Después del blanqueo

 
EXTRACTO GRATUITO

El blanqueo culminó con resultados más exitosos de los que se esperaban. Este programa, junto con la salida del default y la eliminación del cepo cambiario, ha conformado el conjunto de medidas económicas más trascendentes de los primeros 16 meses de la gestión de Mauricio Macri.

El total del monto blanqueado alcanzó los 116.800 millones de dólares. El 80 por ciento de los bienes y valores que conforman este monto están y permanecen en el exterior. A la vista del importante resultado, se confirma lo acertado que fue no exigir el retorno al país de los valores declarados. En todo caso, eso sucederá gradualmente según evolucione la situación del país. Debe destacarse también el lado fiscal del blanqueo. La AFIP ha recaudado 148.600 millones de pesos, casi 10.000 millones de dólares, en concepto de las multas y cargos, que han sido derivados a la Anses. Esta suma duplica lo requerido por el programa de reparación a los jubilados, por lo tanto constituye un importante alivio para la crítica situación fiscal. Si bien este recurso es por una única vez, el blanqueo engrosa la base imponible, lo que posibilitará una mayor recaudación tributaria en el futuro.

Del total blanqueado, un 77 por ciento corresponde a dinero y colocaciones líquidas y un 23 por ciento a inmuebles y activos fijos. El número de personas participantes fue de 244.512 y el de empresas 9.780. El promedio por contribuyente alcanzó a 460.000 dólares.

El éxito del blanqueo encuentra dos razones principales. Una es la confianza que el actual gobierno ha podido transmitir a quienes en el pasado fueron reacios a exponer sus bienes por temor a confiscaciones y abusos impositivos. Otra importante razón fue el temor a que los patrimonios en el exterior no declarados sean identificados e informados a la autoridad recaudadora local. Esto no es una mera hipótesis sino una realidad frente al actual avance de la tecnología informática, así como la mayor flexibilización internacional del secreto bancario a causa de la lucha contra el narcotráfico y el terrorismo. El gobierno argentino y la AFIP han suscripto acuerdos de intercambio de información con los principales países, incluyendo los referidos a bancos con filiales en paraísos fiscales. Si algo faltaba, fue concretado a comienzos de este año al suscribirse el acuerdo de intercambio de información con los Estados Unidos.

La exteriorización de fondos que no estaban declarados remueve un impedimento para su aplicación a la compra de activos...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA