La especulación sobre la Argentina disparó el valor de la soja en Chicago

 
EXTRACTO GRATUITO

La incertidumbre generada por los excesos hídricos que afectan amplias zonas agrícolas de la Argentina, justo en el momento en que las cosechadoras deberían trabajar en forma incesante para levantar la producción de soja y maíz de los campos, habilita todo tipo de especulaciones en cuanto a eventuales pérdidas. Por caso, ese beneficio fue bien usufructuado ayer por los fondos de inversión que operan en la Bolsa de Chicago, que impulsaron alzas superiores al 3% sobre los precios de la oleaginosa tras calcular mermas de hasta 10 millones de toneladas en la producción de soja argentina, que quedaría así en torno de los 49 millones.

Al cierre de los negocios en la plaza estadounidense, las pizarras mostraron subas de US$ 11,48 y de 11,67 sobre los contratos mayo y julio de la soja, cuyos ajustes fueron de 362,11 y de 365,51 dólares por tonelada. Para llegar a estas mejoras resultó fundamental la compra de 25.000 contratos, equivalentes a poco más de 3,4 millones de toneladas, por parte de los fondos especuladores.

"La producción argentina es clave en estos momentos para el mercado global, sin embargo, plantear pérdidas del orden de los 10 millones de toneladas me parece una exageración", dijo a LA NACION Adrián Seltzer, de la corredora Granar SA. El especialista calculó un rango posible de mermas de entre 4 o 5 millones de toneladas. "Más allá del volumen, sí habrá mucha pérdida de calidad en las sojas de primera, y es posible que en algunas zonas resulte necesario importar soja extrazona o esperar la soja de segunda para poder mezclar y evitar descuentos muy importantes e incluso rechazos de camiones en puertos y en fabricas", explicó.

Pero la ola de rumores ayer no se agotó en el volumen de la cosecha argentina. Según indicó Marcelo Accari, de la corredora Morgan, García Mansilla y Cía. SA, desde Chicago se recibieron consultas por la eventual caída de la molienda de abril en la Argentina. "El volumen de 4,6 millones de toneladas de molienda que ellos esperaban ver en mayo, primero lo bajaron a 4,2, y poco después ya estaban hablando de 3,6 millones", detalló el especialista, para quien la valoración externa de la caída de la molienda perece "muy apresurada". En cuanto a la cosecha, para Accari resulta "prudente pensar en una pérdida superior al 5% de la producción proyectada".

Firmeza doméstica

En el epicentro de la noticia, las fábricas volvieron a favorecer a los vendedores que comprometieron las entregas más cortas y los volúmenes más...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA