Sentencia de Camara Contencioso Administrativo Federal- Sala I, 16 de Julio de 2015, expediente CAF 007405/2015/CA001

Fecha de Resolución16 de Julio de 2015
EmisorCamara Contencioso Administrativo Federal- Sala I

Poder Judicial de la Nación CAMARA CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO FEDERAL-

SALA II Expte. Nº 7.405/2015.-

Buenos Aires, 16 de julio de 2015.-

Y VISTOS: Estos autos caratulados: “Faimberg, J.M. c/ M° Justicia y DD.HH. s/ indemnizaciones – Ley 24.043 – art. 3”, y CONSIDERANDO:

  1. Que, en este expediente, se discute la legitimidad de la Resolución nº 2236/14, dictada por el señor Ministro de Justicia y Derechos Humanos de la Nación, mediante la cual fue rechazado el beneficio solicitado por el señor J.M.F., en los términos de lo dispuesto en la Ley 24.043 y sus complementarias.

    Como se verá, los argumentos expuestos por el peticionario no han logrado revertir lo resuelto en sede administrativa y, por ser ello así, corresponderá en la presente oportunidad rechazar sus planteos, sin perjuicio de las salvedades y precisiones que se dejan expresadas infra a lo largo del considerando XII de este pronunciamiento.

  2. Que, en primer lugar, cabe precisar que a fs. 1/4vta. el señor J.M.F. solicitó se le otorgue el beneficio instituido en la Ley 24.043 y sus complementarias, en virtud del exilio forzoso del que habría sido víctima, y cuya reparación se reclama, por el período comprendido entre el mes de julio de 1977, hasta el levantamiento del estado de sitio (vide, en especial, fs.

    4vta.).

    En cuanto atañe a los antecedentes del caso y las vicisitudes experimentadas por el peticionante, en el escrito que luce a fs. 3/4vta.

    (que complementa el formulario de fs. 1/2), relató brevemente los hechos a raíz de los cuales se habría visto obligado a egresar del país.

    En este orden, explicó que había desarrollado sus estudios secundarios en el Colegio Nacional Buenos Aires. Refirió que durante los últimos años de colegiatura había pertenecido a grupos de estudios de orientación marxista, con participación en algunas manifestaciones callejeras y que, posteriormente, se había relacionado con agrupaciones políticas.

    Por otra parte, destacó que el 17 de octubre de 1975 fue secuestrado su hermano P.A.F. –quien aún permanece desaparecido– y a la esposa de éste, M.P. de Faimberg –quien, a la postre, apareció en la cárcel de Devoto, permaneciendo privada de su libertad durante siete años–. Al respecto, manifestó que ante tales circunstancias, el peticionante y su familia comenzaron con la búsqueda de su hermano, pero nunca lo encontraron.

    Fecha de firma: 16/07/2015 Firmado por: J.L.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.M.M., JUEZ DE CAMARA Firmado por: M.C.C., JUEZ DE CAMARA Poder Judicial de la Nación CAMARA CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO FEDERAL-

    SALA II Expte. Nº 7.405/2015.-

    Paralelamente, puso de resalto que, mientras cursaba los estudios de medicina y practicaba natación en forma profesional, en virtud de la difícil situación que experimentaba su familia respecto de la seguridad, había decidido en varias oportunidades salir de la ciudad de Buenos Aires y viajar a alguna provincia. Asimismo, señaló que en una oportunidad viajó a Canadá y, luego de 15 días fuera del país, cuando se disponía a regresar, su madre le advirtió

    que su novia, P.A. junto con otros conocidos, habían sido secuestrados el día anterior y estaban desaparecidos. Explica que esta situación ocurrió el 30 de julio de 1977.

    En tales condiciones, el recurrente manifiesta que ello lo disuadió de regresar al país, toda vez que su vida e integridad física corría un riesgo muy alto. De este modo, describe que su situación era altamente vulnerable, y hacía que su vida corriera peligro, atento a la desaparición de su hermano, su novia y gran parte de su grupo de amigos. Agrega que se quedó unos meses en México y luego fue a vivir a España, donde ya estaba exiliada su hermana, C.A.F., desde el año 1976.

    Continuando con su relato, el peticionante pone de resalto que en el año 1978 su madre, E.W.B., viajó a Barcelona y fue integrante del grupo de “Abuelas de Plaza de Mayo”, y COSOFAM, Comisión de Solidaridad de Familiares de desaparecidos en Barcelona.

    En este sentido, el actor subraya que fue el conjunto de las circunstancias reseñadas lo que lo impulsó a emigrar para salvar su integridad física, en el entendimiento de que, si permanecía en el país, otra hubiera sido su suerte.

    Expresa que, por todo lo expuesto, solicitó el beneficio previsto por la Ley 24.043 y sus modificatorias, desde el mes de julio de 1977, hasta el levantamiento del estado de sitio (vide, fs. 4 vta.).

  3. Que, como ya se adelantó en el considerando I de la presente, con fecha 11 de diciembre de 2014, el Ministerio de Justicia y Derechos Humanos emitió la Resolución Nº 2236/14 (ver fs. 259/261), mediante la cual se denegó el beneficio solicitado en los términos de la Ley 24.043 –y sus modificatorias–, por el señor J.M.F..

    Para así decidir, se invocaron las razones expresadas por la entonces Subsecretaría de Derechos Humanos y Sociales del Ministerio del Interior –actual Secretaría de Derechos Humanos dependiente del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos–, según las cuales se había sostenido que del análisis de la prueba agregada en el expediente no surgía documentación alguna Fecha de firma: 16/07/2015 Firmado por: J.L.L.C., JUEZ DE CAMARA Firmado por: L.M.M., JUEZ DE CAMARA Firmado por: M.C.C., JUEZ DE CAMARA Poder Judicial de la Nación CAMARA CONTENCIOSO ADMINISTRATIVO FEDERAL-

    SALA II Expte. Nº 7.405/2015.-

    que acreditase que el requirente había salido del país, permaneciendo en el extranjero, dentro del período indemnizable.

    De igual modo, se consideró que según lo informado por la mencionada Secretaría, el caso no podía ser subsumido bajo los parámetros de la Ley 24.043, toda vez que no se encontraba acreditado el menoscabo efectivo a su libertad, lesión jurídica que repara la citada ley y, asimismo, no guardaba una “analogía sustancial o identidad esencial”, en los términos establecidos por la Procuración del Tesoro de la Nación, con aquellos casos en que sí se había otorgado la reparación reclamada, por lo que resultaba procedente atenerse a lo allí dispuesto, debiendo denegarse el beneficio solicitado.

    Por su parte, se destacó que las presentes actuaciones fueron dictaminadas en virtud de una solicitud de resolución, un pedido de “pronto despacho” y un amparo por mora, incoados por el peticionario, interpretándose que con ello quedaba exteriorizada la voluntad de aquél de que se resolvieran las mismas. Se alegó que, en tales circunstancias, no había sido posible solicitarle más prueba que la ya incorporada, dado que se entendió que la manifestación inequívoca de que se resuelvan los actuados, demostraba su consideración respecto a la conclusión de la etapa probatoria.

    Finalmente, se tuvieron en cuenta las conclusiones vertidas por la Dirección General de Asuntos Jurídicos de la mencionada cartera de Estado, en cuanto a la improcedencia del beneficio pretendido por una supuesta situación de exilio forzado, destacando que en el presente caso el extrañamiento no se encontraba mínimamente acreditado, y menos aún el período durante el cual el solicitante pretendía ser indemnizado.

  4. Que, contra lo así decidido, el señor J.M.F. interpuso el recurso judicial directo establecido en el art. 3º de la Ley 24.043 (ver fs. 269/273vta.).

    El recurrente se agravia de la exégesis efectuada por el Ministerio, respecto de la Ley 24.043, por...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba