Evalúan reabrir las paritarias o acordar el pago de un bono

 
EXTRACTO GRATUITO

La urgencia por descomprimir los conflictos callejeros y ofrecer alternativas para atenuar la caída sin freno del peso abrió un nuevo debate en la cima del Gobierno. Se evalúan ahora nuevas medidas, al margen del paquete anunciado por el presidente Mauricio Macri tres días después de la derrota en las PASO, que contempló un desembolso de $40.000 millones, entre mejoras salariales, aumentos a beneficiarios de planes sociales y exenciones para pequeñas y medianas empresas.Las iniciativas que están en evaluación consisten en la posibilidad de reforzar la ampliación de las partidas presupuestarias para los comedores barriales y habilitar la revisión de las paritarias o la cesión de un bono no remunerativo para trabajadores registrados. Así lo confirmaron a LA NACION fuentes oficiales y sindicales.A la espera de que la economía muestre señales de estabilidad, la ministra de Salud y Desarrollo Social, Carolina Stanley, tiene en carpeta avanzar en la ampliación o reasignación de partidas presupuestarias para los comedores barriales, aseguran con mesura fuentes oficiales.Stanley recibirá mañana a la cúpula de la CGT, que articuló en tándem con los movimientos sociales y con sectores de la Iglesia para reclamar la semana pasada que se decrete la emergencia alimentaria. Los gremios pedirán que se aumenten los montos de la Asignación Universal por Hijo (AUH) y de las asignaciones familiares, a pesar de haber sido ya abarcados en los anuncios post-PASO.En paralelo, el ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica, explora un acuerdo con empresarios y gremialistas para revisar los acuerdos paritarios o para habilitar un bono no remunerativo para morigerar la inflación, que podría cerrar el año con una marca superior a la de 2018, que fue de 47,6%, según proyecciones privadas. El pago extra o la revisión de los acuerdos salariales se concretaría después de precisar la inflación de agosto y septiembre. No antes."Si, en el peor de los casos, la inflación de agosto y septiembre suma 10 puntos, recién entonces se abrirán las paritarias o el bono. No todos los sectores lo podrán afrontar. No queremos causar un estrés financiero en rubros que no están bien", evaluó un funcionario acostumbrado a administrar crisis.Canal de diálogoEl miércoles a la noche, mientras los piqueteros instalaban un acampe en las puertas del Ministerio de Desarrollo Social, se reabrió un canal de diálogo con la cúpula de la CGT para que oficie de intermediaria entre los movimientos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA