Familiar con apellido ilustre

 
EXTRACTO GRATUITO

No se trata de una remake del viejo Polo Classic, que se fabricó en Pacheco hasta 2009. Tampoco de una versión del Polo europeo que VW utiliza para dominar el Campeonato Mundial de Rally. Es el nuevo Polo sedán (4384 mm de longitud) que se fabrica en la India y se posiciona en el mercado argentino a medio camino entre el Voyage (la versión tricuerpo del Gol, que se produce en Brasil y mide 4230 mm) y el Vento (de origen mexicano, de 4628 mm de largo), por lo que se establece en la franja superior (casi medianos, B+) de los sedanes del segmento B. Salvando las distancias en cuanto a la performance, en el lugar que alguna vez ocupó el picante Bora.

Lo de salvar las distancias no es peyorativo. Los conceptos de ambos modelos son bien disímiles. Este VW Polo es un vehículo para una familia tipo, con una mecánica muy confiable, que prioriza la economía antes que la performance, y que se destaca también por la muy buena habitabilidad interior, incluyendo el espacio para los pasajeros traseros y del baúl (454 litros). En este sentido, el Polo puede ser una muy buena opción también como vehículo de trabajo.

La gama VW Polo cuenta con un único tipo de equipamiento, Comfortline, y dos opciones de transmisión: manual de 5 marchas y automática Tiptronic.

El diseño sigue las normas de los actuales modelos de VW. De hecho, salvo por la terminación del baúl, es muy similar al mencionado Voyage. Cabe mencionar que la unidad que probamos estaba equipada con las llantas opcionales Motorsport Black de 17" con neumáticos 215

40 R17, que le dan un tono más deportivo y compacto que las ruedas estándar (185/60 R15). En lo que respecta a la estética interior, en el marco de una buena calidad de materiales y terminaciones, no varía de la ya clásica en todos los modelos de la marca alemana.

En cuanto a la mecánica, este VW Polo está equipado con el conocido motor 1.6 de 16 válvulas que, con 110 CV, motoriza a la familia Gol, el Suran, el Fox y otros modelos de VW. En el caso del Polo, la potencia es un tanto menor; así, entrega 105 CV a 5800 rpm, más un par motor de 15,6 kgm a 3750 vueltas.

Este propulsor, que hace un culto de su fortaleza, se combina con una caja de velocidades manual de 5 marchas de relaciones más bien cortas, que le permiten al conjunto ofrecer un buen nivel de reacción y elasticidad (0 a 100 km/ h y 80-120 km/h en cuarta en alrededor de 11s ambas pruebas), lo que lo hace ágil en la ciudad y con buena marcha en la ruta. En uno y otro ámbito, lo...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA