Sentencia de Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil - Camara Civil - Sala A, 13 de Julio de 2018, expediente CIV 007297/2014

Fecha de Resolución13 de Julio de 2018
EmisorCamara Civil - Sala A

Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA A “F., J.F. y otro c/ C., A.E. s/

Daños y perjuicios”

EXPTE. n.° 7.297/2014 En la Ciudad de Buenos Aires, capital de la República Argentina, a los 13 días del mes de julio del año dos mil dieciocho, reunidos en acuerdo los señores jueces de la Sala “A” de la Excma. Cámara Nacional de Apelaciones en lo Civil, para conocer en los recursos de apelación interpuestos en los autos caratulados: “F., J.F. y otro c/ C., A.E. s/ Daños y perjuicios”, respecto de la sentencia de fs. 323/328 el tribunal estableció la siguiente cuestión a resolver:

¿SE AJUSTA A DERECHO LA SENTENCIA APELADA?

Practicado el sorteo resultó que la votación debía realizarse en el siguiente orden: señores jueces de cámara doctores: SEBASTIÁN PICASSO - RICARDO LI ROSI – H.M. -

A LA CUESTIÓN PROPUESTA, EL DR.

SEBASTIÁN PICASSO DIJO:

  1. La sentencia de fs. 323/328 admitió la demanda interpuesta por J.F. y N.B.F. y condenó a A.E.C. a abonar a cada uno de ellos la suma de $ 702.000, dentro del plazo de diez días, con más intereses y costas. Asimismo extendió la condena a Paraná SA de Seguros.

    Contra dicho pronunciamiento se alzan las quejas de los actores a fs. 351/353, y las del demandado y de la citada en garantía a fs. 355/363, presentaciones que no fueron contestadas por la contraria.

    Fecha de firma: 13/07/2018 Alta en sistema: 21/08/2018 Firmado por: S.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: RICARDO LI ROSI, JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.M., JUEZ DE CAMARA #16613336#203025054#20180801093603909

  2. Memoro que los jueces no están obligados a hacerse cargo de todos y cada uno de los argumentos expuestos por las partes ni a analizar las pruebas producidas en su totalidad, sino que pueden centrar su atención únicamente en aquellos que sean conducentes para la correcta decisión de la cuestión planteada (art. 386, Código Procesal).

    Asimismo creo menester poner de resalto que, si bien a partir del 1 de agosto de 2015 ha entrado en vigor el nuevo Código Civil y Comercial de la Nación, los hechos ventilados en el sub lite (y por ende, la supuesta constitución de la obligación de reparar) han acaecido durante la vigencia del Código Civil derogado.

    Por consiguiente, la cuestión debe juzgarse a la luz de la legislación derogada, que mantiene ultractividad en este supuesto (art. 7, Código Civil y Comercial de la Nación; vid. R., P., Le droit transitoire. C. des lois dans le temps, D., Paris, 2008, p.

    188/190; K. de C., A., La aplicación del Código Civil y Comercial a las relaciones y situaciones jurídicas existentes, Rubinzal-Culzoni, Santa Fe, 2015, p. 158).

    Debe hacerse excepción a esta regla en lo que respecta a las normas relativas a la cuantificación del daño, dado que ellas no se refieren a la constitución de la relación jurídica (obligación de reparar) sino solo a las consecuencias de ella, y no varían la naturaleza ni la extensión de la indemnización que tiene derecho a percibir la víctima, pues se limitan a sentar una pauta para su liquidación. En este sentido dice K. de C.: “Hay cierto acuerdo en que debe distinguirse entre la existencia y la cuantificación del daño. La segunda operación debe realizarse según la ley vigente en el momento en que la sentencia determina la medida o extensión” (K. de C., A., La aplicación del Código Civil y Comercial a las relaciones y situaciones jurídicas existentes. Segunda parte, Rubinzal-Culzoni, Santa Fe, 2016, p. 234).

    Fecha de firma: 13/07/2018 Alta en sistema: 21/08/2018 Firmado por: S.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: RICARDO LI ROSI, JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.M., JUEZ DE CAMARA #16613336#203025054#20180801093603909 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA A Por este motivo las reglas contenidas en los arts. 1741 -último párrafo-, 1746 y concs. del Código Civil y Comercial son directamente aplicables al sub lite.

    Señalo que, incluso en los aspectos que continúan siendo regidos por la legislación derogada, las disposiciones del Código Civil y Comercial constituyen una valiosísima pauta interpretativa, en tanto condensan las actuales tendencias doctrinales y jurisprudenciales y expresan además la intención del legislador de nuestros días (esta sala, 25/6/2015, “C., J.M. c/B., C.R. y otros s/ Daños y perjuicios”; ídem, 30/3/2016, “F., C.E. c/D.P., V.G. y otro s/

    Daños y perjuicios”, expte. n.° 11.725/2013; 11/10/2016, “R., J.O. c/A., A.B. y otro s/ Nulidad de acto jurídico” y “A., A.B. y otro c/ R., J.O. s/ Restitución de bienes”, exptes. n.° 47.289/2001 y 38.328/2003; ídem, CAC y C, Azul, sala II, 15/11/2016, “F., R.A. c/F.M., y otra s/ Desalojo”, LL 2017-B, 109, RCCyC 2017 (abril), 180; G., J.M., “La responsabilidad civil y el derecho transitorio”, LL 16/11/2015, 3).

    Finalmente, es oportuno aclarar que no soslayo el hecho de que el art. 303 del Código Procesal fue derogado por el art. 12 de la ley 26.853. Sin embargo, en virtud del art. 15 de aquella norma, tal disposición recién entrará en vigor a partir de la efectiva integración y puesta en funcionamiento de los tribunales que allí se crean, razón por la cual hasta ese momento continúa vigente la doctrina plenaria. Ello, a su vez, es coherente con lo decidido por el máximo tribunal nacional en la acordada n° 23/2013.

  3. Estimo conveniente efectuar un breve relato de los hechos que motivaron el presente proceso.

    No se encuentra discutido por las partes que el día 9 de enero de 2014, aproximadamente a las 16.00 hs., hubo un Fecha de firma: 13/07/2018 Alta en sistema: 21/08/2018 Firmado por: S.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: RICARDO LI ROSI, JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.M., JUEZ DE CAMARA #16613336#203025054#20180801093603909 accidente de tránsito en la intersección de las calles Mendoza –por donde circulaba el menor N.F., hijo de los actores, en la motocicleta marca Yamaha 110 cm3, dominio 132-HKH- y C.G. –por la que lo hacía el demandado A.E.C., al mando del vehículo Volkswagen Gol, dominio HFU 136- de la localidad de 9 de Julio, Provincia de Buenos Aires. Tampoco se cuestiona que en el lugar del accidente no existía señalización lumínica, y que a raíz del accidente el motociclista sufrió graves lesiones que originaron su deceso el 16/1/2014. Además, esto se encuentra corroborado por las constancias de la causa penal n.° 09-00-

    000370-14, caratulada “C., A.E. s/ Homicidio culposo”, tramitada ante la UFIyJ n.° 6, del Departamento Judicial de Mercedes, provincia de Buenos Aires, que en fotocopias certificadas tengo a la vista.

    Los demandantes dijeron que el Sr. C. no respetó la prioridad de paso con la que contaba el menor por circular desde la derecha de la bocacalle, y que aquel realizó una maniobra de aceleración para ganar el cruce de la arteria, ya que el motociclista había llegado primero a la encrucijada (fs. 18). Por el contrario, los emplazados alegaron que el Sr. C. había ingresado a la intersección bastante antes de que lo intentara el motorista, quien lo habría hecho a excesiva velocidad, por lo que habría perdido la prioridad de paso de quien ingresa a la bocacalle desde la derecha (fs. 67 vta. y 83 vta.). Asimismo sostuvieron que el occiso era menor de edad y por lo tanto no tenía licencia de conducir, y que no llevaba puesto el casco protector.

    El Sr. juez de grado, luego de analizar las pruebas producidas en autos, concluyó que los emplazados no demostraron que el Sr. C. había ingresado primero a la intersección, y por lo tanto no lograron enervar la prioridad de paso con que contaba el occiso. Añadió que la falta de registro habilitante Fecha de firma: 13/07/2018 Alta en sistema: 21/08/2018 Firmado por: S.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: RICARDO LI ROSI, JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.M., JUEZ DE CAMARA #16613336#203025054#20180801093603909 Poder Judicial de la Nación CAMARA CIVIL - SALA A para conducir no incide en la atribución de responsabilidad, y que la supuesta ausencia del casco reglamentario no quiebra la relación de causalidad entre el riesgo creado y el daño. Asimismo, indicó que tampoco se probó que la falta del casco fuese determinante en el fallecimiento de la víctima. En definitiva, consideró que los demandados no lograron demostrar la eximente por ellos invocada (hecho de la víctima), en los términos del art. 1113, segundo párrafo, segunda parte, del Código Civil. Por consiguiente –como ya lo adelanté-, hizo lugar a la demanda.

  4. Los emplazados cuestionan la responsabilidad que el anterior magistrado les atribuyó, pues consideran que no valoró correctamente la prueba, y peticionan que se modifique la sentencia en crisis y se rechace la demanda a su respecto.

    Alegan que los deterioros de los vehículos -según las fotografías obrantes en estas actuaciones y en la causa penal- y el carácter de embestidor de la motocicleta informado por el perito mecánico indicarían que el demandado habría ingresado a la bocacalle antes que el occiso, quien, de acuerdo a las referidas fotografías, habría circulado a excesiva velocidad. Se quejan de que el colega de grado no haya tenido en cuenta que el menor no estaba habilitado legalmente para conducir por no contar con la edad requerida, lo cual implicaría una presunción de impericia en su contra. Asimismo, los recurrentes se agravian de la valoración realizada por el Sr. juez de grado respecto de la falta de uso de casco del menor. Por último, se quejan porque el anterior sentenciante omitió expedirse respecto de la culpa in vigilando de los padres invocada al contestar la demanda. Por estos motivos peticionan que se modifique la sentencia en crisis y se rechace la demanda a su respecto, pues consideran que se acreditó el hecho de la víctima.

    Como correctamente se afirma en el fallo de primera instancia, el caso encuadra en el segundo supuesto del Fecha de firma: 13/07/2018 Alta en sistema: 21/08/2018 Firmado por: S.P., JUEZ DE CAMARA Firmado por: RICARDO LI ROSI, JUEZ DE CAMARA Firmado por: H.M., JUEZ DE CAMARA #16613336#203025054#20180801093603909 segundo párrafo del artículo 1113 del Código Civil, razón por la cual los damnificados solo...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR