Decreto N° 72/05

Firmantes:Ibarra - Telerman - Albamonte - Fernández
Jefe de Gobierno:Aníbal Ibarra
Emisor:Gobierno de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires
Fecha de la disposición:14 de Enero de 2005
 
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

GOBIERNO DE LA CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES

DECRETO N° 72/ 05

VETA EL PROYECTO DE LEY N° 1.578 - LEY DE REINSERCIÓN DE FAMILIAS EN SITUACIÓN DE CALLE

Buenos Aires, 14/01/2005

Visto el proyecto de Ley N° 1.578 y el Expediente N° 82.147/04, y,

CONSIDERANDO:

Que la Legislatura de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires en su sesión de fecha 9 de diciembre de 2004, sancionó la Ley indicada en el visto por el cual se crea la Operatoria Apoyo a las Familias en Situación de Calle;

Que, por la citada ley se dispone, en el art. 6°, inciso 1) el alojamiento en Refugios Familiares por seis meses renovable, lo que resulta sumamente riesgoso de manejar sino existe una alternativa cierta de obtención de una salida definitiva pudiendo suceder que se produzca una cronificación de la población allí alojada;

Que, teniendo en cuenta la paupérrima situación en que se encuentra la población a la que tiene por objeto este proyecto sería imposible por parte de ésta demostrar una capacidad económica sustentable en el tiempo (atento el carácter estructural de la pobreza en nuestro país) aunque sea mínima para acceder al subsidio con destino a la locación de inmuebles con seguro de caución, o bien adquisición de vivienda con la modalidad leasing como prevé el presente proyecto en el art. 6°, incisos 3 y 4;

Que, en parejo orden de ideas, y para el supuesto de compras de inmuebles destinados a viviendas para los beneficiarios de los programas sociales, si bien resulta imprescindible contar con la tasación oficial, a fin de evaluar el justiprecio del inmueble a comprar, es necesario viabilizar el trámite de compra de inmuebles, en los supuestos en los que el valor de venta, supere la tasación oficial;

Que, en este sentido el apartado 4) del artículo 56 del Decreto N° 5.720/72 reglamentario de la Ley de Contabilidad, establece que para la adquisición de inmuebles se requerirá la tasación oficial, la que determinará el valor máximo a pagar en la compra, el que sólo podrá ser superado cuando la ubicación y características del inmueble, o impostergables necesidades del servicio aconsejen pagar un precio mayor, circunstancias éstas que deberán ser justificadas con amplitud por la autoridad competente;

Que en relación al otorgamiento de viviendas en carácter de comodato cabe señalar que por un lado esta operatoria se viene implementando desde el Instituto de Vivienda de la Ciudad, y por otro lado la capacidad inmobiliaria de dominio público de esta ciudad no alcanza a dar una respuesta satisfactoria para las numerosas familias que se encuentran en situación de calle. El estado edilicio de dichos inmuebles al igual que el estado de ocupación de los mismos, hace muy difícil su disponibilidad, lo que traería aparejado el incumplimiento del principio constitucional de igualdad toda vez que se daría respuesta a una parte ínfima del universo poblacional con necesidad de esta asistencia;

Que, en efecto, para la ejecución del presente proyecto, resulta necesario establecer un procedimiento abreviado para las contrataciones que se realicen, respetando la transparencia de los procedimientos y la observancia de los principios establecidos en las normas vigentes;

Que a los efectos de conocer los supuestos en los que efectivamente se da la situación de calle, resulta imprescindible contar con una evaluación profesional sobre cada caso concreto respecto a condiciones sociales, capacidades de cada familia, sin que pueda establecerse a priori y en forma generalizada;

Que, siendo el acceso a la vivienda un derecho constitucional reconocido no corresponde a la administración solicitar una contraprestación como condición para el goce del mismo;

Que de acuerdo a lo previsto en art. 10 inc. e) la inscripción en los Programas dependientes de la Secretaría de Desarrollo Social es voluntario por parte de cada aspirante al beneficio, no pudiendo ser condición para el acceso a la operatoria prevista por este proyecto de Ley;

Que, por lo demás, si bien este Poder Ejecutivo comparte la intención del legislador en relación a la necesidad de paliar la situación de calle en que se encuentran las familias; es claro que las herramientas que se otorgan en dicho proyecto no resultan suficientes a los efectos de dar una respuesta eficaz a la problemática planteada en tiempo y forma razonable, acorde a los requerimientos de quienes padecen tal situación;

Que el objeto de la presente ley es cubrir la deficiencia habitacional de manera transitoria manteniendo los vínculos familiares, siendo necesario destacar que dicha circunstancia se encuentra cubierta por diferentes programas de la Subsecretaría de Gestión Social y Comunitaria dependiente de la Secretaría de Desarrollo Social;

Que en el mismo orden de ideas actualmente las familias y/o personas que se encuentran ante la situación de extrema emergencia habitacional, la cual no puede esperar respuestas que no sean inmediatas, encuentran diferentes alternativas de solución a través de los programas existentes, tales como el Programa para Familias en Situación de Calle creado por el Decreto N° 895-GCBA/02 que implica la percepción de un subsidio que brinda la posibilidad de que la familia elija donde alojarse respetando su voluntad y autonomía y resuelva en forma inmediata su emergencia habitacional;

Que otra de las formas de atención actual a esta problemática es el Programa Integrador para personas o grupos familiares en Situación de Emergencia Habitacional creado por el Decreto N° 607/97 que prevé el alojamiento en hogares propios del Gobierno o hogares conveniados con diferentes ONGs. Cabe aclarar asimismo que se está trabajando en la ampliación de esta operatoria a través de convenios con otras organizaciones;

Que desde la Subsecretaría de Gestión Social y Comunitaria se articula con el Instituto de la Vivienda de la Ciudad para facilitar a estas familias o personas el acceso a una vivienda definitiva a través de las diferentes operatorias con que cuenta este Instituto;

Que desde la Secretaría de Desarrollo Social, y en particular desde la Subsecretaría de Gestión Social y Comunitaria, se ha implementado la operatoria de Vivienda Transitoria para que aquellos grupos familiares agrupados en cooperativas, asociaciones civiles o mutuales con proyectos de vivienda definitiva, pueden acceder a viviendas transitorias subsidiadas por este Gobierno hasta la obtención de la vivienda estable;

Que en virtud de todo lo expuesto es que se considera inoportuno el cambio de normativa en este momento, lo cual obligaría a reformular todos los circuitos y programas en marcha, en el entendimiento de que lo que resulta necesario a fin de resolver esta problemática social tan acuciante es tiempo y recursos destinados a tal fin, y no un cambio de normativa tan radical como el que se propone por intermedio del...

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA