistema: 11/09/2023 4

      Firmado por: G.G.Z., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: C.A.C.C., JUEZ DE CAMARA

      Firmado por: A.P.R., SECRETARIO

      dedicaba a hacer changas (ver p. 288, y pp. 5vta./6 vta., 19 del beneficio de litigar sin gastos). Es evidente que las secuelas descriptas por la perita influyen negativamente en sus tareas laborales y el resto de las económicamente valorables. Debe considerarse, además, que se trata de una persona joven que debe ahora enfrentarse al mercado laboral con sus capacidades disminuidas como consecuencia del siniestro aquí

      debatido.

      En lo que sí asiste razón a la aseguradora es en que no surge de la sentencia atacada cómo arribó la jueza a la suma fijada. En este sentido, es claro que por disposición del art. 1746 del CCCN se debe acudir a fórmulas matemáticas para arribar a una solución razonablemente fundada (art. 3 CCCN). A tal fin, habré de utilizar la fórmula de valor presente de una renta constante no perpetua. Tomaré

      en consideración los siguientes parámetros:

    4. Ingreso mensual del actor en $69.500 equivalente al SMVM fijado a la fecha de la sentencia (conf. Res. 15/22 del CNEP y SMVyM), por no contar con algún otro acreditado.

    5. Edad de la víctima al momento del hecho, esto es 22 años.

    6. Porcentaje de incapacidad psicofísica señalado por la perita médica.

    7. Esperanza de vida para el actor4.

    8. Tasa de descuento que estimo en el 4% anual.

      Con estos elementos puede determinarse un capital, de tal modo que sus rentas cubran la disminución de la aptitud de la persona damnificada para realizar actividades productivas o económicamente valorables, y que se agote al término del plazo en que razonablemente pudo continuar realizando tales actividades (conf. artículo 1746 CCCN).

      Esta cuantificación permite definir un resultado numérico de valor relevante para estimar el monto del resarcimiento.

      Efectuados tales cálculos, no encuentro elevada la suma fijada en la sentencia, por lo que postulo al Acuerdo su confirmación.

      4

      INDEC Tablas de esperanza de vida.

      Fecha de firma: 08/09/2023

      Alta en sistema:...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR