Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala H, 12 de Julio de 2022, expediente CIV 019136/2017/CA002

Fecha de Resolución12 de Julio de 2022
EmisorCamara Civil - Sala H

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA H

Fama, G.P.C.G., A. y otro S/ Daños y perjuicios

,

Expte. N° 19136//2017, Juzgado N° 78.-

En Buenos Aires, a días del mes de julio del año 2022, hallándose reunidos los señores jueces integrantes de la Sala “H” de la Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, a los efectos de dictar sentencia en los autos “Fama, G.P.C.G., A. y otro S/ Daños y perjuicios”, y habiendo acordado seguir en la deliberación y votado el orden de sorteo de estudio, el Dr. F. dijo:

  1. La sentencia dictada en autos con fecha 31 de marzo del año en curso hizo lugar parcialmente a la demanda entablada por G.P.F. contra A.G., a quien condenó a abonar al actor la suma de quinientos noventa y cinco mil pesos ($ 595.000), con más los intereses y las costas del proceso e hizo extensiva la condena a La Equitativa del Plata Sociedad Anónima de Seguros en los términos de su citación en garantía.

    Contra dicho pronunciamiento se alzaron la actora, cuyos agravios se elevaron digitalizados el 26 de mayo, mereciendo la respuesta de la citada en garantía del 21 de junio, la que por su parte dejó asentadas sus quejas el 1ro. de dicho mes sin que merecieran respuesta.

  2. Antes de entrar en el tratamiento de los agravios, es pertinente destacar que la cuestión relativa a la forma en la que ocurrieron los hechos y la responsabilidad de los condenados se encuentra firme, ya que la decisión en tal sentido ha sido consentida por todas las partes.

  3. Seguidamente, analizaré las quejas sobre las partidas indemnizatorias otorgadas a la actora, aclarando que la presente causa tuvo origen en un accidente de tránsito ocurrido el 22 de diciembre de 2016

    entre una motocicleta conducida por el actor y un automóvil que conducía el accionado.

    a.- Incapacidad sobreviniente desde los planos físico y psíquico y tratamiento psicológico.

    Fecha de firma: 12/07/2022

    Alta en sistema: 14/07/2022

    Firmado por: L.E.A.D.B., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: C.M.K., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: J.B.F., JUEZ DE CAMARA

    El Sr. juez de grado otorgó la suma de $420.000 para responder a la incapacidad psicofísica y $25.000 para responder al tratamiento psicoterapéutico.

    Para así decidir, tuvo en consideración lo dictaminado por el perito médico quien, en su informe del 6/4/2021, descartó la presencia de secuelas en la espalda del actor, agregando que no había detectado en el examen clínico contracturas musculares y tampoco evidencias de limitación en la función o en la movilidad respecto de su columna vertebral. Mientras que,

    respecto de su codo derecho, el experto refirió haber advertido una lesión en la articulación que provocaba dolor y limitación en la movilidad, con signos inflamatorios que daban cuenta de un cuadro de epicondilitis, que acarreaba una incapacidad del 5%. Agregó en la rodilla izquierda presentaba dolor a la palpación, limitación en la movilidad, signos de edema y que la resonancia magnética dio cuenta de cambios inflamatorios y desgarro del menisco interno, por lo que consideró que el actor era portador de una incapacidad del orden del 10%, que guardaba nexo causal adecuado con los traumatismos padecidos por el damnificado.

    Desde el plano psíquico, consideró que el actor padecía un trastorno adaptativo y mixto consolidado con angustia, acentuación de rasgos fóbicos y ansiedad, que lo hicieron portador de una incapacidad del orden del 10%

    y sugirió que debía someterse a la realización de un tratamiento psicoterapéutico por el término de 1 año, en razón de 1 sesión por semana,

    a un costo unitario de $ 1.200.

    Ello motivó las quejas del actor, quien consideró exiguo el importe concedido para responder a estos rubros y con cita del art. 1746 del Código Civil y Comercial de la Nación, refirió que una posible interpretación de dicha norma, refiere a la necesidad de aplicar una fórmula matemática a efectos de poder determinar con mayor precisión el capital que cubra la referida disminución, como podría ser la establecida por el renombrado fallo Vuotto / Mendez o la doctrina incorporada por el Dr. Acciarri,

    logrando de esta manera transparentar el proceso intelectivo del juez al momento de fijar una suma dineraria, cuya falta de aplicación al caso le causa agravio.

    Fecha de firma: 12/07/2022

    Alta en sistema: 14/07/2022

    Firmado por: L.E.A.D.B., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: C.M.K., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: J.B.F., JUEZ DE CAMARA

    Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA H

    Esta parte también se agravia por la indemnización concedida para efectuar un tratamiento psicológico otorgando una suma, que ni siquiera cubre el mínimo tratamiento recomendado.

    Por su parte, la citada en garantía se queja por la procedencia del rubro tratamiento psicológico, cuantificado en la sentencia en la suma de $

    25.000, por cuanto no resulta procedente efectuar un doble reclamo por el daño psicológico en sí, como por un tratamiento específico.

    Ahora bien, encontrándose firme la existencia de daño antijurídico y de factores de atribución de responsabilidad, así como de un nexo causal adecuado, entiendo que sólo resta precisar los daños sufridos por la actora a raíz del hecho de autos y fijar la correspondiente indemnización o resarcimiento, considerando su magnitud y el principio de reparación integral que tiene jerarquía constitucional (CSJN, Fallos 321: 487 y 327:

    3753 entre otros).

    Ello importa restablecer el equilibrio perdido o volver todo lo posible a la situación anterior al hecho dañoso, de la persona y bienes afectados. Tal principio, que se desprendía del artículo 1083 del Código Civil, ha sido ahora recogido por el artículo 1740 del Código Civil y Comercial de la Nación que dispone en lo pertinente: “la reparación del daño debe ser plena. Consiste en la restitución de la situación del damnificado al estado anterior al hecho dañoso, sea por el pago en dinero o en especie…”; en tal sentido, el tema se conecta con la determinación del contenido del daño y con la medida de ese contenido.

    En las indemnizaciones por incapacidad o muerte el art. 1746 del Código Civil y Comercial de la Nación, nos fija un patrón claro en torno a su cuantificación. Si bien tomamos como pauta el empleo de fórmulas matemáticas, que proporcionan una metodología común para supuestos similares, su resultado no es tomado como valor absoluto, aun cuando nos aproxima al perjuicio patrimonial experimentado por el damnificado.

    Así, se advierte de inmediato la necesidad de combinar armónicamente las orientaciones generales, basadas en las matemáticas, la estadística y la informática jurídica, con los criterios particulares, que emergen de la realidad del caso concreto, y de las circunstancias de Fecha de firma: 12/07/2022

    Alta en sistema: 14/07/2022

    Firmado por: L.E.A.D.B., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: C.M.K., JUEZ DE CAMARA

    Firmado por: J.B.F., JUEZ DE CAMARA

    persona, tiempo y lugar. A partir de los primeros, el tribunal tendrá una base económica que modulará luego, ampliándola o reduciéndola, en función de las circunstancias del caso particular, siempre, claro está, fundadamente (Pizarro- Vallespinos, ob. cit., Rubinzal-Culzoni, T I, pág. 757).

    Ahora bien, sabido es que cuando se trata de una incapacidad provocada por lesiones, el daño emergente no puede medirse sólo en función de la ineptitud laboral, sino que ello también debe ser ponderado a partir de toda la vida de relación de la víctima, en consideración a sus condiciones personales, como el sexo, la edad y el estado civil, entre otras.

    De acuerdo con lo que dispone el art. 477 del Código Procesal, la fuerza probatoria del dictamen pericial será estimada por el juez teniendo en cuenta la competencia del perito, los principios científicos o técnicos en que se funda, la concordancia de su aplicación con las reglas de la sana crítica y los demás elementos de convicción que ofrezca la causa.

    Peritos y jueces tienen que desempeñar papeles diferentes y bien definidos: uno esencialmente técnico y limitado; el otro, superlativamente variado, porque el juez tiene un dominio propio, el de la aplicación del Derecho y está profesionalmente preparado para ello. Mas se ve constantemente requerido para juzgar cuestiones de simple hecho, que no siempre resultan fáciles y para las cuales puede carecer por completo de preparación; queda abandonado entonces a sus conocimientos generales, a su experiencia de la vida, a su conciencia y, dentro de lo posible, a su buen sentido común (Conf. A.B., Juicio por accidentes de tránsito, T. 3,

    pág. 903).

    La claridad en las conclusiones del perito es indispensable y debe existir un orden lógico en su desarrollo, ya que tal como sucede con toda prueba, si aparece como contraria a máximas de experiencia común, hechos notorios, principios elementales de lógica o el orden natural de las cosas,

    debe descartarse el elemento probatorio que adolezca de tales...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR