Denuncian anomalías en una elección sindical clave

 
EXTRACTO GRATUITO

Incumplimiento en los plazos de la convocatoria a elecciones, denuncias de irregularidades, maniobras para bloquear a la oposición y un padrón con fallecidos y documentos de identidad inexistentes. En este contexto, se renovarán entre hoy y mañana las autoridades del Sindicato de Obreros del Tabaco, una organización que es conducida por el barrionuevista Juan Martini desde hace 32 años.

La pulseada por el gremio, que reúne a unas 1500 personas y cuyo poder radica únicamente en Capital Federal y Buenos Aires, esconde otro interés, más allá del sillón de mando: la administración de millones de pesos que ingresan a la entidad provenientes del Fondo Especial del Tabaco y que deberían ser destinados a la obra social.

Martini, de 84 años, deberá esta vez dar un paso al costado. Su edad ya le impide ir en busca de otro mandato, aunque se postulará como vocal, en una jugada para no ceder protagonismo y seguir de cerca los movimientos de su delfín: Ricardo Zaro, su secretario adjunto y a quien impulsa para la secretaría general.

En la vereda de enfrente, se ubica Marcelo Valenciano, delegado gremial en la empresa Massalin Particulares, y quien denunció en el Ministerio de Trabajo una serie de irregularidades en el camino a los comicios.

El conflicto que obligó la intervención de la cartera laboral que encabeza Carlos Tomada fue cuando Martini intentó adelantar casi ocho meses las elecciones para neutralizar a sus opositores y evitar que puedan constituir una lista alternativa.

Sin embargo, a Martini la jugada no le salió redonda. En el expediente 1.623.557/2014 se le objetó no cumplir con los plazos que establece la ley para convocar a las urnas y se autorizó la participación de sus oponentes, a quienes lidera Valenciano, de la Agrupación Blanca. La disputa, incluso, habría generado algún cortocircuito en la cúpula ministerial, entre Tomada y la directora nacional de Asociaciones Sindicales, Elena de Otaola.

Martini, integrante de la CGT Azul y Blanca, que encabeza Luis Barrionuevo, preside el gremio desde 1983. El Sindicato de Obreros del Tabaco recibe millones de pesos provenientes del Fondo Especial del Tabaco, que por ley reparte el 7% de las ventas de cada paquete de cigarrillos entre las provincias productoras. Un porcentaje del monto a distribuir se direccionaría a los...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA