Recreación, deporte y ciudad

Autor:Roberto Dromi
Páginas:577-590
RESUMEN

1. La recreación y el deporte, actividades de unión. 2. Deporte e identidad cultural. a. El deporte es para todos. b. El deporte debe ser respetado. c. El deporte es también espectáculo. 3. La ciudad y el fútbol. 4. La gestión de las entidades deportivas de fútbol. a. Modificar los estatutos de las asociaciones civiles deportivas. b. Reducir el "costo Estadio". c. Promover la inversión en clubes... (ver resumen completo)

 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Page 577

1. La recreación y el deporte, actividades de unión

El transcurso de la historia y el desarrollo de la sociedad han determinado que se fueran explicitando el reconocimiento de nuevos y distintos derechos al hombre, consecuencia de las realidades que se presentan.

Hoy, no existe duda alguna, que la recreación y el deporte constituyen derechos sociales que permiten al hombre un desarrollo1completo e integral de su persona, una mejor calidad de vida y el logro de su bienestar2.

Asimismo se considera que la recreación y el deporte son un servicio público, son actividades de base como la seguridad, la edu-Page 578cación, la salud. por ello, el Municipio es el primer responsable en brindarle al vecino una variada y múltiple oferta de programas con alternativas de ocio, recreación y deporte sustentada en principios de equidad, flexibilidad y participación libre e igualitaria. El Municipio debe, entonces, promover y apoyar las actividades de interés social que tiendan a complementar el bienestar de la persona y de la comunidad.

La Ciudad debe brindar a todos el acceso a las actividades recreativas y deportivas independientemente de la condición socioeconómica, edad y capacidades.

La recreación y el deporte deben ser instrumentos que fomenten la convivencia en los espacios urbanos, pues son elementos de interacción e integradores de la vida cotidiana.

La recreación en la Ciudad debe estar garantizada por una oferta con parques, teatros, espectáculos, actividades lúdicas, museos, gimnasios municipales, polideportivos, colonias de vacaciones, clubes sociales y deportivos, etc. que puedan ser disfrutados por todos los habitantes, que brinden placer, disfrute, distensión y seguridad al vecino, contribuyendo al mejoramiento de su calidad de vida. Con la recreación y el deporte se fomenta la amistad, los lazos familiares, el trabajo en equipo, la resolución de conflictos, el empleo creativo del tiempo libre.

Nuestra sociedad, dijimos, se caracteriza por una crisis de valores donde la solidaridad ha sido reemplazada por el egoísmo, el razonamiento por la astucia, un vivir donde el consumo y el éxito están sobrevaluados, todo ello lleva a una sociedad desordenada, llena de frustraciones y enojos que descarga contra sí misma.

Contravalores que se viven también en la práctica deportiva como son el juego sucio, las envidias, la intolerancia, la soberbia, la agresividad, la violencia. Se necesita, pues, de una transformación urgente para revertir la situación.

De ahí la importancia de estas actividades, pues ellas permiten "acercar" a la gente, son elementos de cohesión e inclusión que permiten compartir principios y valores. Valores que hacen a la con-Page 579vivencia pacífica en la Ciudad y que son también valores que hacen a la sana práctica deportiva: creatividad, respeto, responsabilidad, solidaridad, disciplina, participación, honestidad, cooperación, esfuerzo, compañerismo, superación, tolerancia, trabajo, práctica.

2. Deporte e identidad cultural

En efecto, entendemos que el deporte y su manifestación en distintas disciplinas nos identifica frente al mundo globalizado. no podemos negarle a Brasil, a Alemania, a inglaterra, a Argentina, a uruguay su tradición deportiva, principalmente en fútbol.

El fútbol tiene un alto grado de penetración en nuestra sociedad y genera sentimientos de pertenencia, diferenciación y fidelidad, es un fenómeno cultural que hace a la identidad de las personas. Es típico de nuestra idiosincrasia preguntar apenas se conoce a alguien de qué cuadro es "hincha". Esto nos da la pauta, pues, que debe considerarse que existe un derecho subjetivo a la identidad deportiva, como una faceta más que hace al desarrollo integral de la persona, en tanto y en cuanto hace a su inserción como formando parte de una comunidad de ideales deportivos.

Esta identidad obliga a pensar que:

a El deporte es para todos

Es decir que la práctica ociosa deportiva del ciudadano, exige la existencia de una infraestructura suficiente de instalaciones, mediante iniciativa privada, pública o mixta para que todos los vecinos puedan realizar dicha actividad.

Asimismo, la Constitución nacional3, al incorporar una serie de tratados y pactos relativos al reconocimiento y protección de los derechos humanos nos conduce a la idea de la recreación y delPage 580 deporte como derechos de todos los habitantes. por su parte la Constitución de la Ciudad de Buenos Aires4 afirma que la Ciudad promueve la práctica del deporte y las actividades físicas. y en igual sentido lo hacen las Constituciones provinciales y muchas de las Cartas orgánicas municipales.

b El deporte debe ser respetado

Nos referimos aquí al deporte como elemento que permite el desarrollo de habilidades motrices, el deporte en las escuelas y también el deporte de alto rendimiento, es decir aquel que se desarrolla con vistas a un desenvolvimiento profesional.

Nuestro tiempo es testigo de un afán por ser deportistas profesionales, existe una desesperada ambición por "salvarse" a través de la práctica del deporte. Es muy común que los padres lleven a sus hijos desde temprana edad a los clubes a "probarse", pareciera ser que las viejas aspiraciones y orgullos de "m'hijo el dotor" fueron suplantadas por los deseos de ser padres de un deportista que "seguramente" generará mayores ingresos económicos en menor tiempo y con menos esfuerzo que aquel que decida estudiar.

Se hace deporte por vocación5, como se estudia para ser un buen ingeniero o un buen médico.

c El deporte es también espectáculo

La palabra "deporte" significa "placer"; surgió en el siglo Xiii y deriva del antiguo deportarse, divertirse, descansar, y éste del latín deportare, trasladar, transportar (pasando quizá por distraer la mente); en el sentido moderno de actividad al aire libre con objeto de hacer ejercicio físico.

Page 581

Y para muchos no hay mayor alegría que ver un buen espectáculo deportivo, donde el protagonismo de los deportistas tiene un correlato necesario con el que adquieren los espectadores, motivados por la competencia que se libra entre adversarios en el desarrollo de la justa.

3. La ciudad y el fútbol

El deporte más practicado en el país es el fútbol. y de eso no hay dudas. tímidamente van avanzando otros deportes que van logrando instalarse, cosa curiosa, primero a nivel mundial como el tenis, el hockey, el voley, el basket, el boxeo e incluso el polo, para luego ir cobrando adeptos a nivel nacional. pero el fútbol es pasión, porque es un deporte nacional, que nos identifica tanto como el dulce de leche o el tango.

En la Ciudad de Buenos Aires están los grandes equipos. Cada barrio, incluso tiene su equipo: nueva Chicago es Mataderos, Ferro Carril Oeste es Caballito, Argentino Juniors, es La paternal, River plate es núñez, Boca Juniors es la Boca, Vélez Sarsfield es Liniers, etc., otros en su área metropolitana como independiente y Racing en Avellaneda, Quilmes en Quilmes, Lanús en Lanús, Arsenal de Sarandí, Bandfield, en Banfield.

Vale decir el fútbol como espectáculo tiene "sede oficial" en la "Gran Ciudad" y en sus alrededores.

En la Ciudad de La plata están Estudiantes y Gimnasia; en Rosario, newell's Old Boys y Rosario Central...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA